SOCIEDAD

El impactante final de 'Fucsia', un cortometraje navarro sobre la homosexualidad 'silenciada' en una profesión

El Pamplonés Javier Celay González se presenta con este proyecto audiovisual al Festival Rueda con Rueda.

Natxo Lapieza Fernández y Nicolás Garrido Murúa durante rodaje del cortometraje 'Fucsia'. CEDIDA
Natxo Lapieza Fernández y Nicolás Garrido Murúa durante rodaje del cortometraje 'Fucsia'. CEDIDA  

El director de cine navarro Javier Celay González ha grabado para el 'Festival Rueda con Rueda' un cortometraje titulado 'Fucsia' sobre una pareja homosexual y su historia de amor 'prohibído' y 'silenciado' desde un punto de vista clandestino en una habitación de hotel. 

"El cortometraje no habla de sexualidad, hay muchas capas, porque lo ves y la primera reacción es sobre la homosexualidad y el querer salir del armario, pero eso es lo que nos hace pensar todo el tiempo", afirma Celay.

"Realmente, en el desenlace, te das cuenta que ninguno de los dos están hablando de sexualidad, sino que lo han normalizado, por lo que la trama gira entorno al oficio de uno de los dos. El otro protagonista lo pasa tan mal que le pide constantemente que lo deje y se escapen juntos. Hay un doble sentido en las preguntas y, la ambigüedad del lenguaje, hace que parezca una historia, aunque realmente hablamos sobre otra, por lo que se consigue un impacto visual al final y que se destrocen los esquemas", explica Celay. 

Uno de los propósitos constantes del director en el cortometraje no es otro que remover conciencias y apelar a la reflexión del espectador. "Intento con este cortometraje impactar con la escena inicial, que es sexo puramente y ya eso te atrapa sin esperártelo", comenta Celay.

Además, el cineasta navarro cuenta una de las anécdotas más llamativas que han ocurrido con la publicación de 'Fucsia'. "Hay gente que lo ha puesto en su puesto de trabajo con el volumen alto y la primera escena es una relación sexual entre dos hombres".

"Lo que intento todo el tiempo es que el público se deje llevar por una historia pero que, al final, le haga reflexionar sobre muchas cosas en muy poco tiempo. Hay pensamientos sobre la homosexualidad pero, en esta ocasión, hablamos de un mundo en el que supuestamente está censurado, pero luego también sobre el amor entre dos personas del mismo sexo y como es su relación del día a día cuando es algo que está normalizado", cuenta el director.

El propio director navarro define su cortometraje como "una montaña rusa de emociones y un amor descontrolado" en la que "hay muchos sentimientos encontrados porque la pareja trabaja en el mismo sector, pero lo viven desde ángulos diferentes", expresa el navarro. 

"También choca la homosexualidad en esa profesión, lo tapan, no existe y era necesario mostrarlo porque nadie, durante el cortometraje intenta taparla. En el corto intento normalizar esta relación en este ámbito de la sociedad, lo que supone dar un paso de gigante", defiende Celay. 

El equipo de 'Fucsia' durante el rodaje del cortometraje. CEDIDA

Desde que se publicara el cortometraje en la red, han logrado más de 1.500 visitas. "Estamos muy contentos porque, además, los actores, Natxo Lapieza Fernández y Nicolás Garrido Murúa, también son navarros. El guión lo tenía escrito desde hace años, pero el año pasado ya empecé a materializarlo y a buscar actores", afirma Celay.

Otra de las curiosidades de esta proyección audiovisual es que, uno de los dos actores protagonistas, ha sido incorporación de última hora. "El rodaje lo paralizamos por la Covid-19. Posteriormente, uno de ellos estaba esperando una prueba PCR dos días antes y se bajó del barco, por lo que, quince minutos antes de retomar el rodaje hace dos meses, apareció Nicolás para sustituirlo. En ese momento paralizarlo era imposible y las 20 personas del equipo entraron en pánico. Lo realizamos en tiempo récord", señala el director.

Otra de las claves principales y puntos llamativos de 'Fucsia' es la ausencia de diálogo. "Uno de los dos protagonistas principales apenas habla, porque recoge el silencio. También es muy interesante la postura del monólogo porque una persona está hablando todo el rato sola y, sin embargo, tiene sentido la trama a pesar de no recibir contestación. Es muy interesante la comunicación no verbal", explica el director.

Finalmente, el navarro cuenta que aspira a dar el salto internacional con el cortometraje tras su proyección en el 'Festival Rueda con Rueda'. "Los ganadores entran directamente en la 'Semana de Cine Internacional de Valladolid', que está cerca del nivel de San Sebastián, porque está a un nivel muy alto del cine europeo". 

Al ser un corto presentado para este certamen, una de las condiciones era la aparición de un vino de Rueda, algo que siempre tuvo claro donde tenía que aparecer en la historia. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El impactante final de 'Fucsia', un cortometraje navarro sobre la homosexualidad 'silenciada' en una profesión