• viernes, 18 de junio de 2021
  • Actualizado 01:12

 

 
 

SOCIEDAD

Se cumplen 45 años de los graves incidentes de Montejurra en 1976: así fueron los hechos

Dos personas murieron en unos altercados entre grupos de carlistas rivales, unos de Carlos Hugo y otros de su hermano Sixto.

Carlistas en pleno ascenso a la cima de Montejurra. Cedida.
Carlistas en pleno ascenso a la cima de Montejurra. Cedida.

La transición española de la dictadura a la democracia tuvo uno de sus momentos sangrientos en los sucesos de Montejurra el domingo 9 de mayo de 1976. Las facciones enfrentadas de los carlistas midieron sus fuerzas. Los partidarios de Carlos Hugo y los de Sixto de Borbón

La tradición de subir a Montejurra el primer domingo de mayo viene del viacrucis anual que los carlistas llevaban llevaban a cabo en el monte en memoria de los requetés muertos en la guerra civil (1936-39). Con el tiempo, fue el único acto público en el que se protestaba contra Franco por las diferencias entre los carlistas y el Caudillo, pero se toleraba por el apoyo recibido en la guerra civil.​

Franco había muerto seis meses antes y en la convocatoria del 76 todo había cambiado. El movimiento carlista ya no era el mismo que había ayudado a las tropas franquistas a vencer la Guerra Civil. El legítimo heredero de los Borbón-Parma, Carlos Hugo, fundador del Partido Carlista, había girado hacía posiciones socialistas y había sido junto al Partido Comunista uno de los fundadores de la Junta Democrática.

De hecho, toda la familia Borbón-Parma había sido expulsada de España en 1968 y el tradicional 'Dios, Patria y Rey' había sido sustituido por el revolucionario 'Socialismo, Federalismo y Autogestión'. 

Los también graves incidentes del año siguiente (1969), cuando los carlistas tomaron prácticamente la ciudad de Estella en protesta por esa expulsión, obligaron al Gobierno franquista a preparar una estrategia para debilitar la línea oficial del carlismo.

El ambiente se caldeó semanas antes de la cita del 76 con otra convocatoria carlista en el mismo escenario, la de Sixto de Borbón, hermano menor de Carlos Hugo. Sus partidarios de ultraderecha trataban de recuperar el control sobre el movimiento carlista hacia el tradicionalismo político que esta corriente había defendido durante siglos.

Éstos ocuparon la cima de Montejurra la noche anterior al 9 de mayo para evitar la misa en lo alto, mientras que otro grupo avanzó desde el hotel Irache a pie hasta la explanada del Monasterio de Irache donde se iniciaba la subida.

Los dos grupos se enfrentaron, unos en la explanada, donde 'el hombre de la gabardina' disparó contra Aniano Jiménez Santos, conocido por su actividad sindical en las Hermandades Obreras de Acción Católica (HOAC). Cuando los partidarios de Carlos Hugo se acercaban a la cima fueron recibidos por disparos donde cayó Ricardo García Pellejero.

El amplio despliegue de efectivos de la Guardia Civil y de la Policía Armada no sirvió para evitar las dos muertes. Los agentes sólo intervinieron tras el ataque que costó la vida de las dos personas y decenas de heridos. De hecho, Sixto Borbón-Parma fue escoltado hasta Francia por agentes de la Policía. La Justicia nunca inició una investigación rigurosa, los únicos tres detenidos fueron puestos en libertad meses después con la Ley de Amnistía de 1977.

El Partido Carlista no fue legalizado, por lo que no pudo presentarse a las elecciones, pese a ser una de las pocas organizaciones que en marzo de 1977, cuando se anunciaron las elecciones del 15 de junio, fueron capaces de presentar de forma inmediata candidaturas completas en casi todas las circunscripciones electorales. El acto de Montejurra casi desapareció a partir de la llegada de los partidos políticos.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Se cumplen 45 años de los graves incidentes de Montejurra en 1976: así fueron los hechos