• lunes, 29 de noviembre de 2021
  • Actualizado 22:47

 

 
 

SOCIEDAD

Condenados por agresiones sexuales reciben terapia en la cárcel de Pamplona

Ahora mismo hay nueve internos, condenados por agresión sexual o delitos contra la libertad sexual, que han sido seleccionados como candidatos a recibir esta terapia.

Imagen de archivo de las celdas de una prisión. ARCHIVO
Imagen de archivo de las celdas de una prisión. ARCHIVO

Personas condenadas en la cárcel de Pamplona por delitos de agresión sexual van a recibir, desde este mes, terapia para el control de esta agresividad.

La realización dentro del centro penitenciario del Programa de Control de la Agresividad Sexual (PCAS), financiado al 100% por el Gobierno de Navarra, es una novedad que se ha hecho posible gracias a un convenio firmado entre el Ejecutivo foral e Instituciones Penitenciarias, dependiente del Ministerio del Interior.

Esta iniciativa, que en esta primera edición concluirá en 2022 pero que tiene visos de continuidad, será gestionada por personal del Instituto de Psicología Jurídica y Forense PSIMAE, adjudicatario del contrato para la atención terapéutica a víctimas y agresores de diferentes tipos de violencia, licitado por la Dirección General de Justicia.

Este programa ya se venía realizando a nivel ambulatorio (fuera de la prisión) desde hace varios años, y son actualmente seis personas las que lo reciben. No es habitual realizarlo dentro de centros penitenciarios pequeños, como el de Pamplona. De esta forma, se evita que los participantes deban ser trasladados a otras cárceles mayores si quieren recibir esta terapia, ha explicado el Gobierno de Navarra.

La introducción de este iniciativa terapéutica entre la oferta de atención a las personas reclusas de la cárcel de Pamplona responde a los principios del Modelo de Ejecución Penal en Navarra cuyas líneas estratégicas han quedado definidas recientemente y que tiene como principal objetivo la reinserción de las personas condenadas.

En este momento son nueve los internos de la cárcel de Pamplona - condenados por agresión sexual o delitos contra la libertad sexual - que han sido seleccionados como candidatos a recibir esta terapia.

Dicha selección inicial ha sido realizada por la Junta de Tratamiento del centro penitenciario, valorándose su voluntariedad a participar en el programa y otras cuestiones como qué proporción de su pena han cumplido ya.

Será ahora, en una primera fase de evaluación, cuando los especialistas responsables del programa realizarán la selección final analizando factores como la motivación de los hechos o su grado de reconocimiento de los mismos.

Esta primera fase continuará con la terapia individual de los candidatos seleccionados; y, más adelante, serán evaluados de nuevo para estudiar si pasan o no a una siguiente etapa de Terapia Grupal. La tercera y última fase es de seguimiento individualizado de cada uno de los participantes en el programa de atención terapéutica.

El calendario del Programa para el Control de la Agresividad Sexual (PCAS) comenzó el pasado 1 de abril con la primera fase, de estudio de candidatos y posterior terapia individual a los finalmente seleccionados. Las personas que reciban esta terapia tendrán un total de, aproximadamente, 10 sesiones semanales-quincenales hasta el 31 de agosto.

Posteriormente, el PCAS incluye una fase de Terapia Grupal, que está previsto desarrollar desde el 1 de septiembre de este año y hasta el mes de junio de 2022. Se plantean un total aproximado de 35 sesiones, que se celebrarán de manera semanal.

Esta fase grupal podría, no obstante, ser cambiada por una continuación de la atención individual tras valorarse la situación de cada interno.

El programa incluye una fase de seguimiento, con sesiones a uno, tres y seis meses, que tendrá lugar entre el 1 de julio de 2022 y el 31 de diciembre de ese año. No obstante, el PCAS se adaptará a la situación del interno puesto que podría darse el caso de que este se encontrase en tercer grado y fuera necesario supervisar la adaptación al exterior. En tal caso, se mantendría el vínculo con su terapeuta de referencia para que estuviera accesible a la persona bajo terapia en el caso de tener eventuales dificultades.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Condenados por agresiones sexuales reciben terapia en la cárcel de Pamplona