• martes, 26 de octubre de 2021
  • Actualizado 10:56

 

 
 

SALUD

La CUN desarrolla un sistema de asistencia técnica para el tratamiento de arritmias

La Clínica Universidad de Navarra ya ha tratado a más de 80 pacientes con este sistema innovador.

El Dr. García Bolao, director de Cardiología y Cirugía Cardíaca de la Clínica, durante un procedimiento con control técnico remoto. CUN
El Dr. García Bolao, director de Cardiología y Cirugía Cardíaca de la Clínica, durante un procedimiento con control técnico remoto. CUN

La Clínica Universidad de Navarra ha desarrollado, con la colaboración de Boston Scientific, un sistema de asistencia técnica remota para los procedimientos de ablación complejos, tratamiento de arritmias.

Se trata de un sistema innovador con el que se han tratado a más de 80 pacientes, y cuyos 50 primeros resultados se han publicado en la revista científica 'Journal of Interventional Cardiac Electrophysiology', ha informado la Clínica Universidad de Navarra en una nota.

"El trabajo en el laboratorio de electrofisiología y arritmias requiere un equipo humano multidisciplinar, en el que uno de los pilares es el de los ingenieros de campo, que colaboran en el manejo y configuración de los sistemas de navegación con los que realizamos las ablaciones cardiacas", ha detallado el doctor Ignacio García Bolao, director del Departamento de Cardiología y Cirugía Cardíaca de la clínica.

Según ha explicado, "normalmente, vienen de otras ciudades a prestar esa asistencia por lo que cuando se declaró el estado de alarma necesitábamos una solución". "Teníamos la idea de desarrollar algo que permitiera que el técnico se pudiera conectar y manejar el navegador de forma remota", ha señalado.

De este modo, el equipo ha adaptado una tecnología utilizada en otros contextos, como el control de tráfico aéreo o la gestión remota de plantas industriales, denominada Remote System Operation (RSO). Se ha empleado un hardware para replicar el navegador en el ordenador remoto del técnico, desde el cual tiene acceso y control total sobre las pantallas, el teclado y ratón (KVM).

"Tenemos, además, una comunicación continua de forma bidireccional tanto de audio como de vídeo, por lo que podemos seguir interactuando sin afectar a la asistencia del paciente", ha explicado.

Asimismo, durante el estudio de los 50 primeros casos, han ido perfeccionando la herramienta hasta obtener una latencia inapreciable (retardo temporal en la conexión). "El acceso remoto nos permite ofrecer la paciente la mejor asistencia posible, ya que el técnico más adecuado puede no estar disponible para viajar, pero sí para conectarse y realizar su trabajo en el navegador e interactuar con los médicos de la misma manera que si lo hiciera presencialmente. Además, mejora las posibilidades de formación de técnicos y médicos, que pueden seguir el procedimiento de forma simultánea", ha destacado el doctor García Bolao.

Miembros del equipo de Cardiología y Cirugía Cardíaca de la Clínica implicados en el proyecto publicado en la revista Journal of Interventional Cardiac Electrophysiology. CUN

En este sentido, ha remarcado que se trata de un avance que ha cobrado especial relevancia durante la pandemia por Covid-19, ya que "no sólo ha posibilitado mantener la asistencia a pacientes con enfermedades cardíacas sino que también ha contribuido a hacerlo de forma más segura reduciendo el número de contactos durante la intervención".

La posibilidad de mantener la asistencia durante el pasado año ha favorecido que el equipo de Cardiología y Cirugía Cardíaca de la Clínica Universidad de Navarra haya alcanzado el millar de pacientes con arritmias complejas tratadas con el equipamiento Rhythmia, lo que constituye "la serie de pacientes más extensa de España y una de las tres más extensas de toda Europa".

Este sistema de navegación lleva a cabo un mapeo del corazón para que el procedimiento posterior de ablación (tratamiento empleado para las arritmias cardiacas) sea más exacto, ya que gracias a su elevada resolución, el especialista puede determinar la localización exacta de la arritmia.

"El Rhythmia ofrece una precisión mayor que los sistemas convencionales, permite interpretar más rápidamente los mecanismos de las arritmias complejas y con el que, en algunos tipos de arritmia, obtenemos unos resultados de ablación francamente mejores", ha concluido el especialista de la Clínica Universidad de Navarra.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La CUN desarrolla un sistema de asistencia técnica para el tratamiento de arritmias