SOCIEDAD

'Caza al castellanohablante': regionalistas y populares critican la obsesión del Gobierno de Navarra por imponer el euskera

UPN y PPN piden al Gobierno que no pase por alto los derechos de las personas que hablan castellano y piden "igualdad".

José García (PP), José Javier Esparza (UPN) y Ana Beltrán (PPN) en el pleno del Parlamento de Navarra. IÑIGO ALZUGARAY
José García (PP), José Javier Esparza (UPN) y Ana Beltrán (PPN) en el pleno del Parlamento de Navarra. IÑIGO ALZUGARAY

UPN y PPN han exigido al Ejecutivo foral que no pase por alto los derechos de las personas que se expresan en castellano y han pedido que no imponga el euskera como ya avanzó el propio Gobierno de Navarra tras decidir someter a participación pública el Plan estratégico de política lingüística 2016-2019 con el que se pretende promover el aprendizaje de esta lengua.

En este sentido, los regionalistas navarros han pedido que “se respete la libertad de todos los navarros para elegir si quieren o no aprender euskera" y añaden que se apueste por "la igualdad real de oportunidades".

"El que no sabe euskera no tiene que ser un ciudadano de segunda con menos oportunidades", han sostenido los regionalistas y que, además, han apuntado que la promoción del euskera no puede obviar que más del 90 % de los navarros tiene como lengua materna el español.


Al respecto han añadido que entre los euskaldunes la mitad reconoce tener un mejor conocimiento del castellano que del euskera e incluso en la zona vascófona son mayoría tanto quienes tienen al español como lengua materna, como los hogares en los que ésta es la lengua habitual.

"Una abrumadora mayoría no puede ser discriminada por una obsesión lingüística", han aseverado. Tras recordar que "el euskera no es lengua oficial en toda la Comunidad foral", han pedido "que se respete la realidad lingüística de Navarra", que es "plural desde el punto de vista lingüístico y cultural".

Además, UPN ha incidido en que el "haber aprendido una lengua en el centro escolar no puede otorgar un acceso privilegiado a la función pública, ni mucho menos crear una obligación en quienes no conocen esa lengua".

Para la formación regionalista es "adecuado animar a los euskaldunes a utilizar y mejorar su nivel de conocimiento de la lengua", pero añade que "la realidad es que los planes de normalización aplicados por el nacionalismo en el País Vasco han tenido como resultado la marginación de los no euskaldunes, algo que no se puede permitir que se repita en Navarra"

Finalmente advierte que "el favoritismo hacia una minoría sólo puede tener como resultado un deterioro de la convivencia". En su opinión, "la mejor medida para prestigiar el euskera es despolitizarlo".

 

"EN NAVARRA MENOS DEL 15% DE LA POBLACIÓN HABLA EUSKERA"

Por su parte, la portavoz parlamentaria del PPN, Ana Beltrán, ha asegurado que "el Gobierno del cuatripartito vuelve a mostrar su verdadera cara, la de gobernar sólo para una minoría de los navarros".

La portavoz popular ha señalado que todas las encuestas sociolingüísticas reflejan que "en Navarra menos de un 15 % de la población habla euskera", sin embargo el "Gobierno de Navarra pretende imponer esa lengua en la Administración, con puestos de trabajo en los que se requiera euskera, lo que va a condenar a los castellanoparlantes a no poder acceder a ellos".

Ha citado en concreto la V Encuesta Sociolingüística, última de la que se conocen datos, que "decía concretamente que sólo el 11,6 % del total de la población Navarra es bilingüe" y añade que es "sólo para ellos para los que quiere gobernar Barkos".

La popular ha afirmado que esto no les pilla por sorpresa, ya que "una de las primeras medidas que adoptó el Gobierno fue la de modificar el Decreto que regula la utilización del escudo y símbolos del Gobierno de Navarra, adoptando la forma bilingüe pero, sobre todo, priorizando el euskera sobre el castellano".

Esto, en su opinión, refleja "lo que de verdad les preocupa, no el bienestar de los navarros, sino la división, el enfrentamiento y la utilización política del euskera".

Como otro aspecto "muy preocupante", la portavoz popular ha mencionado "el anuncio de que también se va a potenciar e incentivar el uso del euskera en establecimientos privados, como comercios o empresas, e incluso se va a hacer una ley al respecto", ya que esto "puede acabar convirtiéndose en una caza de brujas, igual que ha ocurrido en Cataluña, donde incluso se multa a quien no rotule en catalán".

Beltrán ha añadido que no creen en "imposiciones de ningún tipo" y asegura que no lo van a permitir.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
'Caza al castellanohablante': regionalistas y populares critican la obsesión del Gobierno de Navarra por imponer el euskera