• domingo, 11 de abril de 2021
  • Actualizado 17:27

 

 
 

MOVILIDAD

El carsharing, una opción que nos permite disfrutar del coche sin tener que pagar mantenimiento

Este modelo de transporte sostenible es perfecto para quienes hacen un uso esporádico del coche.

Un coche de carsharing en un aparcamiento. CEDIDA
Un coche de carsharing en un aparcamiento. CEDIDA

Aunque es cierto que corren buenos tiempos para la adquisición de un nuevo coche gracias al Plan MOVES 2020, aún así algunas persona no desean dar el paso, ya sea porque hacen un escaso uso de él o sus condiciones económicas no se lo permiten. En este caso, ¿tenemos que renunciar a los lujos de conducir un automóvil? Pues ya te adelantamos que no, pues opciones como el ‘carsharing’ nos ponen a tiro de piedra infinidad de vehículos que podremos usar cuando se nos antoje.

Es posible que no estés muy informado acerca de las posibilidades del ‘carsharing’ o coches multiusuario, aunque en Navarra empezaron a funcionar en 2012. En cualquier caso, conviene explicar que estamos ante un modelo de transporte en el que podemos alquilar un coche por cortos espacios de tiempo. Muchas de estas plataformas cuentan con el respaldo de los grandes fabricantes de automóviles, como el grupo Renault que es propietaria de Zity, o Share Now que aúna las flotas de BMW y Mercedes.

La propuesta es simple, pues ponen un coche a nuestra disposición sin tener que preocuparnos por gastos como seguros de coche, mantenimiento, reparaciones o haber pasado la ITV, pues todo corre de cuenta de la empresa responsable del ‘carsharing’ a la que únicamente tendremos que abonar el alquiler. Otra de sus grandes bazas es que se abre ante nosotros una moderna oferta de coches en la que, por supuesto, no faltan los vehículos eléctricos con cero emisiones que resultan indispensables para circular sin cortapisas por ciertas ciudades, como Madrid o Barcelona.

No obstante, es cierto que la revolución que supuso el coche compartido se frenó en seco tras la irrupción de la COVID-19, pues los usuarios recelaban a la hora de emplear un automóvil que antes había conducido otra persona. 

Por este motivo, las empresas del sector se han puesto manos a la obra para cumplir, como cualquier otro negocio, con los protocolos necesarios que impone el virus. Así, se ha establecido la obligatoriedad del uso de mascarillas y se higienizan los vehículos tras cada uso con la intervención de máquinas de ozono que purifican el aire del interior.

Sin duda, no podemos pasar por alto la importante aportación medioambiental que suponen este tipo de negocios dado que, según estimaciones realizadas por las propias empresas, un coche de carsharing elimina una media de diez coches privados. En definitiva, estamos ante un modelo de movilidad sostenible.

Pero sí, es cierto que el nuevo plan Renove que acaba de lanzar el Gobierno nos ha puesto a tiro de piedra reemplazar nuestros viejos automóviles de diez años por modelos más sostenibles. Pues no podemos olvidar que para muchos el coche resulta tan imprescindible como el aire que respiran pues lo precisan, por ejemplo, para llevar a sus hijos al colegio, acudir al trabajo a diario o, simplemente, viajar con la confianza de conocer al dedillo los engranajes del coche que se pilota. En definitiva, si su uso es indispensable, quizás estemos ante un buen momento para jubilar nuestro viejo coche.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El carsharing, una opción que nos permite disfrutar del coche sin tener que pagar mantenimiento