SOCIEDAD

Por un final digno y definitivo: se inicia una campaña en change.org para que ETA no ponga el contador a cero

Reivindica que se esclarezcan los crímenes sin resolver, que no haya más homenajes a terroristas y el respeto a todas las víctimas.

Campaña de change.org sobre el fin de ETA.
Campaña de change.org sobre el fin de ETA.  

Con el objetivo de que el fin de ETA no edulcore su pasado sangriento ni queden olvidadas todas las víctimas que la banda terrorista dejará tras de sí, se ha puesto en marcha una campaña en change.org para evitar que ETA "ponga el contador a cero".

La iniciativa parte del prestigioso filósofo Fernando Savater; la diputada del Parlamento Europeo y expresidenta de la Fundación Víctimas del Terrorismo Maite Pagazaurtundua; el sociólogo y exdirigente del PNV Joseba Arregi; la presidenta del Colectivo de Víctimas del Terrorismo (COVITE), Consuelo Ordóñez; el político Teo Uriarte; y los escritores Martín Alonso y Luis Castells.

Según sus argumentos, ETA no ha cumplido los mínimos necesarios para un fin con justicia, ya que no ha aportado la información sobre los autores materiales de cientos de asesinatos, que no está a disposición de las familias, la sociedad y la justicia.

Además, tampoco ha condenado la historia del terror, porque la petición parcial de "perdón" de la organización terrorista es, de nuevo, "parte del teatro propio de la banda. No condenar la historia del terror significa que seguirán legitimando los asesinatos con mentiras y construcciones ideológicas".

También esgrimen que ETA no ha cumplido los mínimos necesarios para un fin con reparación. "Los terroristas, ahora con careta de 'sensibles', han sido incapaces de pedir perdón a todas las víctimas, y ello, de forma coherente. Resulta especialmente cínico y cruel que publiciten una petición de perdón a las víctimas y, a la vez, justifiquen el asesinato de muchas de ellas. Justificar sus crímenes por la existencia de un conflicto y prolongar sus tentáculos en la estrategia política no es mostrar arrepentimiento. Su calculada alusión al perdón siembra la sospecha de si simplemente se debe a un requisito impuesto y para salvar la cara de los autodenominados mediadores internacionales, y que no deja de ser una cuestión formal vacía de significado".

Entre sus puntos de rechazo se afirma asimismo que la banda terrorista no ha cumplido los mínimos necesarios para un fin asumiendo su responsabilidad, debido a que, invocando la teoría del conflicto, "ETA diluye su responsabilidad dando a entender que todos hemos sido responsables del terror. La impunidad moral, social y política intenta abrirse espacio aprovechando las ganas de la sociedad de un final de ETA que se ha convertido en una larga agonía que solo beneficia a quienes quieren sacar provecho de ella".

CHANTAJE A LAS VÍCTIMAS

Además, denuncian que ETA está chantajeando a las víctimas y a la sociedad. "Con su comunicado, manipula los sentimientos de la sociedad española, tentada de pedir 'generosidad' a las víctimas del terrorismo, obviando que ello implica la renuncia a derechos legítimos, entre ellos la reivindicación de justicia, que es a su vez un componente de la reparación. Esta demanda es un chantaje moral íntimo y personal para la mayoría de las víctimas, y una trampa para la sociedad en su conjunto", afirman.

Por último, subrayan que se trata de una manipulación del pasado. "ETA lamenta ciertos daños causados, no todos, pero se justifica diciendo que hubiera querido que existiera paz y libertad democrática tras el bombardeo de Guernica, pero que no la hubo. Miente: a partir del 78 hubo libertad democrática en toda España y, si no fue más pacífica, es por culpa de la propia ETA. Este es el rescate político que debe pagar ETA, no nosotros", declaran.

Por todas estas razones, exponen que "ETA no ha cumplido, porque su objetivo es realizar una campaña de propaganda política para sus herederos políticos, a nuestra costa. ETA fue el fruto de una identidad política excluyente y contraria al pluralismo político que se convirtió en una identidad asesina. No pide perdón a toda la sociedad española y al Estado de derecho que intentó destrozar. Solo si condena la historia del terror se puede aceptar el paso adelante".

De este modo, exigen, para lograr un final digno y definitivo de ETA, "el esclarecimiento de los crímenes sin resolver, que ascienden al menos a 358; la condena de la historia de terror, de manera que deslegitimen la violencia con vistas a generaciones futuras y para la consecución de cualquier objetivo político; el final de los homenajes públicos a terroristas; el respeto a todas las víctimas sin excepción: no caben discriminaciones al referirse a ellas (es una nueva humillación, nadie está bien muerto, ninguno debió ser asesinado); y el reconocimiento público de que ETA obstaculizó el desarrollo de la democracia en España y que, a pesar de ello, hay ahora en España una democracia indudable, que debe ser respetada y defendida por todos, constitucionalistas y nacionalistas".

"ETA tiene la oportunidad de encarar todo esto inmediatamente para no generar una doble victimación en aquellos a los que persiguió, acosó, hirió o asesinó", concluyen.

La petición ya ha superado las 2.000 firmas, entre las que destacan importantes personajes de la escena pública tanto de la política como de la cultura del País Vasco y de España.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Por un final digno y definitivo: se inicia una campaña en change.org para que ETA no ponga el contador a cero