• sábado, 25 de junio de 2022
  • Actualizado 00:00
 
 

SOCIEDAD

Proliferación de bodas tras la pandemia en Navarra: los novios ya no se casan solo en sábado

Diferentes restaurantes e iglesias de Pamplona se encuentran con casi una ocupación total para los meses de verano. 

Vísperas de San Fermín de 2020 en la iglesia de San Lorenzo a pesar de los Sanfermines suspendidos. MIGUEL OSÉS
Vísperas de San Fermín de 2020 en la iglesia de San Lorenzo a pesar de los Sanfermines suspendidos. MIGUEL OSÉS

La crisis del coronavirus afectó y sigue afectando a diferentes sectores en Pamplona. Por ejemplo, en 2020 se tuvieron que posponer los enlaces matrimoniales e incluso en el 2021, con las restricciones, muchos todavía no consiguieron llevar a cabo las celebraciones. No obstante, las bodas parecen haber recuperado su pulso normal tras la eliminación de las restricciones

Poco a poco se ha ido recobrando el ritmo de celebraciones pre pandemia en las iglesias y en los restaurantes. Una de las iglesias más solicitadas es la capilla San Fermín de la Iglesia San Lorenzo. En estos momentos han podido reestablecer una cierta normalidad en cuanto a la solicitud de fechas. Una la lista de espera que es de un año pero que desde la parroquia aseguran es el plazo habitual. 

En esta parroquia ofrecen hasta posibilidad de tres horarios los sábados e incluso la oportunidad de celebrar el enlace en viernes. Desde el inicio de la pandemia hasta ahora hay parejas que incluso todavía no han conseguido realizar la boda, hay quienes cancelaron sus fechas pero ya han podido celebrarla y otros que incluso han solicitado para el 2023. Este verano, hay quienes van a celebrar su boda tras cancelarla hasta cuatro veces. 

En la capilla San Nicolás y en San Saturnino ocurre lo mismo con la solicitud de fechas. En ambas iglesias, en junio, julio, agosto y septiembre tienen horario de mañana y tarde mientras que en los demás meses tan solo se celebra una por día.

En estos momentos, aseguran que los meses de verano son los más solicitados, siendo septiembre el que más ocupación tiene. Aun así, diciembre también suele ser un mes con solicitudes debido a las vacaciones de Navidad por aquellos que vuelven a casa del extranjero y desean celebrar la boda con la familia.

LAS BODAS CIVILES, AL ALZA

En las bodas civiles que celebra el Ayuntamiento de Pamplona también hay demanda de citas. Durante todo el año se celebran bodas los viernes por la tarde y sábados por la mañana. De mayo a octubre se habilitan también los sábados por la tarde. Se pueden llegar a celebrar cuatro bodas los viernes, cuatro las mañanas de los sábados y cuatro las tardes de domingo. 

Junio y septiembre son los meses más solicitados, incluso lo son también mayo o agosto. Cuando se celebran menos enlaces son los meses de invierno. El ritmo de enlaces de antes de la pandemia, de 2019, ya se ha recuperado. En junio de 2019 se celebraron 30 bodas mientras que en 2022 se van a celebrar 38 enlaces

Claramente, el año con menos bodas celebradas fue 2020 con 109 enlaces en total, 94 menos que en 2019. Las previsiones frente a los meses de verano es que sea el período que más enlaces se celebren, incluso más que en 2019. 

LOS RESTAURANTES TAMBIÉN AFECTADOS

En los restaurantes ocurre algo parecido que en las iglesias. La ocupación para los meses de verano es la más alta. En el restaurante del Castillo de Gorraiz realizan ya cada fin de semana celebraciones de boda, donde las fechas más solicitadas vuelven a ser de junio a septiembre. También realizan celebraciones incluso los viernes. 

En el restaurante Pamplona El Toro es ahora cuando comienzan también los meses más ajetreados. Explican que se les han juntado las bodas canceladas de 2020 y 2021 y hasta noviembre, está todo ocupado. “Ya se están mirando fechas para el 2023, realizamos tres bodas al día, dos al mediodía y una a la noche”, cuenta la directora Sara Martínez. Una situación que, como en los otros casos, les ha obligado a tener que celebrar bodas los viernes por la alta demanda. 

Las pérdidas de los restaurantes en los años 2020 y 2021 son muy altas, siendo en algunos casos muy complicado de recuperar lo perdido. Aun así, el ritmo de celebraciones y demanda comienza a coger muy buen ritmo


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Proliferación de bodas tras la pandemia en Navarra: los novios ya no se casan solo en sábado