PREMIUM  SOCIEDAD

Adiós a 41 años de historia librera: la librería Auzolan se despide en Pamplona

Este lunes, con motivo de la celebración del Día del Libro, la librería participó con un expositor en la Avenida de Carlos III.

Fiesta de despedida de la Librería Auzolan, que cierra definitivamente tras cuarenta años de actividad. PABLO LASAOSA
Fiesta de despedida de la Librería Auzolan, que cierra definitivamente tras cuarenta años de actividad. PABLO LASAOSA  

La librería pamplonesa Auzolan bajará este sábado definitivamente la persiana tras 41 años de servicio a la ciudadanía. Este jueves, los ciudadanos pudieron rendirle homenaje durante la despedida que se organizó en la tienda con motivo del cierre.

Así mismo, con motivo de la celebración del Día del Libro, la librería participó este lunes con un expositor en la Avenida de Carlos III junto a las carpas de otras tantas librerías, consolidando así una tradición que cumple ya 15 años en la capital navarra.

El alcalde Pamplona, Joseba Asirón, se paseó por la zona, reconociendo el "trasiego" de los comercios de libros, con aperturas y cierres de librerías, y recordando con nostalgia la trayectoria de Auzolan fue "una bocanada de aire fresco" en su momento.

"Personalmente, los primeros libros que recuerdo haber comprado los compré ahí. Y hoy espero comprar el último libro en Auzolan", como efectivamente hizo, tras valorar que este comercio "ha cumplido su cometido" y ha ayudado a hacer "mucho más rico el panorama" de la oferta, especialmente en euskera.

Uno de los responsables de Auzolan, Unai Pascual, reconoció vivir este lunes un día "melancólico, con una mezcla entre tristeza y felicidad", derivada la primera de la despedida a la que la librería se enfrenta este sábado tras 41 años, pero con la convicción de que "se ha conseguido el objetivo".

"Auzolan nació en el 77, al año de morir Franco, en un periodo de transición en el que conseguir libros era complicado, muy complicado en el caso del euskera, y nació con esa intención", la de ofrecer "ciertos libros, ciertos materiales, presencia del ensayo, de la historia y del euskera", y eso "se ha conseguido", como era obvio este lunes con las 15 librerías instaladas bajo la carpa de la Feria "con miles de libros con todo representado, en lenguas y temáticas".

Por ello, y con los en su día jóvenes fundadores ya en edad de jubilación, "hay que pasar el testigo", dijo el hijo de uno de ellos, quien consideró este cierre "no un final, sino un momento de transición".

"Ahora conseguir un libro es fácil, lo difícil es que lo lean", ironizó para reconocer también que el acceso al conocimiento ya no se hace exclusivamente por los libros sino a través de internet, por lo que el consumidor de libros es hoy "un militante". 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Adiós a 41 años de historia librera: la librería Auzolan se despide en Pamplona