SOCIEDAD

Una app navarra busca conectar a los dueños de mascotas con amantes de los animales

El objetivo de Pretty Pets es que ambos colectivos formen parte de una economía colaborativa para suplir una carencia del mercado.

Un perro pasea junto a sus dueños. ARCHIVO
Un perro pasea junto a sus dueños. ARCHIVO  

Todo comenzó las pasadas Navidades. Sara González Pinzón, una colombiana de 26 años afincada en Pamplona, se iba a marchar unos días fuera de España para pasar las vacaciones junto a su familia, y necesitaba que alguien cuidara de su mascota, un gato llamado Misino. Había desechado las guarderías debido a malas experiencias anteriores y, después de buscar en internet, no encontró ninguna opción que la convenciera, por lo que tuvo que volver a recurrir a la ayuda de sus amigos.

Para que no volviera a ocurrirle una situación así y también para ayudar a los demás dueños de mascotas, esta joven decidió analizar la posibilidad de crear una aplicación que conectara a estas personas con amantes de los animales que estuvieran dispuestos a ocuparse de ellos durante un corto periodo de tiempo. Y así nació Pretty Pets.

Estudiante de un máster en administración y dirección de empresas en Foro Europeo Escuela de Negocios de Navarra, aprovechó la asignatura de Emprendimiento y el trabajo de final de máster para intentar llevar a cabo el proyecto, junto con otros dos alumnos, la chilena María Loreto Bellolio Victoriano, de 28 años, y el tudelano Asier Gil Puyo, de 34.

"Analizamos las posibilidades que había en internet, pero ninguna nos terminaba de cuadrar, ya que en todas ellas se producía un intercambio de dinero. Y eso es algo que no encaja con las tendencias actuales del mercado, en las que la economía colaborativa rige el timón de forma férrea", explican.

 

Contaban también con más experiencias de amigos y conocidos, que solo acuden a las guarderías como último recurso, ya que no les gusta dejar a sus mascotas metidas en jaulas y faltas de cariño, sino que preferirían contar con personas que, debido a su amor por los animales domésticos, estuvieran dispuestos a acogerlos en su hogar durante algunos días.

"Teníamos una amiga que, durante un viaje de fin de semana, no podía dejar de pensar en sus dos perros, que se habían quedado muy tristes al dejarlos en una guardería. Le enviaron un vídeo en el que se veía cómo uno de ellos no quería jugar con los demás y se sentaba solo en una esquina, mientras los responsables del negocio no podían atenderlo, ya que tenían que ocuparse del resto de los animales. Eso es precisamente lo que queremos evitar y para lo que estamos trabajando en Pretty Pets. Buscamos que quien lo necesite pueda ponerse en contacto con alguien que les dé todo su cariño y los cuide como si fueran sus propias mascotas", afirman.

ANUNCIOS DE CUIDADORES

El primer paso consistió en un análisis del mercado para descubrir cómo eran las otras alternativas y qué tipo de relaciones comerciales se establecían en ellas. "Pronto nos dimos cuenta de que todas consistían en un listado de anuncios en las que personas se ofrecían como cuidadores a cambio de dinero. Sin embargo, nuestro objetivo es otro, uno mucho más apegado a las características de la sociedad actual y que busca conseguir que los usuarios ofrezcan desinteresadamente su ayuda y que los que la reciben se conciencien también y se conviertan también en el futuro en nuevos cuidadores", relatan.

La dirección de la sociedad y el mercado les da la razón. Empresas como CouchSurfing, BlaBlaCar o Home Exchange ya llevan tiempo desarrollando este tipo de negocio, y también en España ha habido compañías nacidas al albur de este modelo, como Trip4Real (comunidad online para viajar acompañado de guías locales), Traity (ofrece a los usuarios utilizar su reputación en plataformas de economía colaborativa, con el objetivo de generar confianza), Zank (préstamos ante particulares) o Joinuptaxi (compartir taxis).

"Tenemos además más ideas, como elaborar series de vídeos de corta duración con los consejos o las técnicas más adecuadas para cuidar de las mascotas de otras personas, y así que los animales no se sientan mal cuando sus dueños tengan que ausentarse durante varios días. Ese es nuestro principal objetivo, que no sufran ningún percance ni sientan que los están abandonando", aseguran.

Para ello, crearon una página de Facebook y comenzaron a preguntar a la red qué problemas solían tener los dueños de mascotas cuando debían dejarlos con otras personas y qué actitudes querrían que tuvieran los cuidadores con los que tuvieran que dejarlos.

"Creemos que tener en cuenta la opinión del mayor número posible de personas es fundamental para corregir los errores que podamos tener en nuestros planteamientos y adecuar nuestro trabajo en sus necesidades o deseos. Teniendo presente sus comentarios, mejoraremos y ofreceremos una aplicación más eficaz", apuntan estos estudiantes, que se encuentran en estos días en una campaña de crowfounding para lograr la financiación con la que sacar adelante su proyecto.

EXPERIENCIAS COMPARTIDAS

"Esperamos formar una importante red de seguidores en las redes sociales, como Instagram o Twitter, para que entre todos compartamos nuestras experiencias y eso nos ayude a saber mejor lo que querrían encontrar en una aplicación como Pretty Pets", concluyen.

Quién sabe si las próximas Navidades, cuando Sara González vuelva a tener que despedirse de Misino por unos días para estar con su familia, pueda utilizar su propia aplicación para que su mascota se quede en las mejores manos.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Una app navarra busca conectar a los dueños de mascotas con amantes de los animales