PREMIUM  SOCIEDAD

Las abuelas de Amaia Romero 'se cuelan' entre los fans durante su firma de discos en Pamplona

El acto, que estaba previsto a las 17 horas, se ha adelantado media hora antes debido a la multitud de personas que se han presentado.

Amaia Romero saluda a su abuela durante la primera firma de discos en Pamplona. PABLO LASAOSA
Amaia Romero saluda a su abuela durante la primera firma de discos en Pamplona. PABLO LASAOSA  

"¡No me lo puedo creer!", "¿Me firmas la guitarra?", "¡Mucha suerte en esta vida!"... Y así un sin fin de frases más son las que le han dedicado a Amaia Romero los cientos de fans que han acudido a la primera firma de discos que la cantante realizaba este viernes en la plaza de Baluarte.

Sentada en una mesa sobre un enorme escenario, Amaia Romero ha tratado de atender con su 'servicialidad' característica a todos los niños, jóvenes y no tan jóvenes que han ido pasando delante suya. Así, ante los gritos de emoción, los saludos y los "mira a la cámara" de sus seguidores, la ganadora de OT les ha devuelto sonrisas, saludos y pequeños "lo sientos" por no poderles hacer más caso.

De esta forma, mientras en el escenario muchos jóvenes cumplían con ese sueño de poder estar, aunque fuese por unos brevísimos segundos, cara a cara con la voz autóctona que dentro de poco representará a España en Eurovisión, tras las vallas de la plaza, la euforia se ha ido gestando con gritos, carteles y tuits de apoyo proyectados en una enorme pantalla.

En la infinita cola se han podido ver a grupos de amigas y adolescentes posar con carteles, distribuidos por El Corte Inglés, que contenían frases populares pronunciadas por la celebridad como "sisters formació", "qué rollo surfero si yo soy de Pamplona" u "oleeeeeé".

El acto, que estaba previsto que comenzara a las 17.00 horas, se ha adelantado media hora antes debido a la multitud de personas, en su mayoría niños con sus padres y adolescentes y, desde las 15.30 horas hasta las 17.00 horas, ya se habían emitido alrededor de 3.000 tuits originales sobre la firma de discos de la pamplonesa.

Pero, en varias ocasiones, el multitudinario evento se ha 'salido de la norma' y ha regalado unos emotivos instantes que quedarán para el recuerdo. En un momento dado, Amaia Romero ha detenido su firma de discos y, con los vitoreos del público a todo volumen, ha bajado del escenario para fotografiarse con un grupo de menores con discapacidad. Ahí, la cantante se lo ha tomado con calma y no ha dudado en sacarse una foto con cada uno de ellos. Con el discurrir del tiempo, ha vuelto a repetirse la misma escena otras dos veces más.

Por otro lado, dos de los momentos más intensos han venido cuando sus abuelas, Javiera ArbizuTeresa Roldán, se han infiltrado en la cola de fans y ha subido al escenario para saludar a su nieta.

En las dos ocasiones, la cantante, que firmaba discos y revistas sin parar, no ha podido evitar esbozar una marcada expresión de sorpresa y gritar un sonoro: "¡Abuela!" en cuanto se ha percatado. Sin pensárselo dos veces, se ha levantado de la silla y las ha abrazado con efusividad.

Teresa Roldán ha comentado a Efe que su popular nieta "ha sido siempre así de buena y cariñosa", que durante el programa de televisión "se ha mostrado tal cual es, sin ninguna doblez" y que ella, personalmente, se encuentra "muy contenta" de su éxito.

Por su parte, el grupo de amigas de Ilazki y Cristina, de 15 años, que habían comprado el disco de la cantante, han asegurado que en el festival de Eurovisión la cantante "ganará seguro".

Para Laura Sutil, de 20 años, el rasgo que mejor define a Amaia Romero es que al cantar "expresa mucho sus emociones y transmite muchísimo" y, en el mismo sentido, se pronunciaba Lucía, de 13 años, quien destaca "la inocencia y naturalidad" de la artista y desea que "no sea Amaia de España, sino Amaia de Europa".

Para algunos de los seguidores de la joven pamplonesa, las mejores canciones que ha cantado han sido "Miedo", "Shake it out" y "Love on the brain".

La firma de discos también ha supuesto que familias navarras se desplacen a pasar el día a Pamplona, como ha sido el caso de Javier Sada, de 65 años, procedente de la localidad navarra de Olite, quien junto a su mujer, ha acompañado a sus dos sobrinas.

Sada ha confesado que Romero puso "la piel de gallina" desde la gala dos a su familia y que es un ejemplo del "trabajo" de la joven al aprender piano.

Carteles como "Amaia de Pamplona", que sujetaba Nahia, de 16 años, o, jugando con las iniciales de la artistas, "Asombrosa, Mágica, Alucinante, Increíble y Hambrienta", representaban el apoyo de los de su tierra a la joven artista. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Las abuelas de Amaia Romero 'se cuelan' entre los fans durante su firma de discos en Pamplona