• lunes, 23 de mayo de 2022
  • Actualizado 03:54

 

 
 

SOCIEDAD

La sexta ola de Covid-19 satura el teléfono 112 en Navarra: "Salud no se ha preparado"

Señalan que desde hace semanas reciben cada día un aluvión de llamadas sobre dudas del coronavirus bloqueando la línea a miles de situaciones de verdadera urgencia.

Oficina del servicio 112 de Navarra BOMBEROS DE NAVARRA
Oficina del servicio 112 de Navarra. BOMBEROS DE NAVARRA

El sindicato LAB en Navarra denuncia la saturación que sufre el teléfono de emergencias 112 con motivo de la sexta ola de coronavirus.

La organización de trabajadores señala que "con la Atención Primaria y los centros de salud desbordados, este teléfono recibe miles de llamadas al día por el Covid". De esta manera, alertan de cientos de 'telefonazos' que se quedan sin poder atender, algunos con graves consecuencias.

La saturación de llamadas que sufren el servicio supone un retraso en la atención de las urgencias reales.

"Las llamadas urgentes hacen cola entre el aluvión de llamadas por consultas sobre el COVID, en ocasiones se atiende tarde y hay riesgo real de no atender urgencias, de que una llamada por una urgencia vital no llegue a entrar siquiera", alerta LAB al mismo tiempo en que insiste en que el centro SOS Navarra 112 "no está preparado para dar salida a esta demanda, y tampoco se han tomado medidas de refuerzo o alternativas".

FALTA DE MEDIOS E INFORMACIÓN

A pesar de que la pandemia va a hacer su segundo año desde su irrupción, la organización sindical señala que Salud "no se ha preparado y no hay capacidad para responder a la demanda" con un personal sanitario y administrativo totalmente "desbordado". 

"No hay una comunicación ni mensajes claros a la población, que acaba colapsando los teléfonos de los centros de Salud para consultar o pedir cita, o haciendo largas colas para hacerse pruebas", inciden. Algo que denota la escasa preparación del departamento que dirige Santos Induráin. "No ha sabido reaccionar", critican.

Precisamente, este hecho hace que el teléfono 112, último recurso para miles de personas que no consiguen contactar con sus centros de Salud ni con los teléfonos de atención al coronavirus, se sature con consultas Covid, demorando las urgencias.

“Ya sé que no tendría que llamar al 112… pero nadie más contesta”, es la típica frase de estos días en cientos de llamadas al servicio de Emergencia.

"La ciudadanía no tiene información ni pautas claras ante esta nueva ola, ante situaciones de contactos estrechos, síntomas leves, resultados positivos", puntualizan sobre la llegada de ómicron a la Comunidad foral y su explosión de casos.

PROTECCIÓN CIVIL, EMERGENCIAS E INTERIOR, AUSENTES

Turnos en mínimos y sin personal de refuerzo. Son dos de los factores que explican esa saturación del teléfono 112 para el sindicato LAB. "Es la sexta ola y no se ha aprendido nada ni se ha previsto ningún tipo de medida en ese sentido", sentencian.

En este sentido, LAB demanda teléfonos alternativos, otros puntos de atención o, incluso, mensajes informativos a la población. Además, tampoco se han elaborado ni actualizado los protocolos de atención ante esta nueva situación, por lo que el personal atiende las llamadas como puede, con protocolos e instrucciones de olas anteriores, derivando a los mismos centros y teléfonos de Salud que ya están saturados.

El personal del 112 como operadoras, jefas de sala, médicos y DUES están trabajando al límite, pero con eso no basta.

"Una pandemia como esta, y especialmente una ola y una variante como estas, con la afección que está teniendo entre la población, es también una emergencia de protección civil, pero los responsables de interior y su gestión brillan por su ausencia", señalan mientras critican la ausencia de un plan especial para situaciones de pandemia que anunció el Gobierno de Chivite tras la primera ola.

UGT PIDE MEDIDAS "INMEDIATAS"

UGT ha reclamado al Departamento de Salud que "tome medidas inmediatamente, reforzando el teléfono de Consultas Covid, ofreciendo a los ciudadanos el servicio que necesitan en estos momentos".

Por otro lado, el sindicato ha denunciado la propuesta de los responsables de Salud de "reducir al mínimo imprescindible la presencia de médicos en el servicio de coordinación sanitaria del 112, incrementando el papel de enfermería, tal y como adelantó el señor Carlos Artundo -director general de Salud- a los medios".

UGT ha asegurado que "SOS Navarra lleva más de 25 años ofreciendo un servicio de calidad y esta medida podría deteriorar la calidad del servicio, ocasionando graves consecuencias en la coordinación de las urgencias médicas para todos los navarros, al hacer recaer el peso de un servicio esencial en profesionales con una cualificación técnica menos adecuada".

Por ello, UGT ha solicitado al Departamento de Salud que "paralice la reorganización de las urgencias médicas en el 112, ya que los médicos realizan una labor fundamental e insustituible, y que recoloque a las 20 enfermeras de coordinación, que implantaron en febrero del 2021, donde realmente son necesarias en estos momentos: hospitales, centros de atención de primaria, etc.". "Esta medida, como demuestran las cargas de trabajo de dicho puesto, es un despilfarro de dinero público y de recursos humanos que la sanidad navarra no se puede permitir en estos momentos", ha afirmado.

USAR BIEN EL 112

Desde la plantilla de SOS Navarra 112 han hecho un llamamiento a la ciudadanía para utilizar el teléfono 112 y los servicios de urgencias y emergencias con responsabilidad. "Que nadie dude en llamar al 112 si tiene una urgencia, o incluso si duda si es urgente o no, pero que traten de preservar el teléfono 112 y sus líneas limitadas para las situaciones realmente urgentes que no pueden esperar".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La sexta ola de Covid-19 satura el teléfono 112 en Navarra: "Salud no se ha preparado"