POLÍTICA

Barkos reconoce que le hubiera gustado ver ondear la ikurriña en el Ayuntamiento en San Fermín

Después de que Joseba Asirón colocase un mástil vacío durante el Chupinazo, la presidenta dice que "estamos en el camino y en la senda". 

Uxue Barkos besa a Íñigo Urkullu junto a la ikurriña.
Uxue Barkos besa a Íñigo Urkullu junto a la ikurriña.

En una entrevista ofrecida a Radio Euskadi, Barkos se ha descubierto y ha reconocido públicamente que sí le hubiera gustado ver la ikurriña en la fachada del Ayuntamiento de Pamplona durante la celebración de los Sanfermines. La presidenta del Gobierno foral ha salido a defender esta idea admitiendo que se podría haber lucido la bandera "por derecho propio".

"Con un cambio de ley que hubiera posibilitado el que una mayoría municipal así lo hubiera decidido, lo mismo que respetaré enormemente la posición contraria", ha apostillado Uxue Barkos antes de concluir con esta cita: "Yo creo que estamos en el camino y en la senda".

El alcalde de Pamplona, Joseba Asirón, y en alarde de representar la bandera durante el Chupinazo, colocó el día 6 de julio un mástil vació en el balcón del Ayuntamiento.  Una sentencia judicial consideró fraude de ley colocar la bandera del País Vasco, motivo que impidió que ondease desde la casa consistorial. 

EN CLAVE NACIONAL

La presidenta de Navarra se ha referido también al acuerdo al que han llegado Rivera y Rajoy a nivel nacional. En esta línea, ha dicho que la nueva legislatura "no tiene un horizonte de mayor eficacia" que la anterior, en la medida en que "estamos asistiendo a un acuerdo de asientos y no de contenidos".

Barkos, que cumple este miércoles un año en el cargo de la presidencia, ha señalado que las negociaciones para la investidura han sido "vertiginosas en las últimas 24 horas y vamos a ver, al parecer, ese acuerdo entre el PP y Ciudadanos que dará la Presidencia del Congreso de los Diputados al PP, en un claro alambique de Ciudadanos que en la breve legislatura pasada decía exactamente lo contrario".

Por otro lado, ha asegurado que, "por descontado", Geroa Bai ha hecho autocrítica de los resultados de las elecciones generales del 26 de junio. "Los resultados no dejaban asomo a cualquier otra cosa", ha afirmado, para indicar que han hecho una autocrítica "en un sentido constructivo". Barkos ha dicho que sigue apostando por un espacio político "que Geroa Bai representa en Navarra y, por lo tanto, en ese sentido mucho trabajo que hacer estos próximos tres años".

Barkos ha considerado que Geroa Bai, en el caso de las elecciones generales, "no ha sido la herramienta que sí ha sido en las elecciones forales ahora hace un año". Asimismo, ha asegurado que, en el caso de Navarra, "en ningún caso se ha hablado de crisis de Gobierno, ni de cambios en el Gobierno".

"Lo que este Gobierno está haciendo, lo que es razonable y exigible a un año de su toma de posesión, es una revisión de las estructuras de las que se dotó y de las estructuras con que la propia Administración foral cuenta", ha precisado.

OSASUNA

Preguntada si recibió el Club Atlético Osasuna beneficios fiscales como apunta Bruselas, Barkos ha dicho que "Bruselas, en estos momentos, de lo que está hablando es su reciente sentencia de la conversión de los clubes en sociedades anónimas y en sociedades deportivas".

Por lo tanto, se refiere a "un ámbito que no afecta en relación con la Hacienda foral que Osasuna mantiene y que en la legislatura anterior se pretendió resolver con una ley que vamos a ver qué recorrido tiene y que, desde luego, este Gobierno está haciendo cumplir".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Barkos reconoce que le hubiera gustado ver ondear la ikurriña en el Ayuntamiento en San Fermín