• miércoles, 10 de agosto de 2022
  • Actualizado 00:00
 
 

SAN FERMÍN 2022

Los trucos definitivos para que la ropa de San Fermín luzca siempre blanca como el primer día

Hay manchas sanfermineras que, como un amor de juventud, son para toda la vida.

Ropa blanca de San Fermín en un escaparate. ARCHIVO
Ropa blanca de San Fermín en un escaparate. ARCHIVO

Una noche de juerga en San Fermín suele traducirse en ropa blanca con manchas de por vida. Lo mismo sirve para la mancha de tomate de las magras de los toros, el cerco de grasa del almuercico o los pantalones del niño que se pegó toda la tarde revolcándose por el suelo en SportsKids o Menudas fiestas. En definitiva, son manchas contra las que las lavadoras no siempre pueden. Y esta es una preocupación de muchas personas (especialmente madres) en estos días de fiestas.

Lo cierto es que hay manchas imposibles y parece que no hay milagro que pueda devolverles la blancura original, pero la mayoría, con tesón y estas recomendaciones, acaban saliendo.

En Tintorería Baztán, en la calle Aoiz de Pamplona, tienen la respuesta: "Agua, jabón y lejía. A fuerza de darle, sale todo".

"Hay gente que le pone Coca-Cola y cosas de estas, pero, donde esté la lejía, que se quite todo. Y jabón, el Chimbo de toda la vida, un programa un poco alto en la lavadora, a 40 o incluso 60 grados", ha afirmado la dependienta de la tintorería.

También ha que ser consciente de que cuando guardamos la ropa de un año para otro, debemos hacerlo en condiciones adecuadas. Desde Baztán recomiendan "guardarla sin planchar porque la vaporización puede dejar manchas amarillas, y siempre en algún sitio que no le dé la luz, como un altillo o una caja, para que al año siguiente salga impecable". Además, es mejor no guardarla en una bolsa de plástico "para que la ropa transpire, es mejor una sábana vieja o una caja de cartón, como los vestidos de novia, manteles y comuniones, que también se guardan así", ha recomendado la dependienta.

Sin duda, la lejía es el mejor amigo de la ropa blanca, aunque hay otras opciones. El percarborato es un quitamanchas natural que consigue una limpieza sin tóxicos. Se encuentra con facilidad en droguerías y grandes superficies y es también muy eficiente. Su aplicación es muy sencilla, puesto que su efecto consiste en potenciar los efectos del detergente. Una cucharada de percarborato en la lavadora y un programa de 40 ºC debería ser suficiente.

Además está el truco de la coca cola, como mencionaban desde la tintorería. Su uso es muy similar al del percarborato. Basta con verter un buen chorro de esta bebida en la lavadora junto con el detergente. El ácido carbónico y fosfórico que contiene ayudaran a desprender las manchas de la ropa.

Los tres son trucos efectivos, aunque no infalibles, porque hay manchas sanfermineras que, como un amor de juventud, son para toda la vida.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Los trucos definitivos para que la ropa de San Fermín luzca siempre blanca como el primer día