PREMIUM  SAN FERMÍN

Las inspecciones sanitarias en San Fermín sacan a la luz un centenar de infracciones por la comida en la calle

La mayoría de los incumplimientos de la norma se producen en cómo conservar o preparar los alimentos que se van a vender, o en la falta de formación en higiene alimentaria.

Imagen de un puesto de comida en las barracas de Pamplona instaladas durante los Sanfermines de 2019. ARCHIVO / MIGUEL OSÉS
Imagen de un puesto de comida en las barracas de Pamplona instaladas durante los Sanfermines de 2019. ARCHIVO / MIGUEL OSÉS  

Las inspecciones alimentarias se han elevado estos pasados Sanfermines por parte del Ayuntamiento de Pamplona, que ha descubierto algún tipo de infracción en el 84% de las actividades controladas.

El Servicio de Inspección Alimentaria del Ayuntamiento de Pamplona ha controlado un total de 93 actividades vinculadas con la venta de alimentos y como consecuencia de estas inspecciones se han generado un total de 123 actos.

Supone un incremento de un 17,8% en el número de inspecciones respecto a los Sanfermines de 2018. Las inspecciones se han efectuado en los mesones del ferial de la Runa, en Antoniutti, las Casas Regionales, Bosquecillo y otros espacios cedidos a los colectivos, además de los espacios de conciertos de Plaza de los Fueros y Plaza de la Cruz, bares, restaurantes y otras actividades permanentes y no permanentes de hostelería y alimentación.

Según ha informado el Ayuntamiento de Pamplona, se han detectado 104 deficiencias, lo que supone algún tipo de incumplimiento en más de un 84% de todas las inspecciones realizadas.

La mayoría de los incumplimientos en materia alimentaria se produce en las instalaciones y aparatos empleados para preparar o conservar los alimentos. El resto de infracciones, en menor medida, se deben al estado de conservación de los alimentos, a una elaboración incorrecta de los mismos o a la falta de formación en higiene alimentaria.

En cuanto a requerimientos por ruido, el control de ruidos en establecimientos y vía pública durante las fiestas ha dejado un saldo de 2.461 controles, más de 200 controles diarios, una cifra un 13% superior a la del año pasado. En 643 casos se detectaron emisiones altas o muy altas.

CONTROL DE RUIDOS Y MENOR HORARIO DE MÚSICA

Desde el día 6 hasta el 9, el servicio de Ingeniería Ambiental ha apercibido, o incoado expediente sancionador, a aquellas actividades en las que se han observado incumplimientos, debido a la existencia de altavoces en el exterior o dirigidos hacia el exterior, o debido a un nivel de emisión musical elevado.

Durante los días del 10 al 14 de julio, se ha mantenido la inspección y en algunos casos se ha comprobado que los locales apercibidos o sancionados han cesado en los incumplimientos anteriormente detectados, apareciendo a lo largo de la semana algún nuevo foco de ruido excesivo o de incumplimiento respecto a localización de altavoces.

En el condicionado de autorización concedida por el Ayuntamiento a las terrazas de la Cuesta del Labrit, el límite de la emisión musical máxima ha disminuido en 5 dBA y se ha reducido en 2 horas diarias el horario de música.

En el ámbito central de la fiesta, los puntos más negros del Casco Antiguo han estado de nuevo en las calles San Nicolás, en la zona superior de la calle Estafeta y en la zona de terrazas de la calle Olite.

BARES MULTADOS Y CERRADOS DURANTE 24 HORAS

Este año se han realizado clausuras musicales de 24 horas de duración a 5 locales de la calle Estafeta, San Nicolás y Olite por reiteración, una vez sancionados administrativamente por música muy elevada y altavoces hacia el exterior de la calle.

Una pequeña parte de los establecimientos a los que se les ha amonestado repetidamente por direccionar o sacar altavoces hacia la calle o por tener la música demasiado alta y las puertas y ventanas abiertas lo han corregido en el tramo central de las fiestas. Este año se han detectado menos altavoces a la calle en los establecimientos que a través de un procedimiento de declaración responsable venden bebidas y o ropa y complementos durante las fiestas.

En todos los casos en que se ha detectado se les ha hecho requerimiento. Según ha informado el Ayuntamiento de Pamplona, se aprecia un aumento de los episodios sueltos de música en directo no permitida con elevado volumen de megafonía.

CASI 500 BAÑOS REPARTIDOS POR LA CIUDAD

Durante los Sanfermines, se han ofertado un total de 470 aseos públicos de forma permanente entre los días 6 y 14 de julio. Tanto las cabinas de aseos conectados a red como el truck sanitario de Plaza del Castillo han permanecido abiertos las 24 horas desde las 8 de la mañana del día 6 de julio hasta las 8 de la mañana del día 15.

Los días anteriores a las fiestas se habilitaron horarios especiales en los aseos fijos, para poder atender a los feriantes de Antoniutti que se encontraban montando las ferias y los puestos de venta de bosquecillo.

Todos han tenido vigilancia y limpieza continua excepto los módulos de Trinitarios y del ferial de ganado. De manera complementaria y para aumentar esta dotación, se han instalado grupos de aseos químicos en varios puntos de la ciudad, como los colocados en los escenarios de conciertos y los que atienden a los espacios festivos colectivos.

Este año el número total de servicios de ducha prestados desde las instalaciones municipales de Pamplona ha sido muy similar al de años anteriores, con 3.143 servicios de duchas.

El Ayuntamiento ha precisado una disminución importante del número de servicios prestados durante los días 8 y 9 de julio, probablemente por las malas condiciones meteorológicas. No se han registrado incidencias relevantes en términos generales.

El servicio de Sanidad Ambiental ha tomado 6 muestras diarias, para análisis químico y bacteriológico del agua, en las zonas más frecuentadas en estas fechas de San Fermín. No se han encontrado incidencias en ninguna de ellas.

Durante los días del 6 al 14 de julio, el servicio de Mobiliario Urbano ha procedido diariamente a la limpieza de todos los caños de las fuentes públicas de las fuentes del centro de Pamplona, al objeto de garantizar el buen estado higiénico de las mismas.

Respecto a las piscinas de titularidad municipal, como la Ciudad Deportiva San Jorge y la Ciudad Deportiva Aranzadi, se realizaron inspección y analítica del agua “in situ” los días previos a las fiestas y durante los Sanfermines con un resultado conforme en todos los casos.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Las inspecciones sanitarias en San Fermín sacan a la luz un centenar de infracciones por la comida en la calle