SAN FERMÍN

Asirón, 'cazado': se marcha de la misa de San Fermín para irse a una sociedad gastronómica vistiendo el traje de gala

El alcalde ha incumplido la decisión aprobada por el propio Ayuntamiento de Pamplona para evitar que se empleasen los trajes de gala en actos no protocolarios.

Asirón no acude a la misa de San Fermín y se marcha a almorzar a una sociedad gastronómica tras la procesión. MIGUEL OSÉS
Asirón no acude a la misa de San Fermín y se marcha a almorzar a una sociedad gastronómica tras la procesión. MIGUEL OSÉS  

El alcalde de Pamplona, Joseba Asirón, ha vuelto a marcharse en los últimos compases de la procesión de San Fermín para no estar presente en la misa dedicada al santo, como ya viene realizando desde que fue nombrado máximo gobernante de la capital navarra en 2015.

El primer edil de Bildu se ha ausentado una vez más de la homilía y según ha podido conocer este periódico, Asirón ha acudido a una sociedad gastronómica mientras se celebraba la misa a la que sí han acudido miembros de la Corporación municipal de los grupos de UPN, PSN y dos concejales de Geroa Bai.

Joseba Asirón, una vez concluida la procesión del santo por las calles de Pamplona y todavía con la indumentaria de gala de los miembros de la Corporación, se ha marchado hasta la sociedad gastronómica Laurendi, presumiblemente para dar buena cuenta de los típicos almuerzos de las fiestas de San Fermín.

En este caso, la decisión libre del alcalde de cambiar una misa a la que acuden miles de pamploneses por un vermú entre amigos llega cargada de polémica tras la aprobación por parte del Ayuntamiento de un texto que impedía usar el traje de gala para acudir a otros eventos distintos a los que acuden como representación del pueblo.

EL 'LAPSUS' DE ASIRÓN AL OLVIDAR UNA DECLARACIÓN APROBADA EN EL AYUNTAMIENTO

El alcalde ha incumplido así una decisión aprobada democráticamente en la comisión de presidencia municipal hace tan sólo dos semanas. El 'lapsus' de Asirón al irse de 'poteo' vistiendo el esmoquín del traje de gala de los concejales masculinos de la Corporación del Consistorio pamplonés incumple totalmente la decisión que UPN, PSN y dos de sus socios del cuatripartito, Aranzadi-Podemos e Izquierda-Ezkerra, aprobaron para que no se usase el traje oficial para actos distintos a la procesión y la misa.

En aquella declaración, se realizó este apunte al protocolo de los representantes municipales al considerarse una falta de respeto usar el traje de gala del Ayuntamiento para actividades de índole privado. "Se tienen que regular los usos del traje", defendieron desde UPN que propuso el texto y que fue apoyado también por el PSN.

Los representantes de Aranzadi e Izquierda-Ezkerra, que históricamente no acuden ni a la misa ni a la procesión, estuvieron de acuerdo en limitar el uso de los trajes oficiales. En cambio, desde Bildu, el concejal Aritz Romeo defendió durante la aprobación de la votación a la que se opusieron totalmente que "sólo busca imponer a toda la Corporación que vaya a misa, algo que no va a ocurrir".

Este 7 de julio, el alcalde de Pamplona ha decidido libremente no acudir a la solemne homilía de San Fermín y ha acabado incumpliendo lo aprobado hace tan sólo dos semanas en la institución que él mismo preside en representación de todos los pamploneses.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Asirón, 'cazado': se marcha de la misa de San Fermín para irse a una sociedad gastronómica vistiendo el traje de gala