• viernes, 01 de julio de 2022
  • Actualizado 19:45
 
 

SAN FERMÍN 2022

Con Padilla ante la imagen de San Fermín en Pamplona: "Nunca me faltó el santo"

El torero participó este miércoles en el evento del centenario de la Plaza de Toros, este jueves no ha dudado en hacer una visita al santo. 

El torero Juan José Padilla visita la Capilla de San Fermín. PABLO LASAOSA
El torero Juan José Padilla visita la Capilla de San Fermín. PABLO LASAOSA

Este miércoles, Juan José Padilla volvió a pisar la plaza de toros de Pamplona. Se vistió de pamplonica y con un capote se subió al escenario del centro de coso mientras todo el público se rendía ante el torero que tantos momentos dejó durante sus corridas en San Fermín. 

Volvió a ondear una bandera pirata y dio una vuelta al ruedo mientras el público se ponía en pie y algunos incluso cantaban 'illa, illa, illa, Padilla maravilla'. En unas palabras que pronunció dijo que se trataba de un momento especial para él regresar a una plaza que le lanzó al éxito. 

La visita de Juan José Padilla ha sido exprés porque este jueves ya le tocaba coger un vuelo hacia Perú. Sin embargo, no se ha marchado de Pamplona sin hacer una visita al Santo en la iglesia de San Lorenzo

Hacia las 9:30 horas, el párroco, Javier Leoz, ha recibido al torero en la misma capilla a la que ha llegado junto con su amigo personal y veterano corredor del encierro Miguel Ángel Eguiluz. En la capilla tan solo se encontraba una señora rezando. Sin enrollarse, Juan José Padilla se ha acercado a San Fermín y ha comenzado con su oración

El torero Juan José Padilla visita la Capilla de San Fermín. PABLO LASAOSA
El torero Juan José Padilla reza en la Capilla de San Fermín. PABLO LASAOSA

Durante unos minutos solo se encontraba él frente al Santo como si no existiera lo de alrededor. "No concibo la vida sin la presencia del Altísimo. En mi capilla nunca me faltó San Fermín y en mis oraciones siempre lo menciono. El santo forma parte de mis momentos de rezo, lo tengo siempre presente", explicaba el torero después de su visita. 

Después de rezar y tener su momento en solitario, Javier Leoz le ha acompañado al museo de San Fermín, que todavía no está abierto al público y nadie ha podido visitar aún. 

El párroco Javier Leoz les ha guiado en un recorrido por el interior del mismo mientras explicaba todos los elementos del museo. En él se pueden ver mantos históricos de San Fermín, sus joyas e incluso la réplica del Santo que mandó hacer en su momento Yolanda Barcina cuando ocupaba el cargo de alcaldesa. 

El torero Juan José Padilla visita la Capilla de San Fermín. PABLO LASAOSA
El torero Juan José Padilla visita la Capilla de San Fermín. PABLO LASAOSA

Juan José Padilla, maravillado, ha ido preguntando también sobre la historia, algunos de los capotes y objetos expuestos son reliquias del siglo XVIII

Al terminar, Javier Leoz le ha llevado hacia el nuevo capote que estrenará San Fermín este año. Se trata de un manto cordobés con elementos decorativos que aluden a Córdoba, así como unas ondas que hacen referencia al río Guadalquivir.

Al finalizar la visita, el párroco le ha regalado dos cintas de San Fermín además de una medalla de la Corte de San Fermín, que de inmediato se ha puesto al cuello el torero. También, Javier Leoz, a petición de Padilla, le ha bendecido los rosarios que lleva.

Ambos se han dado un abrazo y Juan José Padilla ha ofrecido a Navarra.com unos momentos para poder charlar sobre sus vivencias en San Fermín y el significado de Pamplona para el torero. 

El torero Juan José Padilla visita la Capilla de San Fermín. PABLO LASAOSA
El torero Juan José Padilla visita la Capilla de San Fermín. PABLO LASAOSA

"He sentido sensaciones de mucha alegría. Me han venido mil recuerdos a la memoria porque he vivido muchas cosas y emociones aquí, tanto triunfando como cornadas. He visto a los tendidos de sol disfrutándolo o los de sombra aplaudiendo. He sentido como una película que estaba pasando y reconociendo que estaba en la plaza que considero mi feudo", cuenta Padilla con respecto al Coso de la Misericordia. 

Incluso antes de dar paso al torero en el evento del centenario, el público estaba ansioso por su salida. "Se nota el cariño de la gente por la calle y en cualquier sitio. La gente se desvive, es una pasión tremenda porque se acercan a mí, me piden una foto y se siente con mucho cariño", expresa. 

La Plaza de Toros de Pamplona siempre será especial para Juan José Padilla, ya que le lanzó hacia el éxito. "Conocía Pamplona desde que era muy niño y veía siempre el encierro pero no podría imaginar nunca que podía llegar a torear aquí y mucho menos llegar a ser un torero referente de Pamplona", detalla el diestro. 

Según cuenta Padilla, él ha tenido un antes y un después en esta plaza. "He conseguido algo de lo que me había propuesto, pero Dios me ha regalado mucho más de lo que he conseguido. Aquí ha habido un antes y un después, Pamplona me lanzó a todas las plazas. Por todo el mundo, en Los Ángeles, Nueva York, México o Colombia siempre hay aficionados que me dicen: eres el torero de Pamplona", explica. 

El torero Juan José Padilla visita la Capilla de San Fermín. PABLO LASAOSA
El torero Juan José Padilla visita la Capilla de San Fermín. PABLO LASAOSA

La cogida de Zaragoza también marcó un antes y un después en el matador. Fue donde perdió el ojo izquierdo, pero no le impidió a continuar toreando. "Después de esa cornada tan grande en Zaragoza se demostró que aquí hay sensibilidad y que me quieren de verdad. Recibí muchas muestras de cariño en mi casa y cuando hice el paseillo y vi las banderas de pirata y los parches, me llegó al corazón", cuenta con alegría Padilla

Juan José Padilla también confía en el 'capotico' de San Fermín. "Estando siempre tan cerca de ese peligro en la plaza, aquí siempre echa un 'capotillo' y todos los toreros de San Fermín nos acordamos de él en todo momento", cuenta. 

Se siente como uno más de Pamplona tanto dentro como fuera de la plaza de toros. "Pamplona es maravillosa, preciosa por todo su entorno, su calidad de vida y cultural. Tenemos una plaza centenaria que convoca a millones de personas y nos sentimos privilegiados. Me siento pamplonica".

Juan José Padilla también se siente orgulloso de la gente de Pamplona. "Nos sentimos muy orgullosos de que Pamplona tenga una plaza de estas características que acojan a tanta gente. No existe ningún problema y eso es muestra de la educación de la gente de Pamplona, de Navarra. La ciudad ayuda a los que vienen de fuera y eso es ejemplo de cuidar una cultura como los encierros y la plaza", finaliza el diestro.  

Estos Sanfermines el torero también vendrá los primeros días para disfrutar tanto de los encierros, las corridas y de las propias fiestas. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Con Padilla ante la imagen de San Fermín en Pamplona: "Nunca me faltó el santo"