TELEVISIÓN

Michael Robinson: "No he sido capaz de perdonar a Osasuna lo que le hicieron a mi hijo"

El exfutbolista y locutor deportivo inglés ha rememorado con el presentador Risto Mejide su paso por el club navarro.

Michael Robinson, en el programa Chester. CUATRO
Michael Robinson, en el programa Chester. CUATRO  

El exjugador de Osasuna y comentarista deportivo Michael Robinson ha participado en el programa de Cuatro 'Chester', con Risto Mejide. En la entrevista, el inglés rememoró su paso por el club navarro y una experiencia que vivió en Pamplona y que dejó marcada su relación con Osasuna.

Como se recuerda, Robinson fue un futbolista de alto nivel, que compitió como delantero en las filas del Preston North End y del Manchester City, antes de ser fichado por el Liverpool, que desembolsó por él una de las cifras más altas de la época y con el que logró conquistar la Premier League, la FA Cup y la Copa de Europa.

En España aterrizó en Pamplona sin saber nada de español, como ha relatado en el programa: “Yo pensaba que Osasuna era un lugar. Lo creí hasta estando ya entrenando con ellos. Yo solo entendía ‘hola’, ‘adiós’, ‘gracias’, ‘cerveza’ y contaba hasta cinco. Lo fundamental, ¿no?”.

Sus años en el equipo navarro, tal como ha contado a la cadena, los recuerda como los más felices… Hasta su abrupta salida del club navarro debido a una operación de rodilla que nunca pidió y que se hizo contra su voluntad.

"ME QUEDÉ COJO"

“Yo era feliz allí. Había encontrado una maravilla en ese equipo. Pero tenía un problema, ya se lo había advertido antes de fichar. Estaba mal de la rodilla. Les dio igual. Me hicieron una intervención quirúrgica que yo no pedí y que no necesitaba. Seis semanas después de aquello, a los 19 minutos de volver a jugar, me quedé cojo”.

Sin embargo, no es eso lo que más le duele a Robinson, sino una experiencia que vivió en el campo rojillo tiempo después, tal y como ha contado a Mejide. “Años después, cuando volví a El Sadar como comentarista de la Liga para Canal+, pedí al gerente del club si mi hijo, de siete años, podía saltar al campo con el capitán del Osasuna y su camiseta roja. Cuando el niño estaba en el túnel para salir de la mano de Iñaki Ibáñez, el delegado los separó e impidió a mi hijo saltar. Yo no sé qué diablos hice tan mal para que me tengan tanta manía, para inclusive hacerle eso a mi hijo… A mí pueden machacarme, pueden dejarme cojo, pero hacer eso a un niño de siete años… No he sido capaz de perdonárselo”, aseguró.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Michael Robinson: "No he sido capaz de perdonar a Osasuna lo que le hicieron a mi hijo"