• viernes, 17 de septiembre de 2021
  • Actualizado 09:40

 

 
 

CULTURA

Amaia vuelve a Pamplona, deslumbra en la Ciudadela y termina con una jota

Dos años después de su último concierto en Pamplona, Amaia Romero ha logrado encandilar a los casi 1.000 asistentes que han acudido al ciclo 'Noches en la Ciudadela'.

Conciero de Amaia en la Ciudadela de Pamplona dentro de la programación “Noches en la Ciudadela”. PABLO LASAOSA
Conciero de Amaia en la Ciudadela de Pamplona dentro de la programación “Noches en la Ciudadela”. PABLO LASAOSA

21.30 horas. Nervios, alegrías e incluso alguna taquicardia mueven a una gran cantidad de gente que, como apuntaban los pronósticos, ha llenado la Ciudadela pese a la bajada de temperatura. Después de dos años, aprovechando el ciclo 'Noches en la Ciudadela' programado por el Ayuntamiento de Pamplona, Amaia Romero ha regresado a su tierra para ofrecer el penúltimo concierto del verano de una etapa en la que se ha dedicado a cantar sus primeras canciones.

La diversidad generacional ha caracterizado a un público que, como suele ser habitual en los conciertos de la pamplonesa, ha quedado impresionado con su voz y dominio del escenario. Pese a esto, las niñas en cuadrillas han destacado en número en la fortificación. Amaia, que sabe del tiempo que llevaban esperando a este momento muchos de los asistentes, ha estado tan divertida como siempre y, sin ningún tipo de Auto-Tune o ayuda musical, ha encandilado a los cerca de 1.000 asistentes.

Conciero de Amaia en la Ciudadela de Pamplona dentro de la programación “Noches en la Ciudadela”. PABLO LASAOSA
Conciero de Amaia en la Ciudadela de Pamplona dentro de la programación “Noches en la Ciudadela”. PABLO LASAOSA

Diez minutos más tarde, con una camisa blanca fabricada por su amigo Luis en la que pone "Pamplona te quiero", ha aparecido la joven artista entre los multitudinarios aplausos del público. Ha saludado, se ha sentado y, como acostumbra por su habilidad de tocar el piano, ha hecho sonar la histórica melodía 'Clair de Lune' de Debussy. 

"¡Muchísimas gracias! ¡Hola Pamplona!", han sido sus palabras de presentación instantes después de acabar la primera composición. Entonces, además de agradecer la asistencia a la gente y trasmitir la emoción que le supone el volver a casa, ha explicado, entre risas de algunos de los presentes, la distribución del concierto. "Primero voy a tocas algunas canciones con el piano y, luego, vendrá la banda y lo divertido", ha expresado sonriente.

Empezando con el tema 'Última vez', de su disco Pero no pasa nada, ha seguido sentada y ha cantado seis canciones más, entre las que han destacado conocidas como Nadie podía hacerlo, Luz y sombra, Conan o Perdona. De esta forma, ha dedicado algo más de media hora al piano pese a que, según ella, el final se hace 'aburrido'. "¿Os está gustando? Siempre pienso que esta parte se hace un poco larga, pero bueno", ha comentado tras finalizar la penúltima canción de este apartado.

A las 22.10 horas aproximadamente, ha presentado entusiasmada a "la mejor banda del mundo" agradeciendo el ponerse de pie. "Por fin me levanto, eh. Así mucho mejor". Paula en los teclados, Mikel al bajo, Aleix en la batería y Nuria con la guitarra han sido y son los cuatro guerreros que, junto a la navarra, han mantenido y mantienen al público lo más enchufado posible pese a que ahora las medidas Covid dificultan esta tarea.

Hasta quince canciones seguidas ha interpretado, pasando por distintos géneros musicales y desplegando todos sus registros vocales en una demostración de talento innato. Además, en honor a los 'no Sanfermines', ha cantado, frente a la sorpresa de todos, la jota 'Qué hizo a San Fermín llorar'. 

En ese momento, pese a que el concierto llega al punto álgido en lo que a energía se refiere, Marta e Irene, ambas de 19 años, son las primeras bajas del concierto. "Han sonado tres canciones seguidas que no conocíamos y hemos dicho de irnos a tomar una copa. Nos está gustando, pero hay que equilibrar", han comentado mientras cantando y bailando han abandonado la Ciudadela.

'Un día perdido', 'Quiero que vengas', 'El relámpago', 'Javier' o 'Nuevo verano' han sido algunas de las conocidas canciones que han sonado en la capital navarra. Amaia, pese que ha llegado al final con algo de frío por la pérdida de costumbre, ha regalado una canción más a los presentes tras escucharse el clásico "beste bat/otra más", y se ha despedido emocionada de "la mejor ciudad del mundo".

Silvia Pérez y Andrés Fernández, de 23 y 25 años, han venido desde La Rioja para "cumplir el sueño de la novia". "Hemos venido a ver a Amaia y pasar el día. Yo soy muy fan de ella desde OT 2017 y mi novio viene a acompañarme", reconoce Pérez mientras explica que desde hace años quería venir a un concierto y en cuanto se enteró de que volvía a Pamplona no dudó en comprar dos entradas.

"No tenía expectativas y me ha encantado. Con verla ya me he dado por satisfecha, la verdad. El año pasado compré una entrada para otro concierto en Zaragoza pero se anuló por la pandemia, por lo que estar aquí ya ha sido un éxito para mi", recuerda expectante añadiendo que "todo lo que ha cantado le ha encantado".

Más contentos aún han salido Daniela Díaz (23), Maite Artieda (22) y Eduardo Muñoz (24), que han calificado el concierto de, como diría Enrique Iglesias, 'experiencia religiosa'. "Es hipnotizante, no habíamos escuchado nunca en directo a Amaia y, pese a que he ido a conciertos de gente muy conocida como los Rolling Stones, nunca había vivido algo así", remarca Muñoz señalando la voz, la presencia en el escenario y la capacidad de mantener a cientos de personas callados y mirando por más de una hora como sus habilidades principales. 

"La conocimos en 2017, pero después del álbum nos decidimos a acudir a algún live. Sabíamos que sería buena pero no esperábamos que enganchase tanto. Además, el ambiente y la ventaja de estar tan cerca de todo por el Covid nos hacía sentir una paz increíble", han valorado sobre el 'petit comité' formado por las menos de mil entradas que pudieron venderse.

En cuanto a su momento favorito del evento, cada uno destaca una canción en concreto. "El cover de Conan me ha impresionado, me parece fascinante como la 'melodizado'", ha destacado Díaz. "Ha hecho una cover de 'The end of the world' y ha conseguido que en español funcione, algo surrealista", ha remarcado Muñoz. Por último, Artieda se ha quedado con el tema 'Qué nos va a pasar', que le recuerda a tiempos muy bonitos de su vida.

Un total de 22 temas musicales en una hora y media de duración han sido lo que los navarros, que agotaron las entradas el mismo día que se pusieron a la venta y han salido más que satisfechos, han podido disfrutar en un nuevo concierto para el recuerdo de una estrella nacional que, como no podía ser de otra manera, se ha despedido prometiendo que regresará lo antes posible a la capital navarra para realizar conciertos ante toda su gente.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Amaia vuelve a Pamplona, deslumbra en la Ciudadela y termina con una jota