PREMIUM  POLÍTICA

Critican al alcalde de Tafalla (Bildu) por provocar un agujero de casi 60.000 euros en sentencias perdidas

UPN denuncia que "el dinero ha salido del bolsillo de todos los tafalleses por decisiones sectarias del alcalde Arturo Goldaracena".

El alcalde de Tafalla, Arturo Goldaracena, de EH Bildu, junto a una imagen de la fachada del Consistorio. FOTOMONTAJE
El alcalde de Tafalla, Arturo Goldaracena, de EH Bildu, junto a una imagen de la fachada del Consistorio. FOTOMONTAJE  

El grupo municipal de UPN en el Ayuntamiento de Tafalla ha vuelto a denunciar a Bildu por el gasto de más de 58.000 euros de dinero público en sentencias judiciales falladas contra el Consistorio navarro "por decisiones sectarias del alcalde". Los regionalistas reclaman al primer edil, Arturo Goldaracena, "que si tuviera dignidad, pagaría él mismo este dinero de su bolsillo".

En este caso, los regionalistas han sacado los colores a los abertzales tras la contratación ilegal de un asesor jurídico, según ha estimado el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 3 de Pamplona. El juez ha anulado un proceso de contratación de septiembre de 2015 al saltarse la lista de aspirantes a la contratación para el puesto a cubrir, contratando a otra persona en lugar del primer aspirante de la lista.

El portavoz de UPN en Tafalla, Pablo Larrasoaña, ha lamentado que la "contratación ilegal, a dedo" ejecutada por el Consistorio que gobierna el abertzale Arturo Goldaracena costará a las arcas municipales 26.300 euros correspondientes al salario y la cotización de la trabajadora que debió haber sido contratada, más 5.000 euros en concepto de costas judiciales.

"No sólo se trata de una contratación ilegal", ha advertido Larrasoaña, "además se hace con premeditación y alevosía, de manera sectaria con el único fin de no contratar a la persona que por méritos propios ocupaba la primera posición en la lista de aspirantes del Ayuntamiento".

UPN ha criticado que este nuevo varapalo jurídico a Bildu forma parte de un "reguero de sentencias judiciales perdidas a lo largo de la legislatura y las que están por venir, todas ellas por la nefasta gestión que está llevando a cabo el alcalde".

A los 31.300 euros que el Consistorio gobernado por Goldaracena deberá pagar por su contratación irregular, UPN añade el pago de 15.000 euros en concepto de sentencias contrarias por la colocación de ikurriñas y pancartas contrarias a la ley, además de 12.000 euros en una sentencia relativa al hospital.

Los regionalistas cifran en más de 58.000 euros los gastos en sentencias contrarias al Ayuntamiento. "Un dinero que ha salido del bolsillo de todos los tafalleses por decisiones sectarias del alcalde y que si tuviera dignidad, pagaría él mismo de su bolsillo", ha reclamado Larrasoaña.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Critican al alcalde de Tafalla (Bildu) por provocar un agujero de casi 60.000 euros en sentencias perdidas