POLÍTICA

Reclaman al Gobierno foral que todos los empleados públicos compartan la misma mejora retributiva

​LA FeSP de UGT pide que todos asimilen la subida de sueldo de la que disfrutarán los trabajadores del Parlamento de Navarra.

Los datos de afiliación en Navarra caen a la par que se estanca el índice de parados en la Comunidad foral. ARCHIVO
Los datos de afiliación en Navarra caen a la par que se estanca el índice de parados en la Comunidad foral. ARCHIVO  

La Federación de Empleados de Servicios Públicos de UGT (FeSP) reclama al Gobierno de Navarra que la mejora retributiva acordada por el Parlamento foral para sus trabajadores se haga extensiva a todos los empleados públicos de la comunidad, ya que concurren las mismas razones y circunstancias que las esgrimidas para justificar la decisión en la Cámara legislativa.

UGT señala que la decisión del Parlamento, pese al criterio en contra del interventor de la Cámara, que arguye que dicha subida hasta el año 2020 no cuenta con la correspondiente habilitación legal, implica un incremento del 6,10% para el nivel A, un 5,60% para el B y un 5,50% para los niveles C y D.

La justificación para implantar dicho complemento, sin tener en cuenta las limitaciones legales que se esgrimen para el resto del personal que presta servicios en las Administraciones Públicas de Navarra, es “mantener la adecuación de las retribuciones de los puestos de trabajo a la dedicación y adaptación exigidas a los mismos para el mejor desarrollo del actividad parlamentaria y extraparlamentaria”, y “recuperar el nivel adquisitivo que se había perdido durante estos años”.

Contrasta esta actitud con la mantenida por el Gobierno que sustentan los mismos partidos, que, ante una situación similar del resto de empleados de las Administraciones Públicas de Navarra, "el único compromiso adquirido es realizar un seguidismo en materia retributiva a las decisiones que se adopten a nivel estatal", dice UGT.

UN COMPORTAMIENTO "CHOCANTE"

"Resulta más chocante todavía cuando los mismos partidos, en la oposición parlamentaria durante la legislatura anterior, acusaban al Gobierno de entonces de realizar seguidismo a Madrid en materia retributiva de los empleados públicos, llegando a aprobar dos leyes forales para el abono de la extra de diciembre del 2012 que acabaron anuladas por el Tribunal Constitucional", expone el sindicato.

Partiendo de la base de que la FeSP-UGT va a apoyar cualquier decisión que suponga mejoras para los empleados públicos, "nos llaman poderosamente la atención dos cuestiones: en primer lugar, la diferenciación de subida por niveles entre los propios trabajadores del Parlamento, cuando bien podía haberse acordado el mismo porcentaje para todos; y, en segundo lugar, que los empleados del Parlamento, al igual que ya ocurrió con la paga extra del 2012, reciban un trato desigual y favorable respecto del resto de empleados de las Administraciones Públicas de Navarra".

Por lo tanto, UGT insta al Gobierno de Navarra y al cuatripartito a que "trate con criterios de igualdad a todos los funcionarios, ya que, en cuanto a condiciones salariales, el resto de empleados de las Administraciones Publicas de Navarra también se encuentran ante la necesidad de recuperar el poder adquisitivo perdido estos años y de mantener la adecuación de las retribuciones de los puestos de trabajo para el mejor desarrollo de la actividad ejecutiva y administrativa de las Administraciones Públicas de Navarra".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Reclaman al Gobierno foral que todos los empleados públicos compartan la misma mejora retributiva