PREMIUM  POLÍTICA

Tudela se salta un informe técnico para encargar los servicios de limpieza de manera ilegal

El equipo de gobierno aprobó delegar esta competencia en la Mancomunidad de la Ribera, pese a que un informe de intervención le indicó que no es posible legalmente.

El alcalde de Tudela, Eneko Larrate. AYUNTAMIENTO DE TUDELA
El alcalde de Tudela, Eneko Larrate. AYUNTAMIENTO DE TUDELA  

El Ayuntamiento de Tudela ha aprobado que la prestación del servicio de la limpieza viaria de la ciudad se realice a través de la Mancomunidad de la Ribera, que se encargará de esta labor en 17 de las 19 localidades pertenecientes a este organismo. Y el consistorio de la capital ribera lo ha aprobado obviando un informe de intervención que le dicta que el instrumento escogido para ello resulta ilegal.

En menos de un mes, se ha cambiado la tipología del expediente en tres ocasiones: el 15 de octubre, se planteó una encomienda de gestión; el 12 de noviembre, se habló de un convenio; y finalmente el 19 de noviembre, se especificó que se llevaría a cabo una delegación de competencia desde el Ayuntamiento de Tudela a la Mancomunidad.

Sin embargo, el informe de intervención cumplimentado por un técnico del consistorio tudelano establece claramente que esta figura es inadecuada, debido a su ilegalidad. Según la ley del régimen jurídico del sector público, "los órganos de las diferentes administraciones públicas podrán delegar competencias en organismos o entidades de derecho público vinculados o dependientes de aquellas".

Unos requisitos legales que no cumple la Mancomunidad, que no es ni un organismo ni una entidad de derecho público, tal y como señala el informe, que llega a la conclusión de que "no es posible acudir a una delegación de competencia para la prestación del servicio de limpieza viaria por la Mancomunidad de la Ribera".

Los problemas legales no acaban ahí en la propuesta presentada por el equipo de gobierno del consistorio tudelano, ya que el técnico subraya que "no es posible que la Mancomunidad preste servicios solamente a una parte de sus componentes; si se mancomuna, se hace para todos los ayuntamientos, pero no solamente para una parte de ellos". Así lo establece, partiendo de la legalidad que rige las mancomunidades en Navarra.

Como se ha dicho, dos municipios de la Ribera (Ablitas y Corella) han declinado mancomunar estos servicios, así que el informe de intervención deja claro la imposibilidad de llevar a cabo la acción: "La Mancomunidad no puede servir como órgano de contratación de algunos ayuntamientos mancomunados, sino que debe haber una cooperación real entre todos ellos para la consecución de los fines de la mancomunidad, que deben recogerse obligatoriamente en los estatutos".

CAMBIO DE ESTATUTOS

Los conflictos legales tampoco acaban aquí, sino que aun se añade un tercer impedimento, basado en que "la Mancomunidad no tiene encomendada la limpieza viaria entre sus actividades". Por consiguiente, establece el técnico, "la Mancomunidad carece de competencia para la contratación que se plantea, por lo que previamente habría que modificar los estatutos. Y aún con todo, como se ha dicho, no sería posible que la Mancomunidad prestase servicios solamente a una parte de sus componentes".

Estos dos últimos aspectos llaman especialmente la atención, ya que hay 12 localidades que hasta ahora ya tenían mancomunado el servicio de limpieza viaria, tal y como ha reconocido recientemente el alcalde de Murchante y presidente de la Mancomunidad de la Ribera, Tomás Aguado, que ha apuntado que "estaba caducado desde hace varios años y queríamos sacar uno nuevo, por lo que se ofreció poder entrar a los siete municipios restantes".

Todas estas situaciones contrarias a la legalidad fueron cuestionadas en el último pleno del Ayuntamiento de Tudela desde los grupos de UPN y PP, que también criticaron la idoneidad de esta medida en lo referente a beneficio económico y aumento de la calidad de la limpieza.

En lo que respecta a las ilegalidades mostradas en el informe de intervención, desde el equipo de gobierno solo respondió la concejala Olga Risueño (I-E), que alegó que "yo no soy quien para, si se hace una reunión con diez secretarios de distintos municipios que llegan a una conclusión, discutirla, porque entiendo que esa conclusión es la válida y que avala que esto tenga que ser un convenio que regule la delegación de competencia".

Así que, sin tener en cuenta el informe de intervención en contra, el cual señala que es ilegal por tres motivos, el equipo de gobierno formado por I-E, PSN y Tudela Puede sacó adelante la aprobación, con 11 votos a favor, 8 en contra (los de UPN y PP) y 1 abstención.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Tudela se salta un informe técnico para encargar los servicios de limpieza de manera ilegal