PREMIUM  POLÍTICA

Los socialistas navarros, de la mano con Bildu: apoyan intensificar el uso del euskera en la Administración foral

Navarra Suma había pedido que se paralizara "de forma inmediata" la aprobación de los planes lingüísticos de los departamentos del Gobierno foral y sus organismos públicos.

María Chivite, Presidenta del Gobierno de Navarra, junto a Maiorga Ramirez (Eh Bildu) momentos previos al comienzo del pleno. MIGUEL OSÉS
María Chivite, Presidenta del Gobierno de Navarra, junto a Maiorga Ramirez (Eh Bildu) momentos previos al comienzo del pleno. MIGUEL OSÉS  

El Parlamento de Navarra ha rechazado este jueves una moción presentada por Navarra Suma por la que se pedía al Gobierno foral que paralizara "de forma inmediata" la aprobación de los planes lingüísticos de los departamentos del Gobierno foral y de sus organismos públicos, planes previstos en el decreto que regula el uso del euskera en las Administraciones Públicas de Navarra.

La iniciativa no ha prosperado ya que ha recibido el voto en contra de PSN, Geroa Bai, EH Bildu, Podemos e Izquierda-Ezkerra.

La moción también pedía la derogación de la orden foral por la que se da publicidad al procedimiento que se debe seguir en relación con las personas empleadas que en cada caso se puedan ver afectadas por el cambio de perfil lingüístico de la plaza que vinieran ocupando y solicitaba que el Gobierno de Navarra paralizara todas las modificaciones de plantilla orgánica que se puedan estar llevando a cabo.

El parlamentario de Navarra Suma Carlos Pérez-Nievas ha afirmado que "el euskera es una lengua que tiene que ser protegida, promocionada y no utilizada en el debate político" pero ha considerado que para los nacionalistas "el euskera es una obsesión, es un arma política". "El uso del euskera como lengua vehicular está por debajo del 7 por ciento en Navarra", ha indicado, y ha señalado que los parlamentarios nacionalistas "saludan en euskera y se acabó". "Impónganse el requisito de euskera para ser parlamentarios de Geroa Bai y de EH Bildu, porque si no, son inconsecuentes con lo que hacen. Lo de tener caradura política es una cosa impresionante", ha dicho, para ser crítico también con la postura del PSN.

La parlamentaria del PSN Inma Jurío ha afirmado que el Partido Socialista "va a actuar en un gobierno en base a un acuerdo que se refiere al euskera sin complejos y en el que nos sentimos absolutamente cómodos". "Hemos estado en la oposición frente a un Gobierno que tenía una mayoría nacionalista y hemos coincidido en votaciones con UPN, pero eso no quiere decir que nuestra visión del euskera sea la misma que tiene UPN, porque no ha sido la misma, nosotros nunca hemos demonizado el euskera", ha asegurado, señalando que, con el cambio de Gobierno, se harán otros planes lingüísticos que "posiblemente serán diferentes y ahí discutiremos si le gustan o no".

Por parte de Geroa Bai, Jabi Arakama ha asegurado que "la derecha navarra utiliza por enésima vez el euskera con partidismo, tiene el objetivo de hacer ruido". "Creo que a ningún castellanohablante le ha pasado nunca que no le atiendan en castellano en la Administración, pero eso sí nos pasa a las personas euskaldunes, y esto es más grave porque es obligación de las administraciones públicas facilitar los derechos lingüísticos de la ciudadanía", ha señalado.

La portavoz de EH Bildu, Bakartxo Ruiz, ha afirmado que este es el "día de la marmota" y ha asegurado que "la obsesión de Navarra Suma es la política lingüística". "Ésta es la primera moción que registró esta legislatura, utiliza los mismos mantras, la imposición, la discriminación, sigue manipulando", ha apuntado, para indicar que "EH Bildu no aceptará ningún paso atrás" en lo realizado en los últimos cuatro años en relación con el euskera.

Desde Podemos, Ainhoa Aznárez ha afirmado que "la pasada legislatura llegamos a acordar un decreto foral porque desde nuestro grupo nos comprometimos a cumplir los derechos lingüísticos de los navarros para dirigirse a la Administración pública en el idioma que elijan". "Veníamos de una situación en la que el euskera ha sido minorizado y discriminado, y la filosofía del decreto venía a reequilibrar una situación que era injusta de partida", ha señalado.

La parlamentaria de Izquierda-Ezkerra, Marisa de Simón, ha indicado que el decreto del euskera "tuvo un consenso muy amplio, no solamente en este Parlamento, sino también en fuerzas sindicales y otros sectores, y ahora lo que toca es determinar los perfiles lingüísticos de cada puesto de trabajo, ningún funcionario va a perder su puesto de trabajo, faltaría más".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Los socialistas navarros, de la mano con Bildu: apoyan intensificar el uso del euskera en la Administración foral