SALUD

Salud ya negocia con los centros privados las compensaciones económicas por su lucha contra el Covid-19

Chivite ha alabado la coordinación que ha habido y ha asegurado que "no ha escatimado gastos".

Imagen aérea de la Clínica Universidad de Navarra y el CIMA CEDIDA
Imagen aérea de la Clínica Universidad de Navarra y el CIMA CEDIDA

La presidenta del Gobierno de Navarra, María Chivite, ha afirmado que actualmente el Servicio Navarro de Salud (SNS) y las direcciones de los centros privados han empezado a trabajar en las compensaciones económicas por los servicios prestados en la atención de enfermos con COVID-19.

Según ha indicado, por el momento no se pueden adelantar datos porque "estamos empezando a trabajar para poner cifras encima de la mesa" y ha asegurado que cuando tengamos la cifra cerrada "la daremos". "No va a haber falta de transparencia", ha manifestado Chivite en respuesta a una pregunta de EH Bildu en el pleno de la Cámara foral.

La jefa del Ejecutivo ha destacado que desde el primer momento el Gobierno ha dicho que "no iba a escatimar en recursos para atender la emergencia sanitaria" y ha valorado positivamente el trabajo realizado por la parte pública y privada en esta crisis.

"Hemos trabajado bien, de manera coordinada", ha manifestado Chivite, quien ha expresado su agradecimiento a los profesionales de la parte pública y privada por el trabajo que están realizando.

Ha indicado, además, que "en ningún momento los centros de titularidad privada han planteado cuestión o condición alguna para las necesidades asistenciales y requerimiento de las coordinaciones ejecutivas". Y ha señalado que "no hemos percibido por la parte privada ningún tipo de rescate".

"Estamos pactando los precios en función de las atenciones", ha manifestado Chivite, para explicar que "el coste real de los servicios de enfermos COVID-19 no tiene nada que ver con el coste de los servicios de enfermos no COVID". "Es evidente que estos servicios los tenemos que pagar, será el SNS quien negocie con los distintos centros privados, va a ser una negociación a dos y cuando tengamos cerrada la cifra la diremos", ha recalcado.

Por su parte, la parlamentaria de EH Bildu Bakartxo Ruiz ha opinado que "esa colaboración en ningún caso puede ser un rescate a la sanidad privada, que es lo que está pidiendo a nivel estatal la patronal" y ha manifestado que "imagino que el Gobierno de Navarra no estará en esa".

"Los criterios los tiene que establecer el Gobierno de Navarra, no se puede mercadear con esta cuestión", ha sostenido Ruiz. Según ha dicho, no pone en duda "la labor de los profesionales del ámbito privado, estoy convencida de que han dado lo mejor de sí, pero es al Gobierno de Navarra a quien corresponde fijar los precios".

MÁS DE 1.700 CONTRATACIONES

Igualmente, Chivite, ha manifestado que su ejecutivo "no ha escatimado recursos económicos para poner soluciones encima de la mesa" para la adquisición de material sanitario y para la contratación de personal público. "Y en esa línea vamos a seguir trabajando", ha agregado.

En contestación a una pregunta en el pleno del Parlamento de la parlamentaria del PSN Inma Jurío, Chivite ha explicado que hasta la fecha se han realizado 1.717 contrataciones, de las cuales 539 han sido contratos de sustitución y 1.150 son nuevos contratos para hacer frente a la necesidades sanitarias y sociosanitarias.

Tal y como ha detallado, se han realizado 1.479 contrataciones en Salud, 183 en la Agencia Navarra de Autonomía y Desarrollo de las Personas (ANADP), nueve en SOS Navarra y 15 para en Hacienda para la campaña de la renta.

Asimismo, ha señalado que se está trabajando para el retorno de los trabajadores públicos a sus puestos de trabajo presenciales bajo criterio de "protección y salud". Una medida, ha resaltado, que ha sido acordada con "el apoyo de dos tercios" de la representación sindical en Función Pública. "A pesar de las criticas de Navarra Suma hay cosas que se hacen bien y con acuerdo sindical", ha subrayado.

Chivite ha indicado, además, que el 43% del personal de la administración, unos 12.000 empleados, han trabajado de manera no presencial. Y ha destacado que, en esta crisis, se ha dado importancia a "reforzar los servicios esenciales" como Salud y Derechos Sociales.

En este sentido, ha expresado su agradecimiento ante el "gran esfuerzo y compromiso" de los trabajadores, entre los que ha citado también el personal docente, que "han hecho posible que hoy estemos donde estamos". Asimismo, ha apelado a la responsabilidad ciudadana durante la desescalada en la que "cada paso debemos tomarlo con la mayor prudencia".

Por su parte, la parlamentaria socialista Inma Jurío ha destacado que "prácticamente" el 75% de las contrataciones han sido nuevas y "se van a mantener en la medida en que sigan siendo necesarias". Igualmente, ha puesto en valor la gestión "rápida y eficaz de la crisis" y ha resaltado que estas contrataciones se han llevado a cabo "en dos meses y con eso se ha dado una respuesta inmediata".

Igualmente, ha subrayado que la reincorporación del personal público a su trabajo se ha llevado a cabo "mediante el acuerdo con los sindicatos".

Por otro lado, ha destacado la implantación de medidas como los ERTE, "aprobados por todas las fuerzas sindicales" y que "han supuesto reactivación económica". Y ha acusado a UPN de "poner en peligro" estos ERTE con su abstención en el Congreso a la prolongación del estado de alarma.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Salud ya negocia con los centros privados las compensaciones económicas por su lucha contra el Covid-19