• miércoles, 08 de diciembre de 2021
  • Actualizado 15:11

 

 
 

POLÍTICA

Quiroga trasladará a Rajoy que el problema del PP en Navarra no es de los candidatos

La presidenta de los populares vascos asegura que ocurre los mismo en Euskadi y en Cataluña. 

Arantza Quiroga. EUROPA PRESS.
Arantza Quiroga. EUROPA PRESS.

La presidenta de los populares vascos, Arantza Quiroga, quiere trasladar al máximo representante de su partido, Mariano Rajoy, la reflexión sobre "cuál es el apoyo y el impulso que se da a la marca" del PP en Euskadi, Cataluña y Navarra, y si se pretende que ésta sea "fuerte" en estas comunidades autónomas. En este sentido, ha recordado los resultados de la formación en las últimas elecciones catalanas, que, en su opinión, se pueden trasladar a otros escenarios como el vasco, y ha destacado que se constata que el problema "no es de los candidatos".

En una entrevista concedida a Onda Vasca, Quiroga ha indicado que "la reflexión que hay que hacer es que el PP tiene que pensar si realmente considera que es importante que la marca sea fuerte, tanto en Cataluña como en el País Vasco y como en Navarra".

Además, ha criticado que Artur Mas, que ha sido citado a declarar como imputado por la consulta del 9-N, "tome una decisión de éstas y lo convierta en victimismo". Por ello, ha dicho que, "si se le quita el sentimentalismo y victimismo", se podría ver "qué hay detrás de esto". "Si un señor se salta la Ley y se salta las sentencias, lo que tiene que hacer es responder ante la Justicia como cualquier otro ciudadano. En este caso, es evidente que se hace una política victimista", ha añadido.

En este sentido, ha manifestado que se destaca ahora que el día que tiene que comparecer Artur Mas "es el 75 aniversario del fusilamiento del expresidente Lluís Companys por parte del franquismo. "Con lo cual, tenemos ya todos los ingredientes, si añadimos que el juez que está instruyendo todo esto fue nombrado por el Parlamento de Cataluña, a propuesta de CiU, ERC e ICV", ha indicado.

A su juicio, "todos estos ingredientes forman parte de una España que hay que empezar a repensar, sobre todo, porque este último dato, el que sea un Parlamento el que nombre un juez debería ser algo que en España se fuera superando".

"Es una de las reformas, además de esa modernización que necesita España, también Euskadi, porque también el Parlamento vasco nombra jueces en el TSJPV. Y todas esas cosas son las que chirrían en estos momentos y que a los ciudadanos les llama la atención porque genera un descrédito de las propias instituciones", ha indicado.

Arantza Quiroga ha recordado que Mas todavía no es el candidato a repetir como president de la Generalitat. "Los catalanes han hablado, han manifestado su opinión en unas elecciones libres y democráticas, y lo que hay es un nuevo Parlamento que tiene que elegir un nuevo gobierno para resolver los problemas que ahora mismo tienen los catalanes y los desafíos que tienen por delante, esos retos a los que nos enfrentamos todos", ha aseverado.

PRESIÓN A LA CUP

A su juicio, "eso debería ser lo que centrara a todos". "Vamos a ver qué ocurre en los próximos días, pero parece que hay una inestabilidad, un Parlamento complicado y una presión que se está viendo clarísimamente sobre uno de los grupos parlamentarios, que es la CUP, y que no consiguen doblegar su decisión para apoyar al señor Mas", ha apuntado.

En este sentido, ha recordado que Junts Pel Si, que es la candidatura que ha ganado, "no tiene el apoyo suficiente para poder nombrar a un presidente, para elegirlo, y necesita otros apoyos".

"Y esto es lo que estamos viendo ahora, las decisiones que toman los catalanes, nosotros las respetamos, y lo que sí vemos es que, mientras se da muchas vueltas a muchas cuestiones, hay otras, que son las que verdaderamente importan a los ciudadanos, que no se están atendiendo y se deberían atender cuanto antes para que Cataluña vuelva a ser un referente y esté a la vanguardia de lo que ha sido siempre ese referente para todos en una España plural, en la que cada uno se identifica con unas señas de identidad que están reconocidas ya en la Constitución y en el Estatuto de Autonomía", ha dicho.

LECTURA DE LAS ELECCIONES CATALANAS

La líder de los populares vascos ha indicado que estas elecciones tienen "una lectura" que se tiene que hacer "muy honestamente y saber cuál es el resultado". "Tal como ha reconocido Albiol, no es un buen resultado y es sintomático. Puede tener reflejo en otras comunidades autónomas como la vasca. La reflexión que hay que hacer es que el PP tiene que pensar si realmente considera que es importante que la marca PP sea fuerte tanto en Cataluña como en el País Vasco como en Navarra. Ésa es una reflexión que tenemos que hacer", ha apuntado.

Arantza Quiroga ha afirmado que quiere trasladar a Mariano Rajoy esa reflexión porque "es la más honesta". "Más allá de candidatos, porque se ha visto que no es un problema de candidatos, es un problema de cuál es el impulso, el apoyo que se da a la marca tanto en Cataluña como en el País Vasco como Navarra", ha apuntado.

Según ha precisado, ésta es una reflexión que ella hace desde el punto de vista personal. "Yo estoy dirigiendo el PP en el País Vasco, llevo ya un tiempo haciéndolo y viendo cuáles son las fortalezas y las debilidades. Y nosotros tenemos una fortaleza en nuestro discurso, en nuestras propuestas, en la trayectoria que llevamos indudable de compromiso en el País Vasco, y en eso, necesitamos un impulso, un apoyo, una fortaleza que nos la da, precisamente, pertenecer a un partido de ámbito nacional", ha añadido.

A su juicio, se trata de "hacer todo el trabajo y poner toda la ilusión en trasladar una forma de ser vasco y de defender los intereses de Euskadi" de la manera que tienen los populares, "pero también hace falta hacer otras reflexiones". "Tenemos un discurso que es el que mejor se adapta al siglo XXI, al año 2015 y a las necesidades y al futuro que se plantea para Euskadi", ha añadido.

Quiroga cree que Euskadi "se está cerrando en sí misma, fruto de un Gobierno vasco que no es capaz de leer la realidad y ver cuáles son los retos a los que nos enfrentamos".

"Se conforma con tener los recursos suficientes para garantizar un bienestar, que eso está muy bien, pero que ahora mismo se requiere mucho más, se requiere tener ideas que puedan proyectar a una Euskadi del siglo XXI con los retos a los que nos tenemos que enfrentar, en una sociedad absolutamente cambiante, a una gran velocidad y yo veo un Gobierno vasco que está de espaldas a todo eso", ha añadido.

En esta línea, ha afirmado que los populares son "capaces de ver todo eso" y ha indicado que tienen que ser capaces de trasladar a la ciudadanía "ese discurso ilusionante de cara al futuro" y de "convencerles".

PONENCIA DE AUTOGOBIERNO

La líder del PP vasco cree que "hay mucho que tocar" en el actual estatus "para modernizar, sobre todo, las estructuras vascas". "Creo que es el momento", ha señalado, para indicar que, en todo caso, "hay que buscar ese clima en el que se pueda hablar, debatir y llegar a acuerdos".

"Y en esa estabilidad se tiene que producir porque abrir el debate para que, luego, no terminemos de cerrarlo, creo que estamos haciendo un flaco favor y no avanzaríamos. Hay que abrir los debates para avanzar, no en los términos que nos están planteando algunos porque yo soy de las convencidas de que la pluralidad de España, la identidad vasca está perfectamente reconocida en la Constitución y en el Estatuto de Autonomía", ha indicado.

A su entender, "lo que ha fallado es su desarrollo, el de sus competencias". "Tenemos una gran capacidad, un gran autogobierno y ahora lo que se está viendo es que la forma en la que se ha gestionado ese autogobierno, no está acompañando a los tiempos. Ése es el problema y no tanto ese encaje, que desde el punto de vista nacionalista, se busca de esa soberanía vasca que hay que encajarla dentro de esa soberanía que es la española", ha aseverado.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Quiroga trasladará a Rajoy que el problema del PP en Navarra no es de los candidatos