PREMIUM  EDUCACIÓN

El PSN de Pamplona rechaza los cambios unilaterales tomados por Bildu en las escuelas infantiles

“Estamos ante una decisión política que demuestra el uso partidista que Asirón y los grupos hacen en materia lingüística" ha dicho Esporrín. 

Maite Esporrín y Eduardo Vall, concejales del PSN en Pamplona. IÑIGO ALZUGARAY
Maite Esporrín y Eduardo Vall, concejales del PSN en Pamplona. IÑIGO ALZUGARAY  

El Grupo Municipal del PSN-PSOE del Ayuntamiento de Pamplona ha mostrado su rechazo por los cambios “unilaterales” tomados por el equipo de gobierno respecto a las Escuelas Infantiles Municipales.

Según ha explicado la portavoz, Maite Esporrín, este cambio “afectará principalmente a dos escuelas que pasarán del modelo castellano al modelo en euskera” y ha criticado el hecho de que se haya realizado “de forma opaca, unilateral, sin conocimiento de la Junta de Gobierno de Escuelas Infantiles, reunida precisamente este lunes, y de espaldas a las familias y a la comunidad educativa afectadas”.

“Estamos ante una decisión política que demuestra el uso partidista que Asirón y los grupos que le apoyan hacen en materia lingüística, al imponer un modelo en detrimento de otro ya existente, sin conocimiento ni debate previo alguno con el resto de grupos municipales, y sin seguir los mínimos trámites exigibles en un tema de calado como éste, en lo referido a estudios previos, informes, consulta a las personas afectadas, etc”, ha añadido Esporrín, que también ha criticado el hecho de que se han “enterado a través de los medios de comunicación”.

Además, Esporrín ha señalado que “venimos reivindicando desde hace tiempo la necesidad de hacer un estudio riguroso que sirva para atender de forma equilibrada la demanda en materia geográfica y lingüística en las escuelas infantiles de Pamplona.

En este sentido, nos consideramos doblemente burlados por Bildu y sus socios de gobierno, ya que en la reunión de este mismo lunes de la Junta de Gobierno de Escuelas Infantiles no ya no se informó nada sobre este cambio, es que encima anunciaron que iban a destinarse 15.000 euros para realizar una encuesta sobre las preferencias lingüísticas a fin de adoptar los cambios necesarios a futuro: ¿qué clase de broma es esta cuando ya se están tomando decisiones?”

“Por supuesto, y a pesar de que no dudamos de la excelente acogida que algún sindicato nacionalista pueda dar a tamaña cacicada, nada parece importar el que Asirón y quienes le apoyan den primacía a la lengua frente a los aspectos educativos que son los que debieran primar en la educación de la infancia. O la incertidumbre y cambios laborales que ello genera a las trabajadoras fijas e interinas afectadas.

O, lo que es más importante, el trastorno para los niños, niñas y familias perjudicadas. Queda muy claro que todo vale para dar satisfacción a las principales obsesiones de quienes gobiernan: el euskera y las medidas a favor de las personas y colectivos próximos a sus postulados políticos”, ha añadido la portavoz socialista.

Finalmente, ha señalado que pedirá las explicaciones pertinentes al respecto y que “lamentamos, en definitiva, el cúmulo de despropósitos que atesora esta decisión: imposición unilateral, nula transparecencia, cero participación, ausencia del mínimo rigor exigible, actuación de espaldas a las personas afectadas y desprecio a la ciudadanía que no comparte los postulados ideológicos e identitarios de quien gobierna”.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El PSN de Pamplona rechaza los cambios unilaterales tomados por Bildu en las escuelas infantiles