PREMIUM  POLÍTICA

El PSN critica a Asirón por la nueva ordenanza del euskera: "Carece de consenso y discrimina a la mayoría"

Los socialistas creen que "modificar la ordenanza del euskera" conlleva "un claro sesgo partidista, impositivo y discriminatorio, ajeno a la realidad sociolingüística de nuestra ciudad".

La portavoz del PSN en el Ayuntamiento, Maite Esporrín, y los concejales Eduardo Vall y Patricia Fanlo, presentan las enmiendas a la Ordenanza del Euskera (11). IÑIGO ALZUGARAY
La portavoz del PSN en el Ayuntamiento, Maite Esporrín, y los concejales Eduardo Vall y Patricia Fanlo, presentan las enmiendas a la Ordenanza del Euskera (11). IÑIGO ALZUGARAY  

El grupo municipal del PSN en el Ayuntamiento de Pamplona ha presentado 29 enmiendas a la nueva ordenanza del euskera al considerar que "carece del consenso necesario, utiliza el euskera como arma política y discrimina a la mayoría" de la ciudad.

Los socialistas han realizado estas propuestas para "enmendar, en la medida de lo posible, el intento revisionista y unilateral del equipo de gobierno de modificar la ordenanza del euskera vigente hasta la fecha desde un claro sesgo partidista, impositivo y discriminatorio, ajeno a la realidad sociolingüística de nuestra ciudad".

En opinión del PSN, "la reforma propuesta por el equipo de gobierno no nace de ningún diálogo previo o búsqueda del consenso con el conjunto de fuerzas políticas municipales, al contrario, la revisión propuesta parte exclusivamente de un acuerdo de gobierno que ya en origen excluyó a la representación institucional de la mitad de la población pamplonesa".

"En claro contraste con la elaboración de la ordenanza vigente hasta la fecha, ningún grupo ajeno al equipo de gobierno ha tenido el menor conocimiento ni capacidad de participación en su elaboración antes de que se diera a conocer públicamente", ha criticado el grupo municipal.

Para los socialistas, "esta exclusión es, sin duda, la mejor explicación al revisionismo y los maximalismos que el texto propuesto contiene en su articulado". Y han considerado que "no se explica tamaña torpeza con un patrimonio cultural que pertenece al conjunto de la ciudadanía pamplonesa y no sólo a la representación institucional de la mitad de la ciudad".

Una "torpeza", han agregado, que "sufrirán a partes iguales, en caso de ser aprobada la reforma en los términos propuestos, tanto la inmensa mayoría ciudadana que no sabe euskera, como el propio euskera en lo referido a su imagen y valoración ciudadana".

"No hay documento ni articulado alguno que resista pretender equiparar en usos y derechos una lengua empleada habitualmente por menos del 3% de la población con otra que es empleada por el 100% de la ciudadanía. Si el alcalde Asiron y el equipo de gobierno fueran capaces de entender que no se puede someter al euskera a este estrés ciudadano y que las lenguas se deben fomentar pero nunca imponer, comprenderían que debieran retirar de manera inmediata su propuesta", ha sostenido el PSN.

Según ha indicado, "para colmo de males, la propuesta presentada es confusa, reiterativa y manifiestamente mejorable en algunos términos de su redacción", por ello, en la primera enmienda que han presentado los socialistas solicitan su retirada.

Respecto al resto de enmiendas, que decaerían si se aprobara la primera, el grupo municipal del PSN ha destacado que pretenden "paliar los defectos y excesos del documento y preservar, hasta donde se pueda, los contenidos y el espíritu de consenso e integración de la actual ordenanza".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El PSN critica a Asirón por la nueva ordenanza del euskera: "Carece de consenso y discrimina a la mayoría"