• sábado, 21 de mayo de 2022
  • Actualizado 12:35

 

 
 

POLÍTICA

El Instituto de la Memoria del cuatripartito indagará en la Guerra Civil, ETA y la "violencia policial"

La consejera Ana Ollo ha lamentado que sobre la "violencia de extrema derecha" hay una ley foral recurrida en el Tribunal Constitucional.

María Solana y Ana Ollo informan de los asuntos tratados y los acuerdos adoptados por el Gobierno de Navarra en su sesión semanal (03). IÑIGO ALZUGARAY
La consejera Ana Ollo durante una rueda de prensa. Archivo / IÑIGO ALZUGARAY

La consejera de Relaciones Ciudadanas e Institucionales, Ana Ollo, ha presentado este jueves el nuevo Instituto Navarro de la Memoria aprobado por el Gobierno del cuatripartito, y del que ha afirmado que es "un hito para la memoria y un hito para la convivencia pacífica".

En este sentido, Ollo ha comentado en conferencia de prensa que el nuevo Instituto será la herramienta para "el impulso" de las políticas publicas de memoria, que deben suponer una "revisión crítica" de lo ocurrido para avanzar en una sociedad "más justa, ética y democrática".

Encuadrado en la dirección general de Paz y Convivencia, el Instituto Navarro de la Memoria trabajará en dos ámbitos: el del golpe del 36 y la violencia que generó, y el de la "memoria reciente".

En relación con el alzamiento del 36 y sus consecuencias, Ollo ha recordado que en Navarra más de 3.000 personas fueron fusiladas aunque no había frente de guerra, de los que mil están aún desaparecidos.

Y en relación con la memoria reciente ha precisado que el Instituto se ocupará, de una parte, del terrorismo y en especial el de ETA aunque también ha habido otros y, de otra, de las víctimas de violencia policial y de extrema derecha, aunque en este área ha indicado que el margen es "muy limitado" porque la ley foral aprobada al afecto está recurrida en el Constitucional y este tribunal ha dejado en suspenso "prácticamente toda" la norma.

"Son muchas las líneas de trabajo abiertas por el Gobierno relativas a la memoria y el Instituto viene a coordinar y dar un nuevo impulso con nuevas herramientas, nuevas posibilidades y nuevos esfuerzos", ha subrayado el director general de Paz y Convivencia, Álvaro Baraibar. Al respecto ha indicado que el Instituto "trabajará para preservar la memoria de las víctimas en sus diferentes contextos victimológicos".

Para ello atenderá a la preservación del patrimonio de la memoria en Navarra en sus distintos soportes, promoverá en colaboración con otras entidades y asociaciones el valor de los derechos humanos y una cultura de paz, difundirá al conjunto de la ciudadanía la memoria democrática de Navarra, fomentará la participación de quienes compartan objetivos con el Instituto, reconocerá y reparará moralmente a las víctimas y les conmemorará con actos, publicaciones o jornadas.

El Instituto busca así favorecer "una cultura de paz y convivencia" y para ello dispondrá como herramientas de trabajo con una biblioteca especializada, que se pondrá en marcha en unos días, y un centro de documentación de fondos archivísticos.

La biblioteca nacerá con cerca de 500 volúmenes, básicamente libros pero también revistas, folletos y material audiovisual, mientras que el centro tendrá digitalizado su fondo y contará con testimonios de víctimas para "preservar su relato, darles visibilidad y educar".

Baraibar ha subrayado que El Instituto Navarro de la Memoria también trabajará en la difusión y puesta en valor de la memoria como elemento de educación de las futuras generaciones y para ello promoverá jornadas y exposiciones, impulsará informes "desde el derecho a la verdad de las víctimas" y organizará o coordinará actos de "reconocimiento y reparación".

Una tarea que se suma a la ya realizada por el Gobierno de Uxue Barkos desde su toma de posesión y de la que Ollo ha destacado en materia de memoria histórica las exhumaciones, con 64 cuerpos recuperados; el banco de ADN creado para facilitar la identificación; la retirada de simbología franquista; las escuelas con memoria en las que ya han tomado parte 110 docentes y 67 centros; y el proyecto Ezkaba.

Ollo ha subrayado también en relación con el terrorismo y ETA la colocación de placas en recuerdo de las víctimas, las dos jornadas de sensibilización y formación celebradas en 2017 y 2018 con participación de víctimas o los informes encargados sobre personas asesinadas por ETA, heridas y atentados no esclarecidos.

Ha habido asimismo actuaciones en relación con la violencia "de motivación política de funcionarios y grupos de extrema derecha" y de estas Ollo ha citado subvenciones para investigaciones, informes y atención personalizada a las víctimas.

A ello ha sumado la celebración de actos de reconocimiento a las víctimas del 36, del terrorismo y de la violencia de motivación política celebrados por el Gobierno.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El Instituto de la Memoria del cuatripartito indagará en la Guerra Civil, ETA y la "violencia policial"