• sábado, 18 de septiembre de 2021
  • Actualizado 00:08

 

 
 

POLÍTICA

Los partidos políticos se enfrentan en Navarra por la Ley de Eutanasia

El PPN ha insistido en que es una ley que "no tiene demanda social", mientras que el PSN ha defendido que “a partir de hoy, los navarros avanzan hacia el ejercicio de un derecho fundamental más”.

Personal sanitario protegido con EPIs en la planta covid de un Hospital. EFE/ David Aguilar
Personal sanitario protegido con EPIs en la planta Covid de un hospital. EFE/ David Aguilar

La senadora del PPN, Amelia Salanueva, ha expresado su rechazo a la ley de eutanasia y la normativa desarrollada por el Gobierno foral para su aplicación en Navarra y ha reivindicado los cuidados paliativos frente a una ley que, a su juicio, "no tiene demanda social".

En un comunicado, Salanueva ha puesto en valor los cuidados paliativos, "fundamentales para que los enfermos crónicos o con enfermedades graves puedan tener una muerte digna". Y ha remarcado que en España "hay miles de personas cada año que mueren en situaciones de dolor agónico".

"Por eso, desde el Partido Popular queremos impulsar una ley de cuidados paliativos para que todos los españoles tengan garantizado el derecho a una muerte apacible y sin dolor. Para ello, necesitamos que desde las instituciones se invierta en hospitales y médicos especializados en esta práctica y que de esta forma la eutanasia no sea la única opción se le ofrezca al paciente", ha sostenido.

Igualmente, la senadora del PPN ha considerado que la ley de eutanasia "no respeta puntos fundamentales de nuestra Constitución como el derecho a la vida, así como a la integridad física y moral". "No podemos empezar la casa por el tejado, una persona a la que no se le ofrece otra opción que la eutanasia para morir en paz no elige libremente su final. De ahí nuestra acérrima defensa de los cuidados paliativos", ha subrayado.

En este sentido, ha manifestado que "lo que esperamos del Gobierno no es una ley de eutanasia, sino que promocione los cuidados paliativos" y ha considerado que "no es de recibo que sólo el 60% de la población navarra conozca en qué consisten estos cuidados y que tienen derecho a morir sin dolor".

Por otro lado, Salanueva ha criticado "la falta de seguridad jurídica que supone la ley, en especial para los médicos que opten por la objeción de conciencia". "Se va a crear una lista negra con aquellos médicos que por convicción ética no quieran llevar a cabo la llamada 'muerte asistida'", ha apuntado.

Además, ha criticado que el desarrollo de la ley "se ha llevado al margen del Comité de Bioética de España, lo que supone que el Ejecutivo ha omitido a las voces discordantes o que podían cuestionar ciertos aspectos de la misma por motivos de ética médica".

"Es una prueba más de que se trata de una ley política, pero en absoluto requerida ni por la sociedad ni por los profesionales sanitarios. Desde el PP creemos fundamental que esta ley se paralice y se estudie por expertos de todos los ámbitos", ha concluido la dirigente del PPN.

PSN: "UN DERECHO FUNDAMENTAL"

Por su parte el PSN ha defendido que “a partir de hoy, los navarros y las navarras avanzan hacia el ejercicio de un derecho fundamental más”.

La portavoz de la  Comisión de Salud del PSN-PSOE en el Parlamento de Navarra, Patricia Fanlo, ha valorado muy positivamente la creación de la Comisión de Garantías y Evaluación de la Comunidad Foral de Navarra que permitirá el desarrollo pleno de la Ley de Eutanasia. 

“De nuevo, ha sido un Gobierno socialista, un Gobierno progresista el artífice de ampliar los derechos de la ciudadanía”,  ha precisado Fanlo, que ha insistido en la necesidad de la Ley de Eutanasia para “poner fin al sufrimiento de aquellas personas que padecen  una enfermedad crónica, degenerativa e incurable, dentro de su  capacidad y libertad para decidir poner fin a su vida”. 

La recién aprobada Comisión de Garantías y Evaluación de Navarra es “absolutamente garantista y dispondrá de una visión aperturista, empática, humana, compasiva y con experiencia y especialización en el campo de la bioética”. Será independiente y autónoma, aunque “tendrá que  enfrentarse a retos decisivos y cruciales para salvaguardar la  libertad de decisión de los navarros y las navarras”.

Fanlo ha pedido "huir de los debates capciosos de la derecha que defienden los cuidados paliativos como alternativa a la eutanasia.  “Eutanasia y cuidados paliativos son complementarios, no son contrarios. De hecho, los paliativos no son suficientes para aliviar el sufrimiento físico y emocional de algunas dolencias”. 

De lo que se trata, ha concluido la portavoz socialista, “es de avanzar en derechos con todas las garantías y la Comisión de  Garantías y Evaluación de Navarra se ocupará de que así sea”.

PODEMOS: "CONQUISTA SOCIAL"

Por su parte, el portavoz de Podemos en el Parlamento de Navarra, Mikel Buil, ha tildado de “conquista social” la despenalización de esta práctica.

“Navarra junto al resto del país va a poder avanzar en uno de los principios constitucionales más importantes, la autodeterminación individual de las personas que habitamos este territorio” ha dicho.

Para Buil, “este paso es definitivo para garantizar que la ciudadanía que así lo desee pueda acceder a una buena muerte y va a tener una trascendencia social y cultural muy importante a medio y largo plazo, especialmente en la planificación vital de muchas personas”.

“Frente al perverso concepto de libertad de la derecha, para Podemos, libertad significa generar derechos y favorecer que cada persona tenga la capacidad para decidir en los distintos ámbitos de su vida”. ha finalizado.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Los partidos políticos se enfrentan en Navarra por la Ley de Eutanasia