PREMIUM  POLÍTICA

Dos partidos buscan suprimir la opción de que el País Vasco 'fagocite' a Navarra a través de un cambio constitucional

Los regionalistas han exigido la supresión de la denominada transitoria cuarta y han advertido que no apoyarán ninguna reforma "que no lo haga".

Relevo de la Presidencia de la Eurorregión, simbolizada por el traspaso de la 'makila' entre Alain Rousset y Uxue Barkos con la presencia de Iñigo Urkullu. IÑIGO ALZUGARAY
Relevo de la Presidencia de la Eurorregión, simbolizada por el traspaso de la 'makila' entre Alain Rousset y Uxue Barkos con la presencia de Iñigo Urkullu. IÑIGO ALZUGARAY  

El presidente de UPN, Javier Esparza, ha exigido que, “si se modifica la Constitución Española, se incluya la eliminación de la disposición transitoria cuarta” y ha advertido de que “UPN no apoyará ninguna reforma constitucional que no lo haga”.

Para el presidente de UPN, “hay que acabar de una vez con las concesiones que en su día se dieron al mundo nacionalista vasco a costa de Navarra”. Y ha añadido que “para UPN es fundamental e irrenunciable que se elimine sin más dilación una disposición que, pasados 40 años, de transitoria ya no tiene nada”.

Esparza ha pedido que “se dejen de hacer contemplaciones a los nacionalismos por parte de los partidos que ostentan el gobierno central”, y ha apelado a lo que ha pasado en los últimos tiempos.

“Hace años, Cataluña era un problema para la unidad de este país y hoy es un riesgo inminente. El mismo camino se puede seguir con el nacionalismo vasco, con Navarra incluida como es su pretensión. De hecho, ya están negociando una reforma del estatuto vasco que sería inconstitucional, en lo que supone un nuevo ataque a nuestro país”.

Esparza ha afirmado que “la eliminación de la disposición transitoria cuarta siempre ha sido un objetivo de UPN. Está claro que ni para el PP ni para el PSOE lo ha sido, ya que ambos han gobernado con mayorías absolutas y no han hecho nada para eliminarla. No obstante, desde UPN lo tenemos muy claro y no vamos a cejar en nuestro intento hasta conseguirlo”.

Por su parte, la presidenta del Partido Popular de Navarra, Ana Beltrán, ha afirmado, ante el anuncio del Presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, de reformar la Constitución para suprimir los aforamientos, que “lo más urgente e importante si se reforma la Carta Magna es derogar la Disposición Transitoria Cuarta”.

“Ahora mismo no es el momento de hacer modificaciones de la Constitución, sobre todo teniendo en cuenta los compañeros de viaje que tiene el Gobierno socialista, partidos como ERC, Bildu o Podemos que quieren acabar con España”, explica Beltrán.

“Sin embargo, en caso de que se lleve a cabo esta hipotética reforma, pedimos al presidente Sánchez que lo prioritario sea eliminar la Transitoria Cuarta, esta amenaza que pende sobre los navarros ya que permite la anexión de Navarra al País Vasco mediante referéndum”.

“La Transitoria Cuarta es una disposición que fue muy útil y necesaria en la Transición, para evitar precisamente que Euskadi fagocitara a Navarra, en un momento en el que, en plena creación de la España de las autonomías, estas estaban aún por definir, y había que proteger los derechos históricos de Navarra como comunidad foral diferenciada dentro de España”, recuerda Beltrán.

“Sin embargo, 40 años después, esta disposición se ha convertido en un anacronismo y en una amenaza que esgrimen los nacionalistas vascos continuamente, y es urgente y vital eliminarla de la Constitución, algo que el Partido Popular ha defendido siempre”, indica la presidenta popular.

 “También a nivel nacional el ex presidente Rajoy y ahora el presidente Casado han insistido en la importancia de derogar la Transitoria Cuarta, pues entienden la importancia que tiene para la unidad de España que Navarra siga siendo Navarra, comunidad foral diferenciada dentro de España. Hoy mismo el presidente Casado ha vuelto a recordar, en una entrevista radiofónica, la importancia de esta derogación. Por eso, la fortaleza del Partido Popular, partido mayoritario en España con 134 diputados, es la que permitiría la reforma de la Constitución, y Pedro Sánchez debería tenerlo en cuenta”.

“Por tanto, pedimos al Presidente Sánchez, y al Partido Socialista de Navarra, que tengan en cuenta esta amenaza, y que si están dispuestos a reformar la Constitución con tal de desviar la atención de otras cuestiones, se planteen lo que de verdad es importante en esa hipotética reforma”, concluye Ana Beltrán.

PODEMOS CRITICA A AMBOS PARTIDOS

El secretario general de Podemos, Eduardo Santos, ha criticado que tanto UPN como el PP se hayan referido al tratar sobre una posible reforma de la Constitución a asuntos que son "identitarios" y no a aquellos que se ocupan de derechos sociales.

"Lo más triste de todo es que UPN y PP solo hablan de temas identitarios, ellos no hablan de la reforma de la Constitución para garantizar derechos sociales, no hablan del 135, ni de la estabilidad presupuestaria ni de los recortes de derechos. Eso no les interesa", afirma Santos en un comunicado.

Y añade que para Podemos "lo que pretenden tanto PP como UPN es hablar de la Transitoria Cuarta para enredarnos a todos en estériles debates identitarios, mientras que la derecha se erige en defensora de las capas más privilegiadas de la sociedad, aquellas a las que no les interesa que la gente se empodere y pueda reclamar sus derechos".

Eduardo Santos lamenta además que Javier Esparza "haya decidido hacer seguidismo de Pablo Casado, con las tesis más rancias del Partido Popular, que ayer mismo declaró en el foro de 'La Razón' que era más urgente suprimir la Transitoria Cuarta que limitar los aforamientos".

Una posición que a su juicio supone "un alineamiento con las tesis de la extrema derecha populista de Europa, basada en la involución social y territorial, y cuyos resultados ya vamos conociendo". 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Dos partidos buscan suprimir la opción de que el País Vasco 'fagocite' a Navarra a través de un cambio constitucional