POLÍTICA

Las expulsiones en Podemos quedan en manos de los grupos: cuatripartito y PSN pueden salvar a Ainhoa Aznárez

Un informe de los servicios jurídicos aclara que tendrá que ser la Mesa del Parlamento foral la que decida la solución a la crisis del partido morado.

La presidenta del parlamento, Ainhoa Aznárez, habla con Laura Perez. MIGUEL OSÉS
La presidenta del parlamento, Ainhoa Aznárez, habla con Laura Perez. MIGUEL OSÉS  

Los servicios jurídicos del Parlamento de Navarra han elaborado un informe para tratar de dar respuesta a la situación que vive Podemos en la Cámara foral tras la petición de los cuatro críticos de la formación de que Mikel Buil, Tere Sáez y la presidenta del Parlamento, Ainhoa Aznárez, fueran expulsados del grupo parlamentario. Sin embargo, el informe no marca una solución clara y deja en manos de la Mesa de la Cámara la resolución de la situación.

Incluso, podría llegarse a la situación de que los expulsados del grupo parlamentario de Podemos fueran finalmente los miembros críticos del grupo de Laura Pérez (Carlos Couso, Rubén Velasco y Fanny Carrilo).

Lo primero que habría que solventar es que el escrito presentado por el portavoz del grupo, Couso, para reclamar la expulsión de los tres políticos oficialistas no reúne los requisitos formales exigibles, ya que en él solo aparece su firma, cuando debería estar suscrito por la mayoría del grupo parlamentario.

La Mesa, según el informe, puede conceder un plazo para que se subsane este error, aportando las firmas de sus compañeros, demostrando que la petición de expulsión es "una decisión colectiva aprobada por la mayoría absoluta de los miembros del grupo parlamentario".

Al mismo tiempo, los servicios jurídicos subrayan que el intento de Aznárez, Sáez y Buil de que los expulsados sean los críticos del grupo de Laura Pérez no es posible, dado que el reglamento de la Cámara no contempla esta situación.

No obstante, si la Mesa afirma que existe una laguna jurídica en este sentido, podría atender sus pretensiones a través de una resolución presidencial, fruto de un acuerdo previo y vinculante de la Junta de Portavoces.

APOYO DEL PSN

Pero para lograr ese movimiento, Podemos necesitaría el apoyo del PSN, ya que su portavoz es Couso, lo que, unido a los hipotéticos votos en contra de UPN y PP, haría que la formación morada tuviera que contar con el respaldo de Geroa Bai, Eh Bildu, I-E y el PSN. Si se diera esta situación, los expulsados del grupo parlamentario serían entonces Pérez, Couso, Velasco y Carrillo.

Además de este informe jurídico, que en su última conclusión remarca que la decisión final de la Mesa del Parlamento solo podrá ser recurrida por el Tribunal Constitucional, existe otro redactado por el jefe del servicio de Intervención y Asuntos Económicos de la Cámara, en el que se expone la situación con los fondos bloqueados de Podemos, correspondientes a las subvenciones del Parlamento foral.

Ese dinero, que suma 275.500 euros, seguirá bloqueado mientras no se resuelva el problema surgido con la petición de expulsión del colectivo oficialista del partido, según apunta el informe.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Las expulsiones en Podemos quedan en manos de los grupos: cuatripartito y PSN pueden salvar a Ainhoa Aznárez