PREMIUM  POLÍTICA

Los nacionalistas y Podemos vuelven a intentar frenar el aprendizaje de inglés en los niños de Navarra

Los parlamentarios de I-E se han sumado a los de UPN, PSN y PP para garantizar la igualdad de oportunidades en la implantación del PAI

Carlos Gimeno (PSN) habla con el consejero de Educación, José Luis Mendoza.
Carlos Gimeno (PSN) habla con el consejero de Educación, José Luis Mendoza.  

El pleno del Parlamento de Navarra ha aprobado, con los votos a favor de UPN, PSN, PPN e I-E y los votos en contra de los nacionalistas de Geroa Bai, EH Bildu y Podemos, una resolución por la que se insta al Departamento de Educación a "garantizar que la implantación y desarrollo del Programa de Aprendizaje en Inglés (PAI) en los centros públicos se realice en igualdad de oportunidades para todos los alumnos en ellos escolarizados, independientemente del poder adquisitivo de sus familias y su lugar de residencia".

La resolución aprobada incluye un segundo punto en el que, a su vez, se exhorta al Departamento de Educación a "determinar y desarrollar una normativa que establezca un marco curricular y organizativo para el tratamiento de la enseñanza-aprendizaje del inglés y su inclusión en el currículo básico para las enseñanzas no universitarias".

Del mismo modo, ya en un tercer apartado, emplaza a Educación a "diseñar, en el plazo de seis meses, un plan de implantación de estas enseñanzas para que todo el alumnado de Navarra acceda en igualdad de condiciones a estos aprendizajes".

Estos dos últimos epígrafes han sido incorporados a instancias de Izquierda-Ezkerra, cuya enmienda de adición ha sido aceptada por UPN, titular de la iniciativa.

La moción original incluía otro epígrafe, desestimado tras un triple empate a 23 votos, para que la Cámara se posicionase en contra de "la previsión del Departamento de Educación de aprobar una normativa específica para la implantación y salida, en los centros públicos, del Programa de Aprendizaje en Inglés (PAI), en la que el Departamento tendrá un papel inactivo en la salida y decisivo en la implantación". Los votos en contra de Geroa Bai, EH Bildu y Podemos y la abstención de I-E han hecho insuficiente el respaldo de UPN, PSN y PPN.

En la exposición de motivos, la resolución impulsada por UPN muestra su disconformidad con el desarrollo de una normativa específica para regular a partir del próximo curso la entrada o salida del PAI, dado que, "según avanzó el consejero, el Departamento se abstendrá de intervenir cuando los centros decidan abandonar el programa, mientras que su opinión será decisiva cuando se trate de incorporar nuevos colegios públicos al PAI".

En este caso, además del visto bueno del claustro y del Consejo Escolar (requisitos para abandonar el programa), será necesario un "estudio de idoneidad elaborado desde la Consejería, y al que se incorporará un informe del Servicio de Inspección (plantillas, recursos humanos, perfil lingüístico del profesorado) y otro del Servicio de Idiomas".

El proponente entiende que decisiones como esta y otras que "supeditan el aprendizaje de lenguas extranjeras al lugar de matriculación, rompen la igualdad de oportunidades y desnaturalizan el PAI".

"ACOSO Y DERRIBO CONTRA EL PAI"

El regionalista Alberto Catalán ha puesto de relieve las intenciones del departamento de "no asumir las responsabilidades que tiene que asumir" en una cuestión "tan importante" como es el aprendizaje de lenguas extranjeras y, "de manera especial, el inglés".

De esta forma, ha destacado el "acoso y derribo" al que se ha sometido al PAI debido a un "posicionamiento político", así como la "carrera de obstáculos" a la que se ha sometido al programa por parte del Gobierno de Navarra.

"No se pueden denegar responsabilidades, -ha advertido-. Es el departamento el que tiene que planificar, marcar las directrices en materia educativa y decir cómo se tiene que hacer y de qué manera".

La parlamentaria de IE Marisa de Simón ha considerado que "toca recular y ordenar" el "caos que se ha generado", siendo la Administración Pública "la responsable" de determinar las estructuras.

"No hay un orden, no hay un plan -ha subrayado-. Coexisten diferentes modelos y formas, hay que homogeneizarlo y normalizarlo".

El socialista Carlos Gimeno ha lamentado "que un programa demandado por la sociedad no se ha cuidado", y ha asegurado que tanto el PAI como el British "compensan y mitigan las dificultades de los escolares en su escolarización".

El popular Javier García ha pedido "que cese la moratoria del programa". "Nunca hemos negado que un programa de aprendizaje deba incluir mejoras, -ha reconocido-, pero es ahí donde debe de trabajar el nuevo gobierno, más allá de intentar eliminarlo".

La parlamentaria de Geroa Bai Isabel Aramburu ha apostado por "que se introduzca la racionalidad en un tema que no la ha conocido" y que se enderece "lo que UPN torció y retorció".

"No hay fórmulas únicas que sirvan para todos los centros", ha remarcado antes de subrayar la necesidad de "fomentar la autonomía" de los mismos y de que la normativa sea "todo lo flexible que se pueda".

La parlamentaria de EH Bildu Esther Korres ha recordado que "cada centro tiene total libertad para tomar parte en ellos o no", y que UPN "quiere hacer obligatorio el PAI en todos los centros navarros".

"Existe una imposición versus libertad", ha indicado, tras reivindicar que "nadie está discriminado" porque "cualquier centro puede participar de aquellos programas que consideren oportunos".

La parlamentaria de Podemos-Ahal Dugu Tere Sáez ha solicitado una "buena implantación", para "los que se van, para los que se quedan o para los que no han estado nunca", por lo que ha defendido una "mejora general de los tratamientos de lenguas". 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Los nacionalistas y Podemos vuelven a intentar frenar el aprendizaje de inglés en los niños de Navarra