• domingo, 17 de octubre de 2021
  • Actualizado 02:09

 

 
 

POLÍTICA

Nacionalistas y abertzales no apoyan que se dote de carácter estable a la comisión del Pacto Antitransfuguismo

La resolución ha salido adelante con los votos a favor de Navarra Suma, PSN y Podemos y la abstención de Geroa Bai y EH Bildu en una sesión en la que no ha participado Izquierda-Ezkerra.

Unai Hualde, presidente del Parlamento habla con Maiorga Ramírez, de EH Bildu. PABLO LASAOSA
Unai Hualde, presidente del Parlamento habla con Maiorga Ramírez, de EH Bildu. PABLO LASAOSA

La comisión de Presidencia, Igualdad, Función Pública e Interior del Parlamento Foral ha aprobado una resolución que insta al Gobierno de España a dotar de carácter estable a la comisión de seguimiento del Pacto Antitransfugismo.

En concreto, en el tercer punto del texto presentado por Navarra Suma, se emplaza al Ministerio de Política Territorial y Función Pública a “dotar de carácter estable a la Comisión de Seguimiento del Pacto Anti-transfuguismo, garantizando la continuidad de la misma, recientemente reactivada".

Argumenta esta decisión como una "muestra de compromiso político para atajar esta lacra y evitar que los cargos electos que han abandonado la formación política por la que concurrieron a las elecciones puedan acabar alterando la representación democráticamente manifestada por los ciudadanos en las urnas y condicionando la estabilidad de los Gobiernos Estatales, Autonómicos o Locales”.

La resolución ha salido adelante con los votos a favor de Navarra Suma, PSN y Podemos y la abstención de Geroa Bai y EH Bildu en una sesión en la que no ha participado Izquierda-Ezkerra.

En ella el Legislativo Foral “manifiesta su rechazo al transfuguismo como práctica de corrupción política y fraude a la voluntad de los ciudadanos".

Al respecto subraya que supone una "completa deslealtad hacia las formaciones políticas que han amparado la candidatura de los representantes públicos con el único fin de perseguir intereses de beneficio individual, incluso aunque ello suponga dinamitar la representación institucional y política que ha sido democráticamente manifestada en las urnas por todos los ciudadanos”.

En un segundo punto el Parlamento de Navarra “muestra su apoyo y conformidad con la III Adenda al Acuerdo sobre un Código de conducta Política en relación con el Transfuguismo en las instituciones democráticas" y se compromete a llevar a cabo las modificaciones de su Reglamento, así como de las Leyes Forales oportunas para cumplir con su contenido.

En la exposición de motivos, NA+ invoca el código de buena conducta política que, suscrito en 1998 por las principales fuerzas políticas representadas en el Congreso, sirvió de base para el Pacto Antitransfuguismo rubricado en 2006.

En esa línea llama a hacer efectivos los principios que lo inspiran mediante la aplicación de la adenda introducida en 2020 por la Comisión de Seguimiento, organismo éste recuperado tras diez años sin actividad.

La citada adenda, que se erige en criterio interpretativo hasta que se aprueben cuantas modificaciones legales y reglamentarias sean precisas, deja en manos de la formación afectada la determinación de la condición de tránsfuga, condición que lleva aparejada la “reducción de los derechos económicos y de participación política al mínimo exigible por la Constitución y la doctrina del Tribunal Constitucional y del Tribunal Supremo.

El objetivo último, según se precisa, pasa por “aislar” a los calificados como tránsfugas para “evitar que su conducta desleal pueda ser aprovechada para alterar las mayorías y, de paso, alimentar la inestabilidad en las instituciones públicas democráticamente conformadas.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Nacionalistas y abertzales no apoyan que se dote de carácter estable a la comisión del Pacto Antitransfuguismo