• martes, 07 de diciembre de 2021
  • Actualizado 20:24

 

 
 

POLÍTICA

La oposición desmonta los pufos del vicepresidente Laparra y pide en bloque su dimisión: "Ha sido todo un amaño"

UPN, PSN y PP coinciden en destacar las burdas mentiras del consejero, que se ha dedicado a arremeter en contra la libertad de información. 

Comparecencia de Miguel Laparra, consejero de Derechos Sociales, para explicar los pliegos para el contrato de asistencia técnica para la gestión de un Centro de Día (22). IÑIGO ALZUGARAY
Comparecencia de Miguel Laparra, consejero de Derechos Sociales, para explicar los pliegos para el contrato de asistencia técnica para la gestión de un Centro de Día. IÑIGO ALZUGARAY

El vicepresidente del Gobierno de Navarra, Miguel Laparra ha arremetido este martes contra la libertad de información y los datos publicados por este medio para intentar salvar los pufos de su departamento con permanentes faltas de respeto contra la evidencia y las solicitudes de información de la oposición. 

Este medio ha publicado este mismo martes que la empresa que apareció en el pliego de un contrato público buscaba ya trabajadores con las mismas condiciones que las marcadas en el concurso, a pesar de que el propio Laparra había dicho que no iban a concurrir. 

"Ha sido todo un amaño, tiene que dimitir", ha sido la voz unánime de los portavoces de la oposición, UPN, PSN y PP, que han coincidido en destacar las continuas "mentiras" del consejero, que se ha presentado con un informe preparado en su propio departamento que mantiene que no hubo trato de favor a la empresa porque finalmente no se presentó al concurso. 

Laparra ha comparecido sin entregar la documentación del expediente y ya ha anunciado que "no procede" informar sobre las relaciones de su departamento con la empresa, después de que el PSN le haya solicitado la relación de comunicaciones, facturas o renuncias al contrato que deberían de existir para mantener la versión del consejero, que ha hecho aguas en cada uno de sus intentos de salvar una situación insostenible. 

Maribel García Malo, parlamentaria de UPN, ha alertado de la gravedad del tema. "Una empresa no puede hacer los pliegos de un concurso y menos esa empresa puede tener ánimo de presentarse; y la empresa se iba a presentar. Usted dijo que esta empresa no se iba a presentar, sabemos que sí y si ha mentido tiene que dimitir".

Además, García Malo ha resaltado que Laparra ha comparecido "poco preparado" y con un informe que "no dice que las actuaciones realizadas sean legales, sólo dice que no se ha presentado la empresa".

También muy contundente ha resultado la representante del PSN, Nuria Medina, que ha resumido de una manera muy sencilla el presunto fraude en el departamento: "Si ladra como un perro, come un perro y se mueve como un perro, entienda que pensemos que es un perro". 

Medina ha mantenido que todo ha sido una "chapuza" y ha retado a Laparra a presentar la documentación completa con todos los detalles. "En caso contrario, tendrá que dimitir". 

La portavoz del PP, Ana Beltrán, ha destacado que existe una importante y preocupante inseguridad jurídica."Ningún hecho le da a usted la razón en este caso, usted sabía que la empresa tenía la voluntad de participar y se sabía adjudicada", ha indicado. 

Todos los partidos del cuatripartito han tapado el supuesto escándalo tratando de convertir este concurso en algo ejemplar, a pesar de que el nombre de una empresa interesada en el contrato aparecía en el pliego. "Todo es legal", ha aseverado José Miguel Nuin, de IU, el partido que propuso a Laparra para el puesto.  

Especialmente sintomático ha sido la parlamentaria de Bildu Fernández de Garaialde, que ha relatado su encuentro con una de las partes implicadas en el sospechoso proceso de adjudicación para darle toda la credibilidad sin poner nada en duda. 

Laparra ha atacado a este medio, del que ha llegado a decir que es un "medio de intoxicación", por haber desvelado el supuesto fraude y haber publicado la información que contradice su versión oficial, sin que haya sido capaz todavía de demostrar con documentación todo lo que sostiene con palabras. 

"Nunca hubo intención de adjudicar o favorecer a una entidad", ha aseverado Laparra después de que el concurso haya quedado desierto ya que se solicitaban dos años de experiencia, algo que sólo cumplía la empresa en cuestión. 

EL CASO, EN DETALLE

La historia del concurso comienza el 17 de abril de este mismo año, cuando el Gobierno de Navarra publica en el portal de contrataciones el pliego del concurso para el "contrato de asistencia técnica para la gestión de 16 plazas mixtas de Centro de Día"

En ese pliego, en el punto 12.2 de las cláusulas técnicas, aparecía el nombre de una de las interesadas en el concurso"Recursos específicos que la Asociación Educativa Berriztu aporta para el adecuado funcionamiento del centro de Día". 

El 2 de mayo el Gobierno de Navarra publicó una aclaración en la queeliminaba el nombre de Berriztu sin más explicaciones y mantuvo abierto el concurso.

Ese mismo día, cuando se produce la corrección, la asociación Berriztu colgó en un portal de contrataciones dos ofertas de trabajo que se corresponden al milímetro con los puestos necesarios a cubrir en caso de adjudicarse el concurso. 

En concreto, se trata de dos puestos de personal educativo para talleres de cocina y taller mecánico de bicicletas para menores de 14 a 18 años, exactamente los mismos datos que requiere el pliego de condiciones en sus puntos y que se habían destacado en el concurso como recursos aportados por la propia asociación Berriztu. 

Esta información desmiente con datos las explicaciones aportadas por el vicepresidente del Gobierno, ya que la asociación Berriztu mantenía el 2 de mayo el interés en presentarse al concurso, algo que al final no pudo concretar al hacerse pública la información. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La oposición desmonta los pufos del vicepresidente Laparra y pide en bloque su dimisión: "Ha sido todo un amaño"