POLÍTICA

Covite, sobre la agresión de Alsasua: "Terrorismo no sólo es la bomba o el tiro en la nuca. Hay otras maneras"

El Colectivo de Víctimas del Terrorismo alerta en el Parlamento foral de que se están produciendo nuevo "procesos de radicalización".

Representantes de COVITE expone en comisión parlamentaria un informe sobre los efectos del terrorismo en el disfrute de los Derechos Humanos. IÑIGO ALZUGARAY
Representantes de COVITE expone en comisión parlamentaria un informe sobre los efectos del terrorismo en el disfrute de los Derechos Humanos. IÑIGO ALZUGARAY  

El Colectivo de Víctimas del Terrorismo (Covite) ha considerado que se están produciendo "procesos de radicalización" en País Vasco y Navarra, donde en su opinión se están dando "espacios de impunidad, que se han convertido en lugares en los que el culto al odio es una norma".

Juan Fernando Fernández Calderín, representante de Covite, ha afirmado que "la ausencia de políticas de prevención de la radicalización ha normalizado el culto al odio" y ha señalado que "es normal" encontrar en las calles fotos de presos de ETA, al tiempo que ha citado varios casos de homenajes a presos recién salidos de la cárcel.

En este sentido, ha expuesto que "si bien ETA matando, es un problema de seguridad nacional. Una ETA honrada en las calles también lo es en la medida que así se pudren y corrompen las mentes de las nuevas generaciones, que corren el riesgo de ver honorabilidad y heroísmo en alguien que como criminal orgulloso debería despertar rechazo y lástima".

A su juicio, "la prevención de la radicalización es totalmente incompatible con la permisividad ante quienes asesinan, ante quienes disculpan el asesinato". "Si bien ETA matando es un problema de seguridad nacional, una ETA honrada en las calles también lo es en la medida que así se corrompen las mentes de las nuevas generaciones", ha afirmado.

Covite ha presentado en el Legislativo foral, a petición de UPN, su informe sobre los efectos del terrorismo en el disfrute de los derechos humanos, un trabajo realizado para Naciones Unidas.

Josu Puelles, miembro de Covite, ha advertido de que "la primera víctima primaria" del terrorismo es "el sistema de valores morales de la sociedad" y ha afirmado que ésta es "una de las víctimas que más ha pasado desapercibidas para la sociedad y para la política".

Puelles ha explicado que "lo que se está jugando con el terrorismo, también aquí con ETA, es el sistema de valores morales de la sociedad". "La multiculturalidad es posible, pero la multimoralidad no", ha apuntado.

El informe analiza los efectos del terrorismo en el plano individual y en la sociedad en su conjunto. En el primer caso, Josu Puelles ha apuntado que "se ha pasado por alto un enfoque de género a la hora de evaluar los daños que el terrorismo ha causado en las víctimas".

Así, ha dicho que las mujeres y niños "son colectivos con una doble vulnerabilidad, hay una revictiminación de estas víctimas, porque siempre se ha olvidado lo que hay detrás de cada una de ellas, qué hay detrás cuando ha pasado el atentado y una persona se enfrenta a su vida, a sacar adelante a unos hijos". "Creemos que no se ha enfocado de la manera adecuada y que no se está atendiendo a estas víctimas de manera correcta", ha explicado.

El informe también sostiene que las víctimas dentro del colectivo de las Fuerzas de Seguridad y las Fuerzas Armadas son "unos de los grandes olvidados". "Hay que fomentar la integración de las Fuerzas de Seguridad como expresión de la democracia y en España no se ha ejercitado una atención pública específica para ellos", ha apuntado.

Además, Josu Puelles ha llamado la atención sobre el hecho de que hay más de 300 asesinatos sin resolver en España y ha apuntado que "para luchar contra la impunidad creemos necesario eliminar las barreras que hay para acceder a los archivos de la Audiencia Nacional o de cualquier Administración, para que la verdad florezca de una vez".

TENSIÓN ENTRE LOS GRUPOS PARLAMENTARIOS

En el turno de intervención de los grupos, el portavoz de UPN, Iñaki Iriarte, ha mostrado su "preocupación" por la situación que se describe en el informe, en relación por ejemplo a las barreras que existen para el acceso a los archivos judiciales, o porque no se haya realizado un cómputo real de todas las víctimas.

Además, ha advertido de que "se ha producido una radicalización evidente después del verano" y ha afirmado que "si supiéramos que en Alemania un grupo de extrema derecha ha atacado a inmigrantes y hay una fuerza política que se resiste a condenarlo, no lo entenderíamos".

El portavoz de Geroa Bai, Koldo Martínez, ha destacado que el Gobierno de Navarra "ha creado por primera vez una Dirección General de Paz y Convivencia y una oficina de atención a las víctimas" y ha subrayado que Geroa Bai exige que "los derechos a la verdad, a la justicia y a la reparación sean una realidad para las víctimas históricas y para las víctimas recientes".

Por su parte, la popular Ana Beltrán ha advertido de "la radicalización que ahora mismo está habiendo en Navarra". "Yo recientemente he ido por Alsasua y no puedo ir por la calle sin que me paren. Que lo sepa toda España. Hemos vuelto a la época más dura de ETA. Me da igual que no mate, esto no se aleja mucho", ha dicho.

En opinión de la portavoz de EH Bildu, Bakartxo Ruiz, ha asegurado que le hubiera "gustado" que la intervención de Covite "hubiera sido en parámetros positivos y de convivencia, pero no lo hemos visto ni aquí ni en el papel de Covite en los hechos de Alsasua". Bakartxo Ruiz ha expresado su "respeto a las víctimas de la violencia, la de ETA o la del Estado, y todas ellas tienen derecho a la verdad, a la justicia y a la reparación".

El parlamentario de Podemos Rubén Velasco ha valorado positivamente el "enfoque de género" planteado para las víctimas del terrorismo y se ha referido también al caso de Alsasua, señalando que "hay puntos inamovibles": "Fue un incidente tabernario, puesto que ocurrió en un bar, a las cinco de la mañana, y fue un incidente cavernario, no solo por lo primitivo de que personas se peguen, sino por la utilización que se ha hecho de este tema", ha señalado, para afirmar que su grupo está "por la normalización".

La portavoz del PSN, Guzmán Garmendia, ha abogado por "poner un punto de cordura" tras escuchar en la comisión "posiciones que no ayudan nada" y ha afirmado que el portavoz de Geroa Bai ha hecho una intervención "absolutamente antidemocrática", tras lo que ha dado el apoyo del PSN a la Guardia Civil. También ha expresado su "apoyo sin fisuras a todas las víctimas de ETA".

El portavoz de Izquierda-Ezkerra, José Miguel Nuin, ha indicado que "es un logro de la sociedad y de la democracia que ETA fuese derrotada y dijese hace cinco años que se acaba su actividad terrorista". A continuación se ha referido al terrorismo yihadista, para afirmar que "siendo nuestro aliado Arabia Saudi, exportador del terrorismo yihadista por todo el mundo, ¿no estamos nosotros mismos ayudando a que se corrompan las mentes?".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Covite, sobre la agresión de Alsasua: "Terrorismo no sólo es la bomba o el tiro en la nuca. Hay otras maneras"