• jueves, 30 de junio de 2022
  • Actualizado 00:00
 
 

POLÍTICA

El Gobierno de Chivite se rompe por el Convenio: Geroa Bai y Bildu siguen criticándolo

La reforma de la ley del Convenio Económico se aprobará sin unanimidad por la negativa de nacionalistas y abertzales, pero gracias al apoyo de Navarra Suma.

Uxue Barkos, de Geroa bai e Inma Jurio y Ramón Alzórriz, del PSN en su llegada a la Mesa y Junta de Portavoces del Parlamento. PABLO LASAOSA
Uxue Barkos, de Geroa bai e Inma Jurio y Ramón Alzórriz, del PSN en su llegada a la Mesa y Junta de Portavoces del Parlamento. PABLO LASAOSA

Geroa Bai y EH Bildu han criticado este lunes que desde el Gobierno no se vaya a modificar la reforma de la ley del Convenio Económico en los términos solicitados por ambas formaciones, lo que impedirá un apoyo unánime, mientras que el PSN ha manifestado que ambos partidos están a tiempo de sumarse a la mayoría que aprobará el texto -Na+, PSN, Podemos e I-E-.

En declaraciones a los medios, el portavoz de Navarra Suma en el Parlamento foral, Javier Esparza, ha manifestado que "no se sostiene el discurso de Geroa Bai ni de EH Bildu, que están empeñados en equiparar el Convenio y el Concierto cuando son dos realidades diferentes". "Están tensionando en una cuestión importante para el futuro de esta tierra", ha criticado, para opinar que "no son socios de fiar y el PSN debiera tomar buena nota".

A su juicio, "hay una brecha clara en este pentapartito y será más evidente conforme nos acerquemos al periodo electoral". "Geroa Bai ha entrado en una deriva electoral, quizás fruto de la poca presencia que ha tenido hasta ahora desde el punto de vista político y quien toma las decisiones en Navarra es el PSN de la mano de EH Bildu, Geroa Bai ha pasado a ser un convidado de piedra y busca escenificar que tiene un discurso propio", ha dicho, para añadir que Geroa Bai "lleva tres años con perfil bajo y ahora busca desmarcarse en un tema vital para el régimen foral". "Que Barkos mezcle este tema con la situación de UPN es impropio de alguien que ha dirigido nuestra Comunidad, es una decepción", ha dicho.

Sobre su apoyo ahora a esta ley y no en diciembre, Esparza ha afirmado que en diciembre "dijimos que nos parecía precipitado, no había habido diálogo y veíamos que era muy importante que se estudiara lo que tiene que ver con la deuda y la aportación". "Esas cuestiones se han recogido, se ha clarificado cómo se habían ido haciendo las cosas en otras legislaturas, en otras modificaciones legales de la ley del Convenio, y el debate de Geroa Bai y Bildu no procede", ha expuesto.

Por su parte, el socialista Ramón Alzórriz ha asegurado que Geroa Bai y EH Bildu "todavía están a tiempo de sumarse a una mayoría parlamentaria, una mayoría a la que nunca se han sumado, nunca han apoyado la ley del Convenio". "Estamos ante una ley fundamental para fortalecer el autogobierno de Navarra, se trata de estar con Navarra y esta ley fortalece la independencia de Navarra", ha dicho.

Según ha añadido, "se ha intentado el acuerdo entre diferentes y un acuerdo mayoritario". "La consejera tiene reuniones el miércoles para seguir aglutinando más apoyos y en eso vamos a estar", ha expuesto Alzórriz, para comentar que "dialogaremos, negociaremos hasta el último momento para que algo bueno de Navarra sea votado por el conjunto de grupos".

Desde Geroa Bai, Uxue Barkos ha criticado que esta reforma "llega tres meses después y es mucho tiempo". "Si UPN va a votar con la misma seriedad -entiéndaseme la ironía- con la que utilizó el viernes el anuncio de intención de voto para tapar su crisis con los señores Sayas y Adanero es un mal preludio. Y no es el mejor de los preludios que el PSN no se haya atrevido a plantear al Ministerio de Hacienda ajustar esa reforma para el apoyo unánime", ha censurado.

Según ha dicho, "este no es un asunto, por más que alguno se empeñe, para disfrazar el debate de otras polémicas inexistentes, no es un asunto entre nacionalistas españoles y vascos sino un asunto entre navarros, podía haber tenido una aprobación unánime". Y ha incidido en "la ceguera de UPN por tapar su crisis" y en que "quien preside el PSN ha impedido que pudiéramos haber llegado a la unanimidad". "Tenemos reunión el miércoles y agotaremos hasta el último minuto las posibilidades", ha dicho, para preguntarse si "hemos esperado tres meses porque quizás había que separarlo del acuerdo entorno a la reforma laboral".

Barkos ha aclarado que "Geroa Bai nunca ha dicho que votaría en contra de esta reforma porque en el grueso de la reforma hay contenidos positivos". "Lamentamos que no se haya podido llegar a un acuerdo para que la reforma se apruebe por unanimidad, se ha perdido una oportunidad de oro y se insiste en tratar de escenificar esto como una diferencia entre posiciones identitarias y nada más lejos de la realidad", ha afirmado.

La portavoz de EH Bildu, Bakartxo Ruiz, ha criticado que "el PSN ha optado por no mover ni una coma de la ley rechazada por esta Cámara" y ha recordado que la ley saldrá aprobada con el voto de Navarra Suma. Ha considerado que los socialistas se "equivocan", "eligen mal compañero de viaje" porque "a estas alturas de la legislatura, deberíamos ser conscientes de que Na+ tiene un interés y un objetivo concreto, que es gobernar en Navarra".

El portavoz de Podemos, Mikel Buil, ha manifestado que les parece "bien" que Navarra Suma apoye una ley que es "buena" y ha pedido al Gobierno foral que "siga haciendo esfuerzos" para que la ley salga por unanimidad. "Tenemos tiempo y estamos convocados a una reunión el día 16 con la consejera", ha anunciado, para señalar que se alegran de que "Na+ haya cambiado su sentido del voto".

La parlamentaria de I-E, Marisa de Simón, ha señalado que "hubiéramos preferido unanimidad, apoyábamos la ley del Convenio como estaba y la apoyaremos ahora". "El Gobierno de Navarra debería seguir trabajando para conseguir el apoyo de toda la Cámara", ha expuesto.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El Gobierno de Chivite se rompe por el Convenio: Geroa Bai y Bildu siguen criticándolo