PREMIUM  POLÍTICA

Esparza, dispuesto a que UPN apoye a Sánchez a cambio de que los socialistas le respalden en Navarra

El líder de UPN ha participado en la ronda de contactos con el Rey Felipe VI para negociar la sesión de investidura del nuevo presidente del Gobierno.

El rey Felipe VI saluda al presidente de Unión del Pueblo Navarro (UPN), José Javier Esparza Abaurrea, en el Palacio de la Zarzuela, durante la ronda de consultas con los dirigentes de los partidos políticos con representación parlamentaria para designar candidato a la investidura, que se va a prolongar hasta este jueves. EFE
El rey Felipe VI saluda al presidente de Unión del Pueblo Navarro (UPN), José Javier Esparza Abaurrea, en el Palacio de la Zarzuela, durante la ronda de consultas con los dirigentes de los partidos políticos con representación parlamentaria para designar candidato a la investidura, que se va a prolongar hasta este jueves. EFE  

El presidente de UPN, Javier Esparza, ha asegurado este miércoles tras reunirse con el Rey en la ronda de consultas para la investidura del nuevo presidente del Gobierno de España, que está dispuesto a "explorar" posibles acuerdos con el PSOE ante un intercambio de apoyos entre regionalistas y socialistas para las respectivas investiduras en Madrid y Pamplona.

El candidato de Navarra Suma a la presidencia del Gobierno foral ha valorado la opción de llegar a acuerdos con el PSOE, tanto a nivel nacional como a nivel foral, para evitar que los independentistas vascos y catalanes decidan en España y en Navarra.

De esta manera, Esparza no descarta ni el apoyo ni la abstención de los diputados de UPN ante la investidura de Pedro Sánchez.

Así se lo ha trasladado Esparza al Rey Felipe VI en la reunión que ha mantenido con el Jefe del Estado en el Palacio de la Zarzuela en el marco de la ronda de consultas que ha iniciado con vistas a una investidura.

"Estamos abiertos a analizar posibles acuerdos que consigan que los independentistas no tengan la llave y no decidan la política de España ni el futuro de los españoles", ha manifestado el regionalista navarro, que encabezó la coalición de Navarra Suma junto a PP y Ciudadanos en Navarra.

El anuncio de Esparza llega en un escenario postelectoral en Navarra marcado por una posición decisiva del PSN de María Chivite, que con sus 11 parlamentarios debe decantarse si seguir en su empeño de liderar un Gobierno apoyada por Geroa Bai (9 escaños), Podemos (2), I-E (1) y la abstención de Bildu (7), o facilitar el Ejecutivo de Navarra Suma (20 parlamentarios). Todos los pactos en Navarra pasan por conseguir 26 apoyos de 50 posibles, o al menos más votos a favor que en contra contando las abstenciones, para la sesión de investidura.

"HAY QUE SER COHERENTE Y LANZAR EL MISMO MENSAJE ESTÉ DONDE ESTÉ"

El presidente de UPN ha explicado al Rey el motivo por el que su partido fue en coalición con PP y Ciudadanos tanto en las elecciones generales como en las autonómicas en Navarra. Un objetivo que pasa por hacer frente al independentismo vasco y catalán, que, según ha subrayado, pretende "romper" España.

Esparza ha recalcado que su partido está convencido de que es perjudicial tanto para Navarra como para España "estar al albur de decisiones del independentismo vasco o catalán".

Tras recordar los resultados de las elecciones autonómicas en las que su coalición fue la mas votada y el cuatripartito hasta ahora gobernante perdió apoyos, ha considerado que ha llegado el momento de actuar con responsabilidad.

En ese sentido ha asegurado que UPN está abierto con los socialistas a "explorar" posibilidades para un acuerdo que permitan que el independentismo no decida el futuro de España.

Al preguntarle los periodistas si eso suponía que podría facilitar la investidura de Sánchez a cambio de que los socialistas navarros le permitan gobernar a él en esa comunidad, ha señalado: "Quiero decir lo que he dicho". Además, ante la pregunta concreta de si podría abstenerse, ha señalado que se analizará esa situación y no quiere jugar a futurólogo.

A renglón seguido ha insistido en que se trata de explorar acuerdos para que los independentistas "no tengan la llave" ni en Navarra ni en España. "Estoy lanzando un mensaje muy claro, contundente. Estamos dispuestos a abrir posibilidades que permitan que consigamos ese objetivo", ha añadido.

Ha asegurado además que su partido no tiene ningún problema en sentarse a hablar con partidos constitucionalistas como el PSOE y ha reiterado que lo que es malo para España lo es también para Navarra.

"Hay que ser coherente y trasladar el mismo mensaje más allá de donde estemos", ha agregado Esparza, en una alusión a la diferencia de criterio entre Ferraz, favorable a dejar gobernar a NA+, y el PSN, que insiste en gobernar apoyándose en Geroa, Podemos, I-E y con el apoyo necesario de Bildu.

Esparza ha advertido a los socialistas navarros que la única posibilidad que tienen de gobernar con los nacionalistas pasa por pactar con EH Bildu y ellos han dicho que no lo van a hacer. Por ello, ha considerado conveniente que aclaren su posición.

El presidente de UPN ha negado que haya tenido algún contacto con representantes de la dirección federal socialista para plantearles la posición expresada tras su reunión con el rey.

LA REUNIÓN CON EL REY

Felipe VI ha completado con el presidente de Unión del Pueblo Navarro (UPN), Javier Esparza, la tanda matinal de reuniones mantenida este miércoles en el Palacio de la Zarzuela con dirigentes políticos con vistas a la designación de un candidato que se someta a la investidura.

El rey ha recibido a Esparza a las 12.15 horas en el Salón de Audiencias, ante la puerta que da a su despacho, y a renglón seguido, han mantenido la reunión.

Esparza es el único integrante de la ronda de consultas que no es diputado, una condición que no es necesaria porque es cada partido el que elige la persona que le representa en esos contactos.

Como líder de UPN, ya acudió a Zarzuela en las conversaciones con Felipe VI tras las elecciones generales de 2015 y 2016. Esparza se ha desplazado a Madrid en plenos contactos entre los partidos en Navarra para intentar llegar a un acuerdo que permita la investidura de un presidente autonómico.

Esparza aspira a liderar el gobierno foral tras las elecciones celebradas el pasado 28 de abril, en las que encabezó la candidatura más votada, la plataforma Navarra Suma formada, una coalición que integra a UPN, PP y Ciudadanos.

Sin embargo, la secretaria general de los socialistas navarros, María Chivite, pretende un acuerdo con Geroa Bai, Podemos e Izquierda-Ezkerra, aunque para que prospere necesita al menos la abstención de EH Bildu.

En las elecciones generales, Navarra Suma fue también la opción más votada y consiguió dos escaños, los mismos que logró el PSOE en la Comunidad foral, mientras que Unidas Podemos obtuvo uno.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Esparza, dispuesto a que UPN apoye a Sánchez a cambio de que los socialistas le respalden en Navarra