• sábado, 18 de septiembre de 2021
  • Actualizado 10:53

 

 
 

POLÍTICA

Maya y la PAH coinciden en la necesidad de racionalizar la normativa del Gobierno para la cédula de habitabilidad

El alcalde de Pamplona ha participado en un debate con Jesús Hernández, representante de la PAH, en el que ambos han compartido varias opiniones.

El Alcalde de Pamplona, Enrique Maya y representantes de la PAH (Plataforma de Afectados por la Hipoteca) participan en una charla organizada por la Asociación Pompaelo. PABLO LASAOSA
El alcalde de Pamplona, Enrique Maya, y representantes de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca participan en una charla organizada por la asociación cultural y peña Pompaelo. PABLO LASAOSA

La asociación cultural y peña Pompaelo ha organizado esta semana en Pamplona un debate entre el alcalde de la capital navarra, Enrique Maya, y Jesús Hernández, representante de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH). Un debate muy diferente a lo habitual, en el que no se trataba de vencer al contrario, sino de encontrar puntos en común desde posiciones supuestamente enfrentadas, ha indicado la organización.

“Se trata de romper prejuicios”, ha explicado Miguel Cornejo, presidente de la asociación. “Demasiadas veces, las etiquetas que nos ponemos unos a otros nos impiden colaborar en problemas comunes que todos querríamos resolver. Pero asumimos que el otro es intratable e irrazonable. Y generalmente, no lo es. Hay mucho más terreno común de lo que esperamos”, ha apuntado.

El mejor ejemplo de ello ha sido lo que ha sucedido en el debate. Desde perspectivas aparentemente muy diferentes, ha quedado claro que ambos extremos comparten tanto la sensibilidad por el grave problema de la falta de vivienda asequible, como el sentido necesario para encontrar soluciones viables sin vulnerar los derechos de nadie.

“Es cuestión de voluntad”, como ha expresado varias veces Jesús Hernández. Durante la hora y media del debate, los contendientes se han sorprendido repetidamente compartiendo opiniones, y han sorprendido también a los asistentes, entre los que se encontraban personas afines a los dos ponentes, al romper prejuicios una y otra vez. “Estamos de acuerdo en casi todo”, ha concluido Enrique Maya.

Por supuesto, las diferencias existen, tanto en los principios de partida como en los métodos preferidos. Ambas partes han destacado posibles soluciones parciales y han intercambiado datos sobre la situación actual, en Navarra y también en otras ciudades de España y Europa, en un contraste que ha resultado muy ilustrativo para la audiencia.

Debate entre el alcalde de Pamplona, Enrique Maya, y Jesús Hernández, representante de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca. PABLO LASAOSA

Pero “personas preparadas y dispuestas a escucharse” (como les ha descrito una asistente) pueden encontrar soluciones comunes a retos compartidos, si se aparcan los prejuicios y el intercambio de etiquetas para centrarse en el problema. Por ejemplo, ambos han coincidido en la necesidad de reformar y racionalizar la normativa que exige el Gobierno de Navarra para obtener la cédula de habitabilidad (que hace impracticable convertir una bajera en una vivienda, pese a ser legal) y para incluir una casa en la bolsa de vivienda gestionada por el Ejecutivo (exigiéndose, por ejemplo, ascensor), entre otros puntos.

"DISPUESTOS A ESCUCHAR"

No todos los actores de la sociedad navarra están tan “preparados” y “dispuestos a escuchar”. Pero los que lo están pueden adelantar mucho, si prueban a ignorar los supuestos bandos en los que las luchas políticas los han ido colocando, han esgrimido desde Pompaelo, que se ha marcado como una de sus misiones ayudar a facilitar este proceso.

El formato de debate “de soluciones”, con el acicate de un fact checker (en este caso, Simón González de la Riva), preguntas del público y una agenda temática, volverá a ensayarse en los próximos meses con otras materias importantes o retos compartidos.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Maya y la PAH coinciden en la necesidad de racionalizar la normativa del Gobierno para la cédula de habitabilidad