POLÍTICA

El cuatripartito reclama a través del Parlamento foral que el Estado reconozca casos de torturas

Los socios de Barkos han criticado que la delegación del Gobierno en Navarra recurra unas ayudas económicas para estudiar suspuestos casos de tortura.

El parlamentario de Geroa Bai, Koldo Martínez, junto a Consuelo Satrústegui, miran a la Presidenta del Gobierno de Navarra, Uxue Barkos, en el pleno del Parlamento foral. PABLO LASAOSA
El parlamentario de Geroa Bai, Koldo Martínez, junto a Consuelo Satrústegui, miran a la Presidenta del Gobierno de Navarra, Uxue Barkos, en el pleno del Parlamento foral. PABLO LASAOSA  

El cuatripartito ha pedido, a través del Parlamento de Navarra, al Gobierno de España que reconozca la práctica de la tortura y los malos tratos y adopte las medidas oportunas para el reconocimiento y la reparación de las víctimas de la tortura, estableciendo los mecanismos necesarios para la no repetición.

Esta propuesta se ha aprobado en la Cámara foral este jueves con el voto a favor del cuatripartito, impulsor de la iniciativa, la abstención del PSN y el voto en contra de UPN y PPN.

La petición se recoge en el primer punto de una moción en la que se toman en consideración las sentencias del Tribunal Europeo de Derechos Humanos por las que se condena al España por no investigar las denuncias de torturas y especialmente la última que constata "trato inhumano y degradante" a los etarras Igor Portu y Mattin Sarasola, autores del atentado de la T-4 de Barajas en el que dos personas fallecieron.

Con el mismo resultado, se denuncian los "impedimentos que desde diferentes ámbitos del Estado se han puesto y se siguen poniendo para esclarecer este tipo de hechos con el objetivo de seguir ocultando la realidad de la tortura y los malos tratos por parte de las Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado".

En este sentido el Parlamento manifiesta su rechazo al recurso interpuesto por la delegación del Gobierno en Navarra a la convocatoria de ayudas a centros de investigación universitarios para documentar los casos de torturas a ciudadanos navarros.

Finalmente, con el voto a favor del cuatripartito y PSN, el Parlamento manifiesta la necesidad de documentar y sacar a la luz todos los casos de tortura de ciudadanos navarros, les muestra su solidaridad y reconoce su derecho a la verdad, justicia y reparación e insta al Gobierno Foral a seguir trabajando con ese objetivo.

El texto ha sido defendido por Bakartxo Ruiz (EH Bildu), quien ha centrado su intervención a lo expuesto en la Cámara por Amnistía Internacional, que apuntó que el Estado tiene "una responsabilidad, de la que está haciendo dejación", así como que la tortura ha sido un problema "estructural" porque en diversos estamentos no se ha impedido que ocurriera.

La realidad, en opinión de Ruiz, es que "la práctica de la tortura ha sido ocultada durante décadas y algunos pretenden que hoy siga siendo así", tras lo que ha citado diversas actuaciones y recursos que, a su juicio, están tratando de impedir que se avance.

UPN había presentado una enmienda que mostraba preocupación por las sentencias por las que se condena a España por no investigar adecuadamente las denuncias de torturas e instaba a introducir medidas en esa línea.

Ese texto ha sido retirado, según Iñaki Iriarte, por lo sucedido este pasado miércoles en el Ayuntamiento de Berriozar, donde "EH Bildu votó en contra y el representante de Geroa Bai se ausentó" en la votación de una moción de condena de los atentados terroristas y en concreto el de su vecino Francisco Casanova, asesinado por ETA. Se pedía además que se coloque un crespón negro en su recuerdo el 11 de marzo. El portavoz de Geroa Bai, Koldo Martínez, ha precisado al respecto que ha habido "una acusación falsa" a uno de sus ediles.

En su intervención Iñaki Iriarte ha dicho que no tienen "ningún miedo a la verdad, a que se haga luz", no tienen razón para tenerlo porque no tienen "ni ningún caso que justificar", pero no apoyan la moción de EH Bildu porque es un "continuo trágala". Ha remarcado que si se admite la credibilidad del tribunal para ocho sentencias también se debe hacer para el 95% de los casos que no son admitidos a trámite.

En el turno a favor, Virginia Alemán (Geroa Bai) ha incidido en que los poderes públicos deben poner medidas para que la impunidad desaparezca y ha considerado pertinente instar al Gobierno de España a que asuma su responsabilidad. Ha lamentado la retirada de la enmienda de UPN, que consideraba un avance. Sobre lo de Berriozar no se ha pronunciado porque ha dicho desconocer que pasó.

También ha lamentado que UPN haya retirado la enmienda Laura Pérez, quien pese a su expulsión de Podemos ha vuelto a intervenir como representante del grupo para apoyar esta moción y exigir que se investigue la tortura, a lo que ha añadido que "la víctima sigue siendo víctima aunque sea victimario".

La socialista Inmaculada Jurío, quien consideraba más adecuada la enmienda de UPN, ha negado que en España se hayan producido torturas de manera sistemática y ha sostenido que las acciones terroristas en ningún caso justifican el empleo de violencia ilegítima por parte del poder, pero esas vulneraciones no pueden servir para "blanquear el terrorismo de ETA".

Marisa de Simón (I-E) ha declarado que apoyarían también la enmienda de UPN porque su posición es "firme" en contra de cualquier vulneración de derechos humanos, tras lo que ha exigido también en estos casos "verdad, justicia y reparación".

La portavoz del PPN, Ana Beltrán, ha agradecido a UPN que retirara una enmienda que no iban a apoyar, ha rechazado que "se presente a dos asesinos como víctimas inocentes" y ha considerado una "desfachatez oír hablar a Bildu de derechos humanos".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El cuatripartito reclama a través del Parlamento foral que el Estado reconozca casos de torturas