• lunes, 08 de agosto de 2022
  • Actualizado 18:30
 
 

EDUCACIÓN

Las condiciones de NA+ al PSN para aprobar su ley sobre el profesorado de PAI

Si los socialistas no aceptan las enmiendas, entre las que se incluye convertir el programa en modelo, Navarra Suma no apoyará la proposición de ley.

Javier Esparza, de Navarra Suma, antes de comenzar el pleno del Parlamento. PABLO LASAOSA
Javier Esparza, de Navarra Suma, antes de comenzar el pleno del Parlamento. PABLO LASAOSA

Navarra Suma ha presentado tres enmiendas a la proposición de ley foral para estabilizar al profesorado del PAI en las que propone que se den los pasos para que este programa se convierta en un modelo y que el profesorado que se estabilice esté vinculado expresamente a este programa y no pueda cambiarse a plazas en castellano o euskera.

El presidente de UPN y portavoz de Navarra Suma, Javier Esparza, ha explicado en declaraciones a los medios de comunicación que el apoyo del PSN a estas tres enmiendas es condición indispensable para que Navarra Suma dé su voto favorable a la ley que han presentado los socialistas. "Si las enmiendas cuentan con el apoyo del PSN, nosotros apoyaremos la proposición de ley del PSN, y si no, no la apoyaremos. Tienen que apoyar las tres enmiendas, si no, votaríamos en contra", ha afirmado.

Javier Esparza ha explicado que sus enmiendas "buscan mejorar la propuesta que ha hecho el PSN y buscan que la igualdad de oportunidades en esta tierra y en aquello que tiene que ver con la educación se cumpla y se den pasos en esa dirección".

Así, ha señalado que la primera enmienda tiene que ver con la estabilización del profesorado del programa PAI y plantea fijar que esas plazas "sean para el programa PAI, es decir, que esos profesionales tengan que trabajar dentro del programa PAI, y no puedan cambiarse a plazas de castellano o de euskera, a otras plazas". "Lo que queremos es darle estabilidad de verdad a ese programa, porque creemos que la calidad de la enseñanza va de la mano de ello. Es una iniciativa que se nos ha trasladado desde el sindicato Afapna y que la hemos hecho nuestra", ha apuntado.

Las otras dos enmiendas tienen que ver con la conversión del programa PAI en un modelo. "Es algo que habíamos planteado, creemos que es necesario y no vamos a renunciar a ello", ha explicado Esparza.

Así, en una de las enmiendas, "siendo conscientes de que no se puede convertir un programa en un modelo de forma inmediata", Navarra Suma plantea que "mientras eso no ocurra, las familias que elijan el programa PAI en Navarra lo hagan con las mismas condiciones, con los mismos derechos, que lo hacen los que eligen otros modelos". "En el modelo D -euskera- se paga a algunas familias el transporte y el comedor, pues queremos que a aquellas familias que elijan el programa PAI y que no esté en su localidad, la Administración se comprometa a pagarles el transporte y el comedor para ir a una localidad cercana y recibir una educación en inglés", ha afirmado Esparza.

De esta forma, el portavoz de Navarra Suma ha defendido que "equiparamos derechos y tratamos a las familias que elijan el programa en inglés de la misma forma que se está tratando a las familias que están eligiendo el modelo D".

La otra enmienda plantea que el Gobierno foral "se comprometa a que una vez que se produzca la estabilización de esos profesionales dentro del programa PAI y una vez se atienda a necesidades educativas especiales que también son importantes dentro de ese programa, se inicie la conversión de programa a modelo lingüístico".

Javier Esparza ha explicado que su grupo ya ha trasladado las enmiendas al PSN "por cortesía y a partir de aquí es el PSN el que tiene que determinar su posición". "Conversaciones obviamente en los últimos días en sede parlamentaria se han producido, pero el PSN es el que tiene que trasladar su posición", ha afirmado.

SINDICATOS SE OPONEN

La mayoría de los sindicatos presentes en la Mesa Sectorial de Educación han advertido de la "inseguridad jurídica" que plantea la proposición de ley del PSN para estabilizar al profesorado del PAI. LAB, Steilas y ELA han considerado que la iniciativa socialista es "discriminatoria", "tergiversa" la gestión de listas y provocará "inseguridad" a los funcionarios ante posibles recursos. UGT y CCOO han mostrado sus dudas ante la creación de un cuerpo docente "paralelo al estatal", Afapna ha considerado que la proposición "contribuye" al objetivo de reducir la temporalidad docente y ANPE ha compartido esta estabilización "si cumple con garantías jurídicas".

Representantes de estos sindicatos han comparecido este miércoles en el Parlamento foral, a petición de Geroa Bai, EH Bildu, Podemos e I-E, para valorar esta iniciativa legislativa que se tratará en el pleno de este jueves.

Por parte de LAB, Leire Asporosa ha acusado al consejero Gimeno de "hacer oídos sordos y, sin ningún tipo de negociación, se ha valido del PSN" para presentar esta proposición de ley, "por el procedimiento de urgencia y lectura única", "sin esperar" a informes jurídicos y "con la oposición de la mayoría de las formaciones". Ha opinado que programas como el PAI "son de baja calidad" y "generan un descalabro pedagógico". Por su parte, Íñigo Orella ha afirmado que esta proposición va a dar lugar a que "exista un nuevo cuerpo de funcionarios en Navarra" y es "discriminatoria" porque el profesorado "que domina las lenguas propias pero no tiene un nivel C1 en lenguas extranjeras no va a poder acceder a esta estabilización".

Desde Steilas, Edurne Errea ha afirmado que el PAI "es muy segregador" y "presenta una reducida calidad de los resultados". Ha opinado que la proposición de ley del PSN "va a traer que en el sistema educativo quedará tergiversada la gestión de las listas y esto se va a duplicar porque va a haber un cuerpo que estará blindado". Ha opinado que se busca dar "tratamiento de lengua propia a una lengua extranjera" con una proposición de ley "colonial".

Por parte de Afapna, Yolanda Erro ha abogado por aprovechar la estabilización de las plantillas del profesorado "en general" ante la "excesiva interinidad" también entre los docentes del PAI. Ha abogado por adaptar la 'ley Iceta' a las "específicas condiciones de Navarra" y ha considerado que la proposición de ley del PSN "contribuye a la consecución" de reducir la temporalidad. Ha defendido que "el PAI tiene una trayectoria de años en la enseñanza pública, ha sido avalado por cientos de familias y lograr la estabilidad del profesorado esta directamente relacionado con la mejora de las condiciones laborales del mismo".

Carlos Rodrigo, de ANPE, ha señalado que "ante la tesitura de posibilitar la estabilización de estos puestos de trabajo, nosotros preferimos que se haga" y ha destacado que "si cumple con garantías jurídicas, puede ser una herramienta válida para solventar la situación que tenemos". Ha abogado por una "salida adecuada, ajustada a derecho y que permita estabilizar estas plazas al igual que el resto, dentro y fuera del ámbito educativo". Según ha explicado, al tratar esta proposición con Educación, ANPE propuso que "sólo se pueda aplicar a las plazas de programas plurilingües" y pidió un compromiso para "negociar la integración futura de este personal en cuerpos estatales docentes". "Cuestiones que entendemos que están recogidas", ha indicado.

Por su parte, Pilar García, de CCOO, ha señalado que el "principal escollo" de esta proposición es su "inseguridad jurídica" porque "nunca antes se había proyectado una normativa que regule el ingreso en la función pública docente al margen del decreto 276" y ha opinado que "invadiría competencias del Estado". Además, ha advertido de la "fractura que se produciría dentro del profesorado". En este sentido, ha apuntado que los docentes del PAI "no podrán salir de Navarra y sólo podrán optar a plazas PAI", algo que "podría ser motivo de futuros recursos". Desde el sindicato han abogado por "tratar de estabilizar estas plazas mediante concurso de traslados" y han añadido que el profesorado del PAI representa un porcentaje "muy bajo" respecto al conjunto de la interinidad en la enseñanza pública.

Oihana Goiogana, de ELA, ha acusado a Gimeno de haberse "saltado todos lo procedimientos, sin una negociación real con los sindicatos y con una tramitación de urgencia para saltarse todo tipo de diálogo" con una proposición que deja a los funcionarios en una "inseguridad total ante futuras sentencias contrarias". Asimismo, ha afirmado que la iniciativa va en contra de la ley de 2017 según la cual "todas las pruebas selectivas tienen que hacerse en la lengua que se va a impartir". Y ha reprochado que se "deja al margen de la estabilización a docentes que más tiempo llevan trabajando al reservar una cantidad de plazas a través de esta ley".

Finalmente, la representante de UGT, María Jose Anaut, ha mostrado su preocupación por la "inseguridad jurídica" de esta proposición que "supone establecer un sistema de ingreso en la función pública docente paralelo y no equiparable" al establecido en la LOMLOE, además de crear un "nuevo cuerpo docente paralelo al estatal" que le provoca "serias dudas". Asimismo, ha considerado que "no es justo hablar de consolidar al personal docente del PAI puesto que se consolidan las vacantes, no las personas, y tienen derecho a concurrir todos los interinos que así lo deseen".

GEROA BAI, BILDU Y PODEMOS RECHAZAN LA LEY

La representante de Geroa Bai, María Solana, ha considerado que "esta ley en su conjunto es un fraude" y ha criticado que el PSN es "beligerante contra los programas bilingües en el resto del Estado y aquí lo avala fervientemente". "La diferencia está bien clara, es el euskera", ha aseverado. Ha afirmado que "en Navarra todos los niños sin excepción aprenden inglés, es obligatoria la asignatura" y ha asegurado que "miles de madres y padres eligen el PAI porque no es optativo".

En la misma línea se ha pronunciado la portavoz de EH Bildu, Bakartxo Ruiz, que ha asegurado que en "50 localidades en la escuela pública -el PAI- es la única opción posible". Ha acusado a UPN y PSN de plantear este procedimiento "a modo de apisonadora" y ha considerado que se está utilizando la 'ley Iceta' como "una excusa para tomar un acuerdo político" con el objetivo de "convertir el PAI en un modelo y veremos qué consecuencia va a tener".

Ainhoa Aznárez, de Podemos, ha destacado que "esta ley va a suponer unas tremendas modificaciones en el sistema educativo" y ha defendido el derecho a aprender "las dos lenguas propias" de Navarra. Ha reprochado al PSN la "poca capacidad de llegar a acuerdos" con una proposición de ley en la que "se quedan fuera" dos partidos del Gobierno foral, en referencia a su partido y Geroa Bai. Y ha criticado las formas en la tramitación de esta iniciativa en la que "la mayoría de los sindicatos están fuera".

El portavoz de Navarra Suma, Pedro González, ha dicho que "me cuesta entender que los sindicatos no estén de acuerdo con un proceso de estabilización" al profesorado del PAI, con un 70% de eventualidad. Ha resaltado, además, que este programa "es el único que se ha evaluado" con un informe realizado la legislatura pasada que establece que "el alumnado no sólo tiene mayor nivel de inglés sino también en otras asignaturas".

La socialista Inma Jurío ha asegurado que "se ha hablado con todos los sindicatos y partidos políticos" sobre esta cuestión y ha remarcado que "no podemos confrontar el euskera frente al inglés porque flaco favor estaremos haciendo al sistema educativo". "No puedo llegar a entender que haya sindicatos que no pueden defender, conociendo la situación de precariedad de cientos de personas en la función pública educativa, estos procesos de estabilización que al final dan calidad al sistema educativo", ha opinado.

REMÍREZ: "SUSTENTO LEGAL SUFICIENTE"

El portavoz del Gobierno de Navarra, Javier Remírez, ha afirmado este miércoles que la proposición de ley foral para estabilizar al profesorado del PAI tiene "sustento legal suficiente", si bien ha señalado que desde el Ejecutivo foral no se controlan las dinámicas del Estado sobre posibles recursos de inconstitucionalidad que se pudieran presentar. No obstante, ha señalado que están abiertos al diálogo para que esa iniciativa "entre en el marco de la legalidad".

En la rueda de prensa tras las sesión de Gobierno, Javier Remírez, ha explicado que "previamente" a esta iniciativa legislativa "ha habido un trabajo interno dentro del Gobierno de Navarra, desde el departamento de Función Pública y de Educación para ver todas las posibilidades acerca del objetivo último que es la estabilización de plantilla".

"La primera opción fue a través de la normativa estatal, pero no pudo ser", ha explicado Remírez, quien ha expuesto que "Navarra es la única Comunidad que tiene esa capacidad de autogobierno en materia de empleo público, se nos permite dicha iniciativa legal". Ésta, ha añadido, "ha sido contrastada desde un punto de vista, no sólo político, sino técnico-jurídico por parte de los servicios del departamento de Educación y de Función Pública".

El consejero ha señalado, preguntado sobre si podría el Gobierno central recurrir esta ley, que "no controlamos las dinámicas del Estado". "El Estado lo que hace con cualquier norma de origen autonómico es un análisis y estudia si puede haber conflicto de competencias", ha indicado, para afirmar que "durante esta legislatura se han abierto procesos de diálogo acerca de dudas que ha habido en otras normativas y hemos llegado a 9 acuerdos que han evitado recursos ante el Tribunal Constitucional".

Sobre las enmiendas presentadas por Navarra Suma a la proposición de ley, Remírez ha dicho que el Gobierno foral "quiere ser respetuoso con el ámbito en el que está la proposición, que es el Parlamento". "Celebramos toda iniciativa legal que propicie la estabilización de empleo público, estamos hablando de un colectivo muy concreto, de docentes adscritos a programas de aprendizaje de idiomas, con un 70 por ciento de temporalidad; es una cuestión que tenemos que afrontar sí o sí", ha dicho.

Ha comentado el portavoz que la ley de diciembre de 2021 sobre estabilización de empleo público "obliga a estabilizar el empleo público que esté de manera injustificada en condición de temporalidad". "Hay que estabilizar en las condiciones que ahora se está ejerciendo en el ámbito del empleo público", ha expuesto, para añadir que se trata de docentes con el requisito de idioma.

Además, ha señalado Remírez que es preciso "satisfacer la demanda ciudadana, ya que dos terceras partes de las familias eligen este programa". "No podemos dejar de lado la posibilidad de estabilizar 350 plazas", ha aseverado.

Ha querido incidir en que no es el momento de debatir si "modelo sí o no" en torno a este programa. "Estamos en el momento de estabilización de empleo público", ha expuesto, para añadir que "tenemos que dar respuesta; es una vía legal adecuada, tenemos que ejercer nuestro autogobierno". "La prioridad es la estabilización de las 350 plazas", ha insistido.

Sobre la posición de los sindicatos, mayoritariamente en contra o con dudas sobre la proposición de ley, Javier Remírez ha manifestado "total respeto". "Tenemos muy claro hacia dónde caminamos como Gobierno, hacia la estabilización de empleo público", ha indicado, para añadir que "ha sido una demanda de los sindicatos y un requerimiento de la Cámara de Comptos". "En Navarra estamos en un 50 por ciento de temporalidad y queríamos estabilizar todo lo estabilizable", ha dicho, para exponer que "hemos coincidido a grandes rasgos con las fuerzas sindicales pero por el camino, por distintas cuestiones, se ha llegado a este momento".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Las condiciones de NA+ al PSN para aprobar su ley sobre el profesorado de PAI