PREMIUM  POLÍTICA

Casi unanimidad en el Parlamento: la evaluación del PAI no aporta nada nuevo

Tras el éxito que refleja la evaluación del programa en inglés, ahora las discusiones giran en torno a si era necesario hacerla o no

Mendoza habla con Carlos Gimeno, parlamentario del PSN-PSOE. PABLO LASAOSA
Mendoza habla con Carlos Gimeno, parlamentario del PSN-PSOE. PABLO LASAOSA  

Pocas comisiones de Educación han sido tan unánimes como la celebrada esta tarde en la que el consejero Mendoza ha presentado la evaluación externa realizada en los centros educativos referente al Programa de Aprendizaje en Inglés (PAI).

El portavoz de UPN, Alberto Catalán ha afirmado con rotundidad que “no nos ha dicho nada que no supiéramos o que no nos dijeran los padres”. La representante de Podemos, Tere Sáez, ha opinado en la misma línea al afirmar que “esta evaluación pone sobre papel lo que ya sabíamos”. Para el socialista Carlos Gimeno, “las deficiencias ya las sabíamos y se lo dijimos. Lo único que ha hecho con esta evaluación ha sido ralentizar su solución”. El portavoz del Partido Popular, Javier García, lo ha calificado como “brutal pérdida de tiempo”. Incluso Marisa de Simón, de Izquierda Ezkerra ha confirmado que “la continuidad de los programas nos parecía irrefutable desde un inicio”.

Y es que ahí han radicado las principales diferencias, entre los que consideran la evaluación una mera excusa para paralizar el PAI y quienes han afirmado que era algo necesaria que había que hacer, que había que poner sobre el papel.

Ahora, una vez que la evaluación ha constatado que los centros educativos quieren la continuidad del PAI, han aparecido las diferencias a la hora de justificar la constatación. Las formaciones del cuatripartito han coincidido en que el éxito del PAI se debe al profesorado. Incluso el propio consejero de Educación reconoce ahora que “el programa ha funcionado”. Eso sí, “gracias al profesorado”.

De hecho, las críticas que se han esgrimido durante meses para justificar la paralización del PAI, ya no son contra el programa en sí, “sino en cómo se implantó”, se ha excusado la portavoz de Geroa Bai, María Solana.

La única novedad que se podía esperar de la comisión de educación, la fecha en que, una vez aceptado que el PAI funciona y que es deseado por la inmensa mayoría de los padres, se procederá a reiniciar su implantación, sigue sin fecha. “La moratoria se acabará cuando hayamos analizado todos los elementos”.   


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Casi unanimidad en el Parlamento: la evaluación del PAI no aporta nada nuevo