POLÍTICA

Suárez Illana da la espalda a Aizpurúa (Bildu): "He recordado que mi padre me aconsejó que evitara la excrecencia"

La intervención de la portavoz de Bildu ha recibido sonoras críticas desde varias de las formaciones del Congreso de los Diputados.

El secretario cuarto del Congreso, Adolfo Suárez Illana (PP), le da la espalda a la portavoz de EH Bildu en el Congreso de los Diputados, Merche Aizpurúa, durante su intervención. EUROPA PRESS

La intervención de la portavoz parlamentaria de EH Bildu, Merche Aizpurúa, ha sido recibida este domingo en el pleno de investidura del candidato socialista, Pedro Sánchez, con gritos de "asesinos" y "terroristas".

Prácticamente desde que ha subido a la tribuna, desde la bancada de la derecha, donde se encuentran ubicados el PP, Vox y Ciudadanos, se ha comenzado a interrumpir a la dirigente de Bildu. La primera vez, cuando estaba criticando el discurso del rey tras el referéndum ilegal del 1 de octubre del 2017. Enseguida, se le ha dirigido un "asesinos" desde los escaños de la derecha del hemiciclo, e incluso también se ha podido escuchar un "viva el rey".

El primer calificativo no ha pasado desapercibido para la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, que ha tenido que intervenir en diversas ocasiones para pedir a sus señorías que guardaran silencio y que respetaran a la diputada que estaba en uso de la palabra.

Aizpurúa ya era diputada en la legislatura fallida, aunque es la primera vez que Bildu logra grupo parlamentario propio, al sumar cinco diputados y superar el 15% de voto en las tres provincias vascas y en Navarra. En la Comunidad foral, obtuvo un escaño, el de Isabel Pozueta, la madre de uno de los jóvenes agresores condenados por la brutal paliza a dos agentes de la Guardia Civil y a sus parejas en Alsasua.

Durante la intervención de la portavoz abertzale, el secretario cuarto de la Mesa del Congreso, Adolfo Suárez Illana, le ha dado la espalda. El PP ha difundido la foto del dirigente popular sentado de espaldas a la diputada de Bildu mientras hablaba desde la tribuna de oradores del Congreso, cuyo discurso han criticado duramente los parlamentarios populares.

En declaraciones a los periodistas en los pasillos del Congreso, Suárez Illana ha asegurado que "una cosa es respetar a las personas, y otra cosa es respetar sus ideas y sus hechos". A su entender, "no todos los hechos ni todas las ideas son respetables".

IGUAL DE ASESINOS

"Creo que, para la inmensa mayoría de los españoles, tan asesino es el que da cobertura logística, jurídica o política como aquel que vacía su arma sobre la nunca indefensa de un hermano", ha afirmado, citando a diputados víctimas de ETA como Teresa Jiménez Becerril, Eduardo Madina, Ernest Lluch o Gabriel Cisneros. Según ha añadido, el "único delito" de todas las víctimas fue "querer convivir en paz y en libertad bajo la Constitución de 1978".

A renglón seguido, ha recordado las palabras que le dedicó al iniciar su carrera política hace 17 años su padre, el expresidente Adolfo Suárez: "Mañana te vas a dedicar a la tarea más noble a la que un hombre puede dedicar sus días, pero debes recordar que vas a vivir con la excrecencia". Y le dijo, además: "Debes acostumbrarte a vivir con la excrecencia sin confundirte jamás con ella".

El diputado del PP ha señalado que, cuando ha escuchado en la tribuna del Congreso las palabras de Bildu, se ha acordado de las palabras de su padre. "Y dándoles la espalda, he intentado, de la forma más respetuosa para esta Cámara, acordarme de aquel sabio consejo".

La intervención de EH Bildu ha provocado duras críticas en las filas del PP. El secretario general de los populares, Teodoro García Egea, ha criticado que la portavoz de Bildu "arrastre" a las instituciones en la tribuna del Congreso y que considere que Arnaldo Otegi, condenado por pertenecer a ETA, "estuvo en prisión injustamente". "Sánchez va a ser un empleado de Bildu, un presidente a su servicio", ha manifestado García Egea en un mensaje en su cuenta oficial de Twitter.

LOS FILOETARRAS DE BILDU

Por su parte, el vicesecretario de Política Territorial del PP, Antonio González Terol, ha afirmado que EH Bildu ha dicho que, sin su partido, "no hay gobierno progresista de Sánchez". "Lo peor de todo es que tiene razón; solo con la abstención de Bildu, de los filoetarras, Sánchez será presidente", ha enfatizado.

Además, González Terol ha asegurado que escuchar a la portavoz de Bildu hablando de democracia es "como oír a Britney Spears hablar de cómo fundar conventos". "Los filoetarras de Bildu, los nostálgicos de ETA, han puesto su primera piedra para el gobierno de Sánchez", ha lamentado.

El diputado Agustín Almodóbar ha calificado de "vergonzosa e infame" la intervención de Aizpurúa y ha saludado la actitud de Suárez Illana. "Gracias, compañero, me representas", ha afirmado en su cuenta de Twitter.

Desde la Asociación de Víctimas del Terrorismo, su presidenta, Maite Araluce, ha asegurado, tras escuchar el discurso de Bildu, que "nadie" le vuelva a decir que España "ha derrotado a ETA".

"NO PUEDO DEJAR DE LLORAR"

Araluce ha criticado el discurso de Aizpurúa. "Después de oír a Bildu en el Congreso, no puedo quitarme las imágenes del atentado de mi padre de la cabeza y no puedo dejar de llorar. Que nadie me vuelva a decir que España ha derrotado a ETA", ha manifestado.

En varios momentos durante el turno de palabra de la portavoz de Bildu se ha visto tanto al presidente del PP, Pablo Casado, como a los portavoces parlamentarios de Vox, Iván Espinosa de los Monteros, o de Ciudadanos, Inés Arrimadas, haciendo aspavientos y censurando cada frase de Bildu. "Fascistas" o "terroristas" se ha vuelto a escuchar una y otra vez desde los escaños ubicados a la derecha del Salón de Plenos.

"Nos mataban", ha gritado en un momento determinado el presidente del PP, Pablo Casado, cuando la portavoz de Bildu hablaba de democracia. "¿Pero usted está escuchando? Esto no puede ser", le ha dicho entre gestos Casado al candidato socialista.

Durante su alocución, Aizpurúa ha denunciado la "crueldad" política penitenciaria y, desde la bancada de la derecha, algunos diputados han exigido al ministro del Interior en funciones, Fernando Grande-Marlaska, que tomara nota. "Crueldad es matar a los muertos", ha enfatizado el diputado de Ciudadanos Marcos de Quinto.

LIBERTAD DE EXPRESIÓN

No han sido pocas las veces que la presidenta de la Cámara ha tenido que llamar al orden a sus señorías. "La libertad de expresión es uno de los fundamentos de nuestra Constitución y el pluralismo político, uno de los valores superiores del ordenamiento jurídico", les ha recordado.

El discurso inicial de la diputada de Bildu, sin embargo, ha concluido con gritos de "fuera, fuera" desde la bancada de la derecha. El alboroto no ha cesado durante el rifirrafe de Aizpurúa con Sánchez, especialmente cuando era ella quien tomaba la palabra, lo que ha obligado a Batet a volver a defender la libertad de expresión y a dejar claro que su misión desde la presidencia es garantizarla.

Una vez finalizado el debate entre Sánchez y Aizpurúa, la presidenta ha dado la palabra a Casado, que le ha reprochado que no hubiera llamado al orden a la portavoz de la coalición abertzale por vertir "descalificaciones y conceptos injuriosos contra la instituciones del Estado".

También ha recriminado al candidato socialista que no haya defendido al rey ni a la víctimas del terrorismo, objeto de los ataques, ha dicho, de una de la "intervenciones más nauseabundas" que ha oído jamás en el hemiciclo. "Es infame lo que hemos vivido", ha denunciado.

BORRAR LAS OFENSAS

De su lado, la vicepresidenta segunda del Congreso, Ana Pastor, ha pedido la transcripción del discurso de Bildu para que se borren del Diario de Sesiones las ofensas al jefe del Estado. Durante su etapa como presidenta de la Cámara, Pastor acostumbraba a ordenar que se eliminaran las palabras a su juicio indecorosas que se pronunciaban en el pleno si su autor no accedía a hacerlo motu proprio.

En su respuesta, y después de que la bancada de la derecha coreara Libertad, libertad, Batet ha subrayado que, "por suerte", en España se acabó la época en la que no se permitía la "crítica ni al Gobierno ni a otras instituciones, y ahora se disfruta de una democracia plena". "Y precisamente para garantizar esa democracia plena, tenemos que garantizar la libertad de expresión en el interior de esta Cámara, y eso es lo que va a hacer esta presidencia", ha insistido.

Posteriormente, en los pasillos del Congreso, Aizpurúa ha subrayado que ella solo ha hecho una "crítica política", sin "insultar a nadie", ha enmarcado la actitud de Batet en la "lógica democrática" de una institución como el Congreso y ha anunciado que su formación estudiará los "insultos de grueso calibre" que le han dedicado desde la derecha. Según ha desvelado alguno de sus compañeros, ha escuchado que le gritaban "muérete".

Mientras ella hablaba en la tribuna de oradores, los dos diputados de Vox con familiares asesinados por ETA han preferido abandonar el pleno. La coalición abertzale, que integra a las marcas políticas herederas de la ilegalizada Batasuna, ha venido formando parte del Grupo Mixto en legislaturas anteriores, pero esta vez ha conseguido grupo parlamentario propio.

BLANQUEAMIENTO A LOS HEREDEROS DE ETA

En las filas de Vox hay dos diputados con familiares asesinados por la banda terrorista ETA, el que fuera presidente de la Asociación de Víctimas del Terrorismo entre los años 2004 y 2008, Francisco José Alcaraz, que perdió a un hermano y dos sobrinas en el atentado contra la casa cuartel de Zaragoza de 1987; y el balear Antonio Salvá, padre de un guardia civil asesinado en el último atentado mortal de ETA.

Para no escuchar a la portavoz de Bildu, ambos han decidido abandonar el Salón de Plenos del Congreso y se han quedado en los pasillos de la Cámara en compañía de su presidente, Santiago Abascal. Mientras, en el hemiciclo, la bronca acompañaba la intervención de Aizpurúa.

"No vamos a permitir que se blanquee a los herederos de la banda terrorista", ha escrito en Twitter el líder de Vox, que se ha quejado de que los socialistas hayan "aplaudido a los herederos de ETA una vez que obtienen desde la tribuna el salvoconducto de la banda".

"Pedro Sánchez y el PSOE ya han cruzado todas las líneas rojas de la democracia y de la dignidad. La traición galopa a lomos del socialismo", ha proclamado Santiago Abascal.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Suárez Illana da la espalda a Aizpurúa (Bildu): "He recordado que mi padre me aconsejó que evitara la excrecencia"