POLÍTICA

Bildu pide cambiar el proyecto de gasoducto en Lekunberri por sus "efectos medioambientales"

Ha planteado que se utilice el recorrido del antiguo tren del Plazaola.

Adolfo Araiz, de EH Bildu, durante el debate y votación del plan reactivar Navarra. PABLO LASAOSA
Adolfo Araiz, de EH Bildu, en el Parlamento de Navarra. PABLO LASAOSA

EH Bildu ha pedido al Gobierno de Navarra que deje sin efecto la autorización para el proyecto de gasoducto entre Etxeberri y Lekunberri, advirtiendo de los efectos medioambientales que a su juicio supondría el trazado previsto.

El grupo parlamentario ha explicado que es partidario del proyecto, pero con otro trazado, y, en concreto, ha planteado que se utilice el recorrido del antiguo tren del Plazaola.

Los ayuntamientos de Arakil y Larraun, gobernados por EH Bildu, han presentado un recurso contencioso administrativo contra el proyecto, impulsado por la empresa Nedgia Navarra.

El parlamentario de EH Bildu, Adolfo Araiz, ha afirmado en una rueda de prensa que el trazado previsto atraviesa cinco kilómetros de la zona de especial conservación de Aralar y supondría una "enorme agresión medioambiental".

Además, ha dicho que se prevé talar 5.000 árboles entre hayedos, pinos y robles, "una masa de bosque que ha costado construir más de 500 años".

Araiz ha señalado que el proyecto debería incluir un programa de recuperación ambiental y "eso no existe en estos momentos".

BÚSQUEDA DE FÓRMULAS ALTERNATIVAS

Por ello, ha pedido al Gobierno de Navarra que "deje sin efecto la autorización para este proyecto mientras se resuelve la cuestión judicial o mientras se buscan fórmulas alternativas para dar una solución al problema".

El parlamentario de EH Bildu ha considerado que el Departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Navarra, "en las últimas resoluciones que ha ido adoptando a lo largo de este último año, no ha estudiado con la profundidad que se merece este proyecto y esta zona protegida medioambientalmente".

Adolfo Araiz ha planteado que en torno al recorrido del antiguo del tren del Plazaola existen distintas instalaciones que podrían ser de utilidad para un trazado alternativo. "Hay una tubería que lleva el agua del nacedero de Iribas a Irurtzun y están otras tuberías de otras infraestructuras", ha dicho.

Así, ha señalado que el proyecto de restauración ambiental que se tendría que poner en marcha si se aceptara la alternativa del Plazaola costaría 160.000 euros, mientras que el coste en el trazado autorizado sería de 2,6 millones de euros.

Adolfo Araiz ha esperado que "haya una reacción popular importante contra el proyecto que haga al Gobierno reconsiderar la autorización".

ALCALDES DE ARAKIL Y LARRAUN

Por su parte, la alcaldesa de Arakil, Oihana Olaberria, ha afirmado que el proyecto es "ecológicamente una aberración; técnicamente es la opción más dificultosa, porque atraviesa una zona kárstica; y económicamente dudamos mucho de que sea la más barata".

"Desde Larraun y desde Arakil no nos oponemos al proyecto en sí, pero pensamos que hay una alternativa que es por dónde naturalmente pide el trazado que se vaya. Pedimos que se reconsidere", ha planteado.

El alcalde de Larraun, Mikel Huarte, ha señalado que actualmente hay "un gran equilibrio entre las zonas de hayedo y de pastos, pero esta infraestructura alteraría ese equilibrio y no se podría recuperar".

"Además, no aportaría gas a los concejos por donde pasa, sólo iría a Lekunberri", ha señalado.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Bildu pide cambiar el proyecto de gasoducto en Lekunberri por sus "efectos medioambientales"