PREMIUM  ELECCIONES 26-M

El intento de Barkos por alejarse de Bildu tras 4 años de la mano: "No comparto su visión del terrorismo"

La presidenta del Gobierno cuatripartito sostiene ahora que no cree en la anexión de Navarra al País Vasco pero sí defiende otras fórmulas para aplicar la Transitoria Cuarta.

Uxue Barkos, presidenta del Gobierno de Navarra, comparece en el Parlamento de Navarra. Archivo / PABLO LASAOSA
Uxue Barkos, presidenta del Gobierno de Navarra, comparece en el Parlamento de Navarra. Archivo / PABLO LASAOSA  

La presidenta del Gobierno cuatripartito de Navarra y candidata de Geroa Bai a la reelección, Uxue Barkos, ha afirmado que "de ninguna manera" aceptaría tras las próximas elecciones un "veto" del PSN a EH Bildu para la formación de Gobierno, ni tampoco un veto en sentido contrario, de EH Bildu al PSN.

"Yo, desde luego, no quiero estar en gobiernos que veten", ha afirmado Uxue Barkos en una entrevista concedida a Europa Press en la que la candidata de Geroa Bai ha mostrado su preferencia por repetir la fórmula del cuatripartito para revalidar el Gobierno en la próxima legislatura y ha afirmado que "si el PSN quiere sumarse, bienvenido sea".

Uxue Barkos ha asegurado que "hubiera querido un entendimiento con el PSN, a una con el cuatripartito, desde el día uno de la legislatura que ahora termina y creo que el PSN ha perdido una oportunidad magnífica para haber trabajado desde la oposición un tránsito que le deben a su propia militancia y a sus propios votantes".

"Creo que ese cambio de rumbo que debería haber hecho la dirección del PSN no se ha producido de ninguna de las maneras en estos cuatro años", ha considerado.

Según la jefa del Ejecutivo y candidata, el PSN tiene "la obligación de sumar en progresista, pero en una cosa se equivoca el PSN en estas elecciones, sigue anclado en 2015 y cree que partimos de lo mismo, de una posibilidad de cambio". "Ya ha habido un Gobierno del cambio. Si quiere sumarse, bienvenido sea. Sin vetos de ningún tipo y desde luego sin volver a ninguno de los gestos o de los vicios de Gobiernos anteriores", ha asegurado.

Uxue Barkos ha afirmado que espera "con una enorme ilusión el examen de la ciudadanía" a su gestión en las próximas elecciones forales y ha señalado que tiene "la ambición de poder seguir siendo quien dirija el próximo Gobierno progresista de esta Comunidad".

Sobre el planteamiento que han lanzado algunos de sus socios para que el próximo Gobierno sea de coalición, Barkos ha afirmado que "si lo que se plantea es un Gobierno de reparto de cuotas de poder no voy a estar trabajando en ello y si lo que queremos es compartir responsabilidades, estaré encantada".

"Las fórmulas de Gobierno no son definitivas. Yo no defendería la fórmula que he defendido para estos cuatro años en cualquier circunstancia. Yo defendí esa propuesta porque creí que era la mejor fórmula en ese momento y el tiempo me ha dado la razón. ¿Será la mejor fórmula en la siguiente legislatura? No necesariamente, pero tampoco es ni mucho menos una fórmula a desechar", ha señalado.

Así, a la espera de conocer si ella tendrá "el mandado de la ciudadanía" para presidir el Gobierno, ha afirmado que no le va a "temblar el pulso" para defender la fórmula que considere oportuna.

BARKOS DUDA SOBRE LA CAPACIDAD DE NA+ PARA GOBERNAR

Sobre la posibilidad de que el PSN sea segunda fuerza en las elecciones y la disposición de Geroa Bai a apoyar a la socialista María Chivite como presidenta, Uxue Barkos ha señalado que "Geroa Bai esperará la llamada del PSN, soy poco optimista si atendemos a la historia de Navarra de los últimos cuarenta años, pero Geroa Bai esperará esa llamada y trabajará en consecuencia en las propuestas que se hagan para un Gobierno progresista".

Asimismo Uxue Barkos ha señalado que "las mayorías absolutas no existen en Navarra" y ha considerado, en relación a que Navarra Suma pueda ser primera fuerza, que "tener más votos que los demás no supone tener la capacidad de gobernar, de trabajar y de crear estabilidad para la ciudadanía".

"Ser la primera fuerza no acredita otra cosa que tener una mayor responsabilidad para intentar el diálogo y los acuerdos. Si no se tiene capacidad, no se puede exigir lo que no se es capaz de dar", ha asegurado sobre una posible victoria de Navarra Suma, tal y como vaticinan los sondeos.

EL INTENTO POR DESMARCARSE DE BILDU

Además, ha considerado que "es legítimo pactar con EH Bildu incluso desde la distancia más absoluta en cuestiones como la condena ante el terrorismo o ante cualquier tipo de violencia".

"No comparto eso con EH Bildu. De hecho, además, una parte importante de la historia de Geroa Bai se explica por eso", ha señalado la presidenta que se ha apoyado en la formación abertzale durante cuatro años para mantener su Gobierno cuatripartito.

Según Barkos, "no todo vale, pero en un momento como este, en el que quienes hemos reivindicado siempre que la vía política es la única vía para hacer política y que la violencia no tiene espacio, cuando se dan esas condiciones y a pesar de diferencias tan profundas como esa, hay que intentarlo, aunque no a costa de todo".

"Nunca al Gobierno se le ha puesto en el dilema de condenar o no condenar cuando se ha producido algún tipo de atentado en otros lugares, nunca en el Gobierno se ha suscitado ese dilema, yo no lo hubiera podido admitir. Eso no quiere decir que lo que incluso las leyes legitiman sea despreciable por parte de quien puede tener otros intereses de índole partidaria para poder dejar un poco más troceada la posibilidad de acuerdos entre formaciones", ha señalado.

A continuación, ha apuntado que "tampoco se me ocurre criticar a aquellas partes, no sé si de UPN, pero del PP desde luego, que no critican o no condenan el franquismo". "La ley ampara que no se condene y no lo comparto en absoluto, pero podemos llegar a determinados acuerdos en multitud de ocasiones", ha apuntado.

DENUNCIA UNA "GRAN MENTIRA" SOBRE EL NACIONALISMO

Por otro lado, Barkos ha afirmado que es "una gran mentira" decir que no es compatible ser nacionalista vasco y defender el autogobierno de Navarra.

La presidenta ha criticado que "durante 40 años ha parecido que la defensa del autogobierno estaba estrictamente en la capacidad política de quienes se definían como foralistas españoles". "Nosotros hemos defendido que el autogobierno, independientemente del sentimiento identitario, ha de concretarse y ha de llevarse a cabo con hechos ciertos", ha asegurado.

Tras ello, ha señalado que "no puede llamarse defensor del autogobierno quien pretende llevar a cabo una coalición -Navarra Suma- que entrará en el Parlamento de Navarra a una de las formaciones políticas -Ciudadanos- que con más saña y convicción ha atacado el autogobierno". "Pretender que Ciudadanos va a ser un socio leal en este trabajo es engañarse y probablemente engañar a los votantes de UPN", ha asegurado.

"NUNCA HE CREÍDO EN LA ANEXIÓN"

Sobre la posibilidad de que se active la Disposición Transitoria Cuarta de la Constitución o se abra un debate sobre el estatus de Navarra, Uxue Barkos ha señalado que "en estos momentos no hay una mayoría en Navarra que lo solicite y creo que Navarra tiene otras urgencias, sin ceder nunca esa posibilidad". "Creo que ese debate no existe de manera mayoritaria en estos momentos en la sociedad navarra", ha señalado.

Sobre la relación entre Navarra y Euskadi, Barkos ha señalado que "cuando me preguntan si votaría por la anexión de Navarra a Euskadi yo digo que no".

"Yo nunca he creído en la anexión, pero es que no creo que la única posibilidad de relación de Navarra con otros tres territorios históricos en el Estado sea la anexión. Yo no lo aceptaría. La anexión es lo que es. El sometimiento o la relación por dependencia. Oiga, yo no tengo ninguna dependencia con la Comunidad Autónoma Vasca ni con ninguno de sus territorios. Soy un territorio incluso anterior en la conformación histórica", ha sostenido.

No obstante, sí ha señalado que, en caso de que se activara la Transitoria Cuarta, votaría que sí pero no "a cualquier fórmula" de relación con Euskadi.

"La Transitoria no propone una fórmula de relación concreta. Lo que dice es si ha de existir. El gran engaño que la derecha navarra ha introducido en contra del nacionalismo vasco es hacer creer de verdad que la activación de la Transitoria es preguntar exclusivamente si queremos una anexión. Y creo que ha sido el gran error de los partidos nacionalistas vascos no explicar que esa no es la única fórmula y desde luego no la que yo quiero", ha afirmado.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El intento de Barkos por alejarse de Bildu tras 4 años de la mano: "No comparto su visión del terrorismo"