POLÍTICA

El Gobierno foral afirma que "ninguna persona con derecho a recibir ayuda en vivienda ha sufrido merma"

El consejero Aierdi ha hecho un balance de cómo ha trabajado su departamento durante el estado de alarma.

Imagen de archivo de unas viviendas. ARCHIVO
Imagen de archivo de unas viviendas. ARCHIVO

El consejero de Ordenación del Territorio, Vivienda, Paisaje y Proyectos Estratégicos del Gobierno foral, José María Aierdi, ha manifestado este martes que, durante el estado de alarma decretado por el Covid-19, "ninguna persona con derecho a recibir ayuda existente en vivienda ha sufrido merma en su percepción".

En comisión parlamentaria, Aierdi ha explicado que, en el estado de alarma, el Gobierno foral y el departamento se adaptaron "de manera ágil y flexible para continuar haciendo el trabajo y que la actividad no tuviese un frenazo mayor de la cuenta".

"El Gobierno movilizó los medios técnicos necesarios para que se realizara teletrabajo en los puestos en que fuera posible", ha dicho, para comentar que "durante el estado de alarma en Vivienda y Ordenación del Territorio se han mantenido activos los servicios de atención al público por atención telefónica, por la página web y se han seguido tramitando expedientes".

Ha manifestado Aierdi que "tuvimos claro que la situación de excepcionalidad que estábamos viviendo no debía suponer un perjuicio para las familias inquilinas de alquiler protegido y familias promotoras de proyectos de rehabilitación pendientes de subvención".

"Ninguna persona con derecho a recibir ayuda existente en vivienda ha sufrido merma en su percepción", ha afirmado.

En cuanto a rehabilitación, el consejero ha precisado que "se han aumentado y tramitado hasta 357 expedientes en un mes, una cifra más alta que en el mismo mes del año pasado".

"La dirección de Ordenación del Territorio ha iniciado 41 expedientes en suelo no urbanizable, 8 nuevas modificaciones de PSIS y el servicio de Urbanismo ha intervenido en 75 expedientes informados en distintas fases de tramitación y ha adelantado 37 expedientes de subvenciones de planeamiento a ayuntamientos", ha dicho, para afirmar que el departamento "ha seguido funcionando a un ritmo más intenso".

José María Aierdi ha señalado que el derecho a la vivienda es un "pilar básico" de la ciudadanía y "fuimos conscientes de la importancia de estar cerca de las personas que más lo necesitaban".

Ha recordado que el Ejecutivo foral aprobó el decreto de ley foral del 25 de marzo, "que fue de las primeras iniciativas en el Estado para proteger a las personas más vulnerables en vivienda, con ayudas directas".

Ha explicado así que la concesión de ayudas en los programas EmanZipa y DaVid ha ido creciendo y hasta el 15 de mayo se han dado 396 ayudas, de las que 244 están relacionadas con los supuestos contemplados en el decreto de marzo.

En EmanZipa hay 38 prestaciones aprobadas y 206 en el programa DaVid. "Y se acumulan 2.570 ayudas en lo que va de año", ha afirmado.

Según ha continuado, "otra de las medidas adoptadas fue aumentar hasta el 75 por ciento entre abril y junio la subvención a más de 1.700 de inquilinos y familias que reciben alguna subvención en el conjunto de viviendas de alquiler protegido tanto públicas como privadas".

Ya se empezaron, ha indicado, a partir del 1 de abril, "a los pocos días de aprobarse el decreto".

Ha comentado que "otro recurso activado como respuesta inmediata ante situaciones de urgencia ha sido la habilitación de una treintena de plazas en tres inmuebles para familias en pisos en precarias condiciones, con hacinamiento, problemas de salubridad, convivencia... y ha dado respuesta importante a una cifra numerosa de personas".

Aierdi ha señalado que "la crisis ha impactado de lleno en nuestro modelo económico y social y esta situación nos debe llevar a adaptarnos a una nueva realidad".

Ha abogado por "ganar en cohesión social, igualdad y sostenibilidad" y por "aprovechar la oportunidad de ver los territorios rurales como un espacio más seguro". Y se ha mostrado partidario de "implementar medidas que lo hagan más competitivo".

El consejero ha propuesto, como líneas de trabajo, "ampliar el parque de vivienda asequible por varias vías, apostar por la rehabilitación energética de edificios del parque público y privado, identificar y captar vivienda vacía para movilizarla o modificar normativas que favorezcan un parque de vivienda suficiente y asequible".

"Será una agenda abierta en un escenario cambiante", ha dicho, para indicar que "será en el proceso de elaboración del plan Reactivar Navarra, entre todos vamos a empujar para que la vivienda sea una de las prioridades del plan".

El parlamentario de Navarra Suma Jorge Esparza ha señalado que, en vivienda, "Navarra tiene hoy las peores ayudas de toda España para afrontar la crisis del coronavirus". Y ha criticado que son de las ayudas más bajas y que en otras CCAA hay ayudas hasta de 900 euros.

"Los últimos son País Vasco y Navarra con 250 euros al mes y los criterios para acceder son en Navarra mucho más restrictivos", ha apuntado, para censurar que "no he escuchado ni un compromiso de cuánto va a incrementar el parque público".

La socialista Arantza Biurrun ha realizado una valoración "positiva" de la gestión del departamento desde el estado de alarma por la "rapidez" de las respuestas y por las medidas concretas adoptadas. "La red de protección en materia de vivienda pone de manifiesto la sensibilidad del Gobierno que ha tejido una malla de prioridades solidarias", ha comentado, para incidir en que se han adoptado medidas "correctas".

La parlamentaria de Geroa Bai Ana Ansa ha dado las "gracias" por el trabajo realizado desde el departamento, "trabajando de forma muy activa". "Todo el trabajo previo ha hecho que se haya dado una respuesta en tiempo y forma", ha manifestado, para comentar que aún así "no podemos caer en la autocomplacencia" y que habrá que seguir trabajando porque "la sombra de la crisis es muy larga".

Por su parte, Maiorga Ramírez, ha señalado que, sobre la vivienda, "no podemos caer en autocomplacencias porque se están viviendo situaciones trágicas y ha sido una muestra evidente de las desigualdades existentes en la sociedad". Ha señalado que este departamento ha cobrado "mayor dimensión" en esta situación y ha destacado la importancia de un censo de viviendas vacías.

El portavoz de Podemos, Mikel Buil, ha mostrado su "satisfacción" por las medidas adoptadas, por "cómo se ha encarado esta crisis, por la rapidez". "Veníamos de cuatro años de leyes progresistas", ha puesto en valor, para señalar que "nos preocupa cómo va a evolucionar esta situación" y "vamos a estar trabajando para favorecer políticas de mantenimiento, acceso, realojo...".

Finalmente, Marisa de Simón, de I-E, que ha destacado "la importancia de garantizar el derecho subjetivo a la vivienda", ha indicado que "los efectos de la Covid-19 han sido muy duros para una parte de la ciudadanía y en particular ha afectado a la capacidad de acceso a la vivienda de muchas familias". "Se ha de avanzar más en el desarrollo de las leyes y tiene que ver con el aumento de la vivienda en alquiler", ha dicho.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El Gobierno foral afirma que "ninguna persona con derecho a recibir ayuda en vivienda ha sufrido merma"