SOCIEDAD

Primera reunión del Foro de la Vivienda con agentes del sector para analizar la situación en Pamplona

Busca promocionar vivienda de alquiler, paliar la falta de suelo, abordar nuevos desarrollos e incidir en los cambios normativos en habitabilidad.

Reunión del Foro de la Vivienda en Pamplona. Cedida Ayuntaminto de Pamplona.
Reunión del Foro de la Vivienda en Pamplona. Cedida Ayuntaminto de Pamplona.  

El Ayuntamiento de Pamplona ha convocado este sábado la primera reunión del Foro de Vivienda, un espacio de análisis que busca garantizar el derecho de la población a disfrutar de una vivienda digna en condiciones adecuadas, atendiendo a la diversidad de su situación familiar, económica y social.

En ese espacio se ha revisado la situación general y se han apuntado las líneas estratégicas de la política municipal sobre vivienda, unas líneas que pasan por la necesidad de impulsar el alquiler, tanto público como privado, paliar la falta de suelo desarrollado para atender la demanda existente y avanzar en los espacios de la ciudad cuyo planeamiento urbanístico está pendiente.

Como primer punto, los responsables municipales han desarrollado las principales propuestas realizadas a Gobierno de Navarra sobre las necesidades específicas de Pamplona en el proceso emprendido por el Ejecutivo para cambiar la normativa foral de habitabilidad, una legislación que data del año 2004 (modificada en 2006).

En la sesión del Foro de Vivienda han participado el alcalde de Pamplona, Enrique Maya; el concejal delegado de Urbanismo, Vivienda y Sanidad, Juan José Echeverría; el director de la misma área, Fernando Nagore; el responsable de la Oficina de Rehabilitación, Alberto Calvo, Y Laura Itoiz de la Oficina de Vivienda del Ayuntamiento de Pamplona.

Además, habían sido invitados a tomar parte representantes de grupos municipales, de la Dirección General de Vivienda del Gobierno de Navarra, del Colegio Oficial de Arquitectos Vasco-Navarro, de la Asociación de Constructores y Promotores de Navarra, de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca de Navarra, del Colegio de Administradores de Fincas de Navarra, de la Asociación de Consumidores de Navarra Irache y de la Asociación Red Navarra de Lucha contra la Pobreza y Exclusión Social.

El Ayuntamiento de Pamplona quiere incluir las necesidades específicas de la ciudad en la modificación de la normativa foral de habitabilidad que prepara el Ejecutivo e impulsar la adaptación del planeamiento para facilitar la adecuación de las viviendas de Pamplona a condiciones de habitabilidad, accesibilidad y sostenibilidad.

La exigencia de condiciones de habitabilidad suficiente en las viviendas deriva del derecho de los ciudadanos a disfrutar de una vivienda digna, pero en algunos casos, la aplicación estricta de los mínimos que baraja el Ejecutivo ya está planteando problemas en viviendas ya edificadas de Casco Antiguo, Ensanches u otros espacios como Milagrosa o Txantrea lo que, para el Ayuntamiento, da la espalda a la realidad social y económica de la ciudad.

El Gobierno de Navarra, que es quien posee competencias en la tramitación de las cédulas de habitabilidad, trabaja en la modificación del Decreto Foral vigente desde el año 2004 que regula sus condiciones mínimas, con una modificación de 2006; una normativa que tuvo en su momento cierta contestación social.

Ello provocó que en 2008, contando con el consenso de todos los grupos políticos el Consistorio, propusiera a Gobierno Navarra cambios en la normativa foral que, entonces, no fueron tenidos en cuenta. De nuevo el Ayuntamiento de Pamplona presentara un documento como propuesta de modificación del Decreto de Habitabilidad con criterios similares a los de 2008 y teniendo en cuenta la importante incidencia de las nuevas regulaciones aprobadas en estos años que inciden en la habitabilidad.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Primera reunión del Foro de la Vivienda con agentes del sector para analizar la situación en Pamplona