PAMPLONA

Bildu pide que se constituya un grupo de trabajo en Pamplona sobre la oferta lingüística en escuelas infantiles

La coalición abertzale también se cuestiona "la interpretación que de los datos hace el equipo de Gobierno".

El concejal de EH Bildu Joxe Abaurrea y el ex alcalde de Pamplona Joseba Asirón hablan durante la celebración de un pleno. PABLO LASAOSA
El concejal de EH Bildu Joxe Abaurrea y el ex alcalde de Pamplona Joseba Asirón hablan durante la celebración de un pleno. PABLO LASAOSA  

El grupo municipal de EH Bildu en el Ayuntamiento de Pamplona ha reclamado al equipo de Gobierno municipal que "constituya ya el grupo de trabajo reclamado por la mayoría del pleno para abordar la oferta lingüística en las escuelas infantiles".

Además, EH Bildu ha pedido que en la primera reunión de este grupo "se cite a los responsables de la empresa Mercatec para que expliquen los datos de la encuesta que han presentado, pero también que respondan a las preguntas sobre su metodología y tesis de partida".

EH Bildu ha señalado en una nota que esta encuesta "implicó la reprobación del concejal de Educación, Fernando Sesma, por negar la información a los grupos aún en contra de un informe del secretario del Pleno" y ha afirmado que "ni siquiera una encuesta deslegitimada por su oscurantismo, dirigida respecto a sus tesis de partida y su plantemiento, y cocinada respecto a los resultados, puede ocultar que el 36% de la población de Pamplona quiere que sus hijos acudan a escuelas infantiles en euskera o con euskera".

La coalición abertzale ha afirmado que "ese dato, que imaginamos ha dolido mucho a la derecha, está muy cerca de la oferta que el Gobierno del cambio puso en marcha la legislatura pasada y que fue atacada sin piedad por quienes hoy gobiernan".

"Incluso los resultados de esta encuesta, insistimos deslegitimada y precocinada, dejan en evidencia que la oferta del 11% de plazas en euskera que la derecha impuso durante 39 años a la ciudadanía y a la que ahora quiere regresar, no es sino un desprecio hacia esa lengua, hacia las familias que desean que sus txikis la conozcan, una negación de la realidad plural de esta ciudad y, en definitiva, la prueba más gráfica de su euskarafobia", ha añadido EH Bildu.

Respecto a la gestión que de esta encuesta ha hecho el Gobierno municipal, la coalición abertzale ha criticado el "oscurantismo con el que se ha trabajado no solamente en la fase de desarrollo, en la que se negó a los grupos de la oposición información clave como la ficha, el cuestionario o el plan de análisis, sino también respecto a su finalización, presentada públicamente sin entregarla a la oposición, sin analizarla previamente y aprovechando la actual crisis sanitaria en la que los grupos municipales hemos cerrado filas para afrontar como prioridad absoluta la emergencia social que conlleva".

Además, EH Bildu ha cuestionado "tanto la génesis como el planteamiento de esta encuesta". "Hay que recordar que el encargo partió de una persona, la actual directora de Educación, implicada judicialmente en el contencioso de la legislatura pasada y que lo hizo, además, imponiendo los postulados que ella y otras personas defendían", ha señalado coalición.

A esto, EH Bildu ha añadido que, "una vez revisados los resultados, se une un segundo hecho que tiene que ver con el planteamiento y deslegitima los resultados: el trabajo se ha sustentado en el paradigma falso de que existieran en Pamplona tres modelos lingüísticos (castellano, inglés y euskera) cuando la realidad es que en las escuelas infantiles municipales sólo existen dos modelos de inmersión (castellano y euskera)".

"Meter la variable del inglés, cuando no se educa en esta lengua sino que simplemente se hacen actividades aisladas, responde a la vieja estrategia de la derecha de querer equiparar el euskera con una lengua extranjera para arrinconarlo y eliminarlo", ha asegurado.

Finalmente, desde EH Bildu también se cuestiona "la interpretación que de los datos hace el equipo de Gobierno".

"El tripartito de derechas limita al 22% la demanda de euskera en escuelas infantiles tratando de justificar así los recortes y reversiones que quiere imponer. Esa es la cifra que le interesa, pero esconde que en realidad si se tienen en cuenta las tres variables con las que Mercatec ha trabajado, la cifra real sería un 36% de familias que quieren que sus txikis se eduquen en euskera o con euskera (13% solo euskera, 10% euskera-inglés, 8% de castellano-euskera y 5% trilingüe)", ha asegurado la coalición soberanista.

EH Bildu ha sostenido que "lo que está claro es que ni siquiera esta encuesta, insistimos que deslegitimada, dirigida y cocinada, avala la estrategia del tripartito de derechas de revertir los cambios en escuelas infantiles sino todo lo contrario, respalda, en cuanto al fondo, las decisiones que tomó el gobierno del cambio la pasada legislatura adecuando la oferta municipal a la demanda real de la ciudadanía".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Bildu pide que se constituya un grupo de trabajo en Pamplona sobre la oferta lingüística en escuelas infantiles