PREMIUM  PAMPLONA

El vandalismo de la izquierda abertzale tiñe las fiestas de San Fermín de Aldapa con una sucesión de proclamas etarras

El cuatripartito ha consentido la colocación de pancartas en favor de los terroristas y se han acompañado con pintadas vandálicas.

Las consignas proetarras que el cuatripartito ha consentido en el casco antiguo de Pamplona durante San Fermín Chiquito.
Las consignas proetarras que el cuatripartito ha consentido en el casco antiguo de Pamplona durante San Fermín Chiquito.  

El casco antiguo de Pamplona ha amanecido este sábado forrado de carteles y pintadas en favor de ETA. Se ha llegado así al punto álgido de una guerra de pintadas que se ha venido desarrollando en la capital navarra durante las últimas semanas y que el Ayuntamiento gobernado por el cuatripartito ha avivado incluyendo proclamas en favor de los terroristas en instalaciones y publicaciones municipales.

El repunte de actos vandálicos ejecutados desde la izquerda abertzale ha tenido su máxima expresión con la colocación de decenas de pancartas y carteles en las calles del casco antiguo de Pamplona, aprovechando la celebración de las fiestas de San Fermín de Aldapa. Además se cuentan por decenas los comercios y portales de viviendas particulares que se han encontrado este sábado con sus fachadas cubiertas de proclamas enalteciendo a los asesinos de la banda terrorista ETA.

PROPAGANDA TERRORISTA EN EL PROGRAMA DE FIESTAS

El enaltecimiento terrorista ha llegado hasta espacios públicos como el escenario central de las fiestas de San Fermín Chiquito, ubicado en el aparcamiento de la zona de huertas de Santo Domingo. El consistorio que rige Bildu, con los apoyos de Geroa Bai, Aranzadi-Podemos e Izquierda-Ezkerra, ha permitido que las vallas de protección luzcan estas fiestas con carteles que reclaman el acercamiento de etarras condenados por la Justicia. De hecho, una de las imágenes que más desazón ha causado en buena parte de la opinión pública ha sido la celebración de actos infantiles con este tipo de proclamas como telón de fondo.

El apoyo a ETA se ha extendido también al programa de fiestas de San Fermín de Aldapa con la complicidad del alcalde Joseba Asirón, que ha permitido que se incluyan a toda página claros y explícitos contenidos referente a etarras y a la banda terrorista. Se han incluido cuatro anuncios e imágenes que acompañan el guión de las actividades, en las que este año ha participado activamente el Consistorio. Los partidos de la oposición han lamentado profundamente esta imposición del equipo de gobierno, e incluso los partidos que forman el cuatripartito, como Geroa Bai e Izquierda-Ezkerra, han desaprobado la maniobra de Asirón.

CONDENA DE UNOS ACTOS VANDÁLICOS Y VISTA GORDA SOBRE OTROS

La guerra de pintadas se ha ido extendiendo a lo largo de las últimas semanas en Navarra. Las fiestas de Berriozar fueron uno de los claros referentes con varios carteles haciendo apología de ETA y enalteciendo al asesino que mató al concejal de Pamplona Tomás Caballero y al subteniente Francisco Casanova.

Estas pintadas han tenido su respuesta vandálica con otros 'graffitis' que han pintado la bandera de España sobre la placa en memoria de los fusilados en la Guerra Civil instalada en la Vuelta del Castillo y sobre otra placa en recuerdo a Germán Rodríguez, fallecido en los altercados entre las peñas de Pamplona y la policía en los incidentes de los Sanfermines de 1978.

Cuando se inició esta oleada de vandalismo, el Gobierno de Navarra sustentado en el cuatripartito decidió reunirse de urgencia y condenar únicamente los ataques al monumento a Germán Rodríguez, omitiendo el resto de proclamas y pintadas en favor de ETA que se siguen extendiendo por la capital navarra y el resto de localidades de la zona.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El vandalismo de la izquierda abertzale tiñe las fiestas de San Fermín de Aldapa con una sucesión de proclamas etarras