PREMIUM  PAMPLONA

Pamplona colocará trampas para frenar el avance de uno de los insectos más peligrosos de Asia

A principios de 2018, el Ayuntamiento colocó 3 trampas en el cementerio como prueba piloto y se capturaron 10 reinas.

Actuacción de los bomberos para retirar un panal de avispas en la Rochapea, en Pamplona. MIGUEL OSÉS
Actuacción de los bomberos para retirar un panal de avispas en la Rochapea, en Pamplona. MIGUEL OSÉS  

El Ayuntamiento de Pamplona va a seguir colocando trampas especialmente diseñadas para la captura de la avispa asiática ya que los datos recopilados durante la campaña 2019/20 indican que a día de hoy los nidos detectados se han reducido un 70% con respecto al ciclo 2018/19.

En estas mismas fechas el año pasado fueron detectados 89 nidos (99 a final de la temporada en el mes de marzo) y actualmente se han contabilizado 33. Todos estos datos han sido ofrecidos hoy en la Comisión de Urbanismo por el concejal especial de Sostenibilidad y Sanidad, Fernando Villanueva.

Las trampas está previsto que se coloquen entre febrero y marzo, ya que es el momento en el que las reinas salen de sus refugios, tras la hibernación, para constituir los denominados nidos primarios que albergan las nuevas colonias.

En estos nidos primarios ponen los huevos de los que salen una veintena de obreras entre abril y marzo. De mayo a junio las colonias se trasladan a una zona menos expuesta, creando los llamados nidos secundarios de donde emergen hasta 1.000 o 1.5000 nuevas obreras. Posteriormente, a finales de verano, salen los machos y entre 100 y 300 hembras por nido de las que entre el 1% y el 3% sobrevive al invierno.

Las hembras fecundadas se dispersan a partir de agosto hasta octubre. Por último, a finales de octubre la colonia dejar de estar activa y la reina muere. Con este sistema, por cada reina capturada en el periodo de trampeo se evita la creación de una nueva colonia.

30 TRAMPAS PARA CONTROLAR TODO EL AÑO

A principios de 2018, el Ayuntamiento colocó 3 trampas en el cementerio como prueba piloto. Se capturaron 10 reinas y se comprobó que podía ser efectivo. El año pasado ya se implantó un sistema más amplio en distintas zonas. Se colocaron 30 trampas entre febrero y junio que fueron revisadas y controladas en 7 ocasiones, cada 15 días aproximadamente. En las 213 inspecciones fueron capturadas 398 avispas, presumiblemente reinas. Las trampas están conformadas por recipientes en los que se vierte líquido especial que atrae a estos animales. Se colocan generalmente en árboles, en lugares en donde presumiblemente existen reinas hibernando.

En el periodo entre mayo, fecha en la que se detectó el primer nido primario de comienzo de ciclo, y principios de noviembre, cuando la temperatura descendió en Pamplona a los 0 grados, se detectaron 22 nidos, de los que 16 fueron retirados por personal especializado y con la ayuda de una plataforma elevadora. Los 6 restantes, eran antiguos o se les aplicó un tratamiento específico in situ para convertirlos en inactivos.

En la segunda fase, de noviembre a enero de este año, se hallaron 10 nidos que no han sido retirados ya que en esas fechas están inactivos y no suponen un riesgo para la población. Como indica el protocolo sí fueron marcados y están siendo controlados.

Con estos datos, el Parque de Desinfección va a continuar realizando una labor similar de colocación de trampas al mismo tiempo que mantiene la alerta ante la evolución de la especie y los nuevos métodos que se van implantando. La avispa asiática fue detectada en Navarra en 2010. Desde entonces, no han dejado de adaptarse ni la especie ni los métodos para combatirla.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Pamplona colocará trampas para frenar el avance de uno de los insectos más peligrosos de Asia