PREMIUM  PAMPLONA

Pamplona cambiará 180 pasos de peatones que no cumplen la normativa en diferentes barrios de la ciudad

El Ayuntamiento encargó una auditoría que estudió los 2.609 pasos de peatones existente en Pamplona y constató que el 60% (1.566) incumplen la nueva norma.

La calle Iturrama. ARCHIVO
La calle Iturrama. ARCHIVO  

El Ayuntamiento de Pamplona va a invertir este año 196.932,53 euros (IVA incluido) para mejorar un máximo de 180 pasos de peatones que no cuentan con cinco metros previos libres como marca la nueva Ordenanza de Movilidad, además de para impulsar otras acciones complementarias de calmado de tráfico como colocación de reductores de velocidad o la instalación de nueva señalización.

La Junta de Gobierno Local ha aprobado este lunes las condiciones particulares del contrato y la adjudicación de las obras a Tevaseñal, ha informado el Consistorio en un comunicado.

El Ayuntamiento encargó una auditoría que estudió los 2.609 pasos de peatones existente en Pamplona y constató que el 60% (1.566) incumplen la nueva norma ya que cuentan con elementos que dificultan la visión que tienen las personas conductoras de quienes están atravesando los pasos.

El Ayuntamiento comenzará a actuar en los pasos considerados más peligrosos ya que se ha dado prioridad a los que tienen mayores problemas de visibilidad. Los primeros trabajos se realizarán en el barrio de Iturrama para continuar en el Ensanche, estudiando paso por paso para centrarse en este primer contrato en aquellos que claramente incumplen la ordenanza.

Las obras consistirán principalmente en labores de fresado y pulido de la calzada para pintar posteriormente los espacios de acuerdo a la normativa. En el espacio liberado se crearán nuevos aparcamientos para motocicletas. Además, se colocarán separadores para marcar el perímetro y evitar que los vehículos ocupen espacios prohibidos para ellos. Por último, se indicarán los distintos tipos de aparcamientos mediante señales verticales.

De manera paralela a este contrato, el Ayuntamiento trabajará para modificar las paradas de autobús urbano que están ocupando los cinco metros que deberían quedar libres con la nueva norma. Se estudiarán las mismas zonas que para los pasos de peatones, por lo que se comenzará por las paradas de Iturrama.

A la licitación adjudicada este lunes fueron invitadas cinco empresas y en la valoración se otorgaron hasta 90 puntos teniendo en cuenta la proposición económica y hasta 10 puntos por un criterio de carácter social. La adecuación de todos estos tramos de la vía no puede acometerse dentro del contrato vigente de mantenimiento ordinario de señalización horizontal y vertical, ni por la cuantía económica ni por la naturaleza de las actuaciones necesarias, por lo que se ha aprobado un contrato independiente.

DISTINTAS ACTUACIONES

En el contrato adjudicado se marcan diferentes tipos de actuaciones diferentes. Sobre los pasos de peatones se realizarán reformas diferentes a las que se unirá la creación un paso de peatones inteligente media leds en el asfalto. Además, se ejecutarán reductores de velocidad y bandas reductoras de caucho, se suministrarán e instalarán nuevas señales en 10 zonas y se comprará un cinemómetro.

Por ejemplo, se va a actuar en pasos de peatones para dejar libres los cinco metros que marca la norma y continuar con espacios para aparcamientos de vehículos en semibatería, en batería y en línea. En la zona liberada se dejará sin ocupar la parte indicada en la ordenanza y el resto será ocupada, en algunos casos, por aparcamientos para tres motocicletas y en otros para seis bicicletas. El coste de actuación en cada paso de peatones oscilará entre los 584,22 y los 742,08 euros.

Se instalarán reductores definidos como 'cojín berlinés' con un precio de 950,88 euros por unidad. Dentro de las actuaciones de calmado de tráfico, también se colocarán bandas reductoras de caucho negro con un coste de 714,16 euros cada una. Para marcar las zonas 10 se colocarán señales de aluminio en las que se dejará clara que la preferencia es peatonal y que las bicicletas deben de dejar espacio de seguridad cuando circulen junto a peatones.

En el cinemómetro para medir la velocidad, el Ayuntamiento invertirá 20.950 euros. Por último, la creación de un paso de peatones inteligente, que contará con un sistema de iluminación mediante luces leds integradas en el asfalto que se encenderá con la presencia de peatones, tendrá un coste de 7.700 euros.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Pamplona cambiará 180 pasos de peatones que no cumplen la normativa en diferentes barrios de la ciudad